Mejor descanso

Estos son los alimentos que no hay que comer a la noche si querés dormir bien, según la ciencia

La calidad de tu sueño puede verse afectada por lo que comés antes de acostarte.

En esta noticia

La ciencia revela que tu elección nocturna puede afectar significativamente la calidad de tu sueño. No dormir bien se convirtió en uno de los problemas más extendidos en la sociedad actual

El estrés y los trastornos mentales como la depresión o la ansiedad impiden conciliar el sueño por las noches

El insomnio es uno de los motivos más repetidos por el que acuden los pacientes al psicólogo. Pero, ¿sabías que lo que comés antes de acostarte puede ser parte del problema?

Activá la hormona de la felicidad: los hábitos sencillos que cambiarán tu estado de ánimo todos los días

Los probióticos que te van a hacer bajar de peso después de los 50 años: en qué alimentos los podés encontrar

Cómo afecta al insomnio una de las infusiones más consumidas del mundo 

La cafeína, un compuesto químico presente en una variedad de alimentos y bebidas, ejerce un efecto estimulante en el sistema nervioso central, lo que puede afectar la capacidad de conciliar el sueño durante la noche. 

Si bien el café es la fuente más comúnmente asociada con la cafeína, también se encuentra en otros productos de consumo diario, como el cacao, el té, la guaraná y la nuez

  Evitá la cafeína, ya que puede interferir con tu capacidad para descansar correctamente (Fuente: Pixabay)  

Según un artículo del sitio Alimente+, estos alimentos, a menudo consumidos sin considerar su contenido de cafeína, pueden contribuir a mantenernos despiertos más tiempo de lo deseado, especialmente si se ingieren cerca de la hora de dormir. 

La presencia de cafeína en estos alimentos, aunque en cantidades variables, puede tener un impacto acumulativo en el ciclo de sueño-vigilia, lo que hace importante considerar su consumo y horario de ingesta para favorecer un descanso óptimo.

Estos son los alimentos que tenés que evitar antes de dormir

El chocolate negro, tan tentador después de la cena, puede ser contraproducente si buscás un buen descanso nocturno. ¿Por qué? Porque el cacao contiene cafeína, y cuanto más oscuro sea el chocolate, más cafeína tendrá.

Según la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), una barra de chocolate negro de 50 gramos puede contener alrededor de 20 miligramos de cafeína.

  • Sin embargo, el consumo moderado de cacao puede ser beneficioso para la salud cardiovascular debido a sus antioxidantes, como las catequinas.

    Estos compuestos ayudan a combatir el estrés oxidativo en el cuerpo, reduciendo el riesgo de enfermedades cardiovasculares y promoviendo una mejor salud del corazón a largo plazo.

  • Además, investigaciones sugieren que el chocolate puede reducir el riesgo de mortalidad hasta en un 10%, especialmente en mujeres posmenopáusicas, al disminuir el riesgo de enfermedades cardíacas y algunos tipos de cáncer.

     Evitar el chocolate después de las 5 de la tarde puede facilitar conciliar el sueño (Fuente: archivo)

    Los antioxidantes presentes en el chocolate pueden ayudar a proteger contra el daño celular y reducir la inflamación en el cuerpo, lo que contribuye a una mejor salud general y a una mayor longevidad.

  • El chocolate también es una buena fuente de vitamina B2 (riboflavina) y magnesio, y puede mejorar el estado de ánimo al estimular la liberación de serotonina, conocida como la hormona de la felicidad.

    Estos nutrientes juegan un papel importante en el funcionamiento adecuado del sistema nervioso y pueden ayudar a reducir el riesgo de depresión y ansiedad, promoviendo una sensación general de bienestar y satisfacción.

Salud y bienestar: los consejos para un mejor descanso nocturno 

Asegurate de tener un buen descanso nocturno, es fundamental para tu salud y bienestar general. A continuación, algunos consejos para mejorar la calidad de tu sueño:

  • Establecé una rutina de sueño: tratá de acostarte y levantarte a la misma hora todos los días, incluso los fines de semana. Esto ayuda a regular tu reloj interno y a mejorar la calidad de tu sueño.
Mantener horarios regulares para tus actividades diarias puede ayudar a regular tu ciclo de sueño-vigilia (Fuente: Pexels)
  • Evitá la cafeína y el chocolate después de las 5 de la tarde: consumir estos alimentos antes de dormir puede dificultar conciliar el sueño. Optá por infusiones sin cafeína o alimentos ligeros si tenés hambre antes de acostarte.

  • Creá un ambiente propicio para dormir: mantené tu habitación oscura, fresca y tranquila. Usá cortinas opacas, ajustá la temperatura ambiente y considerá el uso de tapones para los oídos si hay ruidos molestos.
  • Limitá el uso de dispositivos electrónicos antes de dormir: la luz azul emitida por teléfonos, tabletas y computadoras puede interferir con la producción de melatonina, la hormona que regula el sueño. Tratá de desconectar al menos una hora antes de acostarte.

El desayuno más sano de todos se prepara en minutos: es ideal para los celíacos y los intolerantes a la lactosa

Agua de chía: cómo se prepara la bebida que podés tomar todos los días para activar el metabolismo

  • Hacé ejercicio regularmente: el ejercicio regular puede mejorar la calidad de tu sueño, pero evitá hacerlo demasiado cerca de la hora de dormir, ya que puede aumentar tu energía y dificultar conciliar el sueño.

  • Mantené una dieta equilibrada: una dieta rica en frutas, verduras, granos enteros y proteínas magras puede promover un sueño más reparador. Evitá las comidas pesadas y grasas antes de acostarte, ya que pueden causar malestar estomacal y dificultar conciliar el sueño.

Antes de realizar o modificar un plan alimenticio, se recomienda consultar con un especialista.


Temas relacionados
Más noticias de ciencia

Las más leídas de Clase

Destacadas

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.