AHORRISTAS

El dólar colchón, un negocio cada vez peor: por qué razón y cuánto se pierde al año

La inflación interanual de Estados Unidos no para de crecer; esto genera que ahorrar en dólar colchón (con el dinero guardado en vez de estar invertido) sea uno de los peores negocios posibles.

La inflación no para de subir en Estados Unidos. En febrero, la tasa interanual se ubicó en el 7,9%, la cifra más alta en cuarenta años, de acuerdo a lo informado por la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS, según sus siglas en inglés).

Con estos niveles de inflación, la devaluación de la moneda estadounidense transforma a la opción del llamado dólar colchón en un negocio cada vez peor. Los dólares guardados y no invertidos en ningún tipo de instrumento financiero, tienen cada vez menos poder de compra y su valor se erosiona mes a mes.

Dólar blue hoy: a cuánto cotiza este jueves 17 de marzo

Cómo invertir en tiempos de alta inflación: los consejos de Elon Musk y Warren Buffett

Para muestra basta un simple cálculo: por la inflación que arrastra EE.UU. en la última década, una persona que en octubre del 2020 consiguió u$s 10.000 y los guardó en un colchón perdió aproximadamente u$s 620 en el tiempo que tuvo ese dinero sin trabajar -lo que equivale a unos $ 62.000 a tipo de cambio oficial o $ 124.000 en cambio alternativo-.

DÓLAR COLCHÓN: CUÁNTO PERDÉS POR AÑO

Ahora, si se toma la inflación que hubo en Estados Unidos durante los últimos diez años (la cual es del 22% aproximadamente) entonces se ve como estos números se vuelven mucho más importantes.

Partiendo del mismo ejemplo que antes, una persona que en 2011 consiguió u$s 10.000 y decidió guardarlos en un colchón para sacarlos a día de hoy se va a encontrar que los mismos equivalen a unos u$s 7800, por lo que perdió unos u$s 2200 en el proceso.

Cabe destacar que esta comparación se realiza solo en los ahorristas que utilizan el dólar como principal forma de ahorro, ya que si se compara con quienes ahorran en pesos entonces no hay duda de cuál de las dos monedas tuvo mayor rentabilidad (en los últimos 10 años el peso a valer más de 40 veces menos).

DÓLAR COLCHÓN: CÓMO LE FUE CONTRA OTRAS FORMAS DE AHORRO

Y mientras que el dólar colchón es el claro ganador frente al peso, el hecho de que sea una forma de ahorro que lleva a la pérdida del valor a mediano y largo plazo lo vuelve una opción poco atractiva para la mayoría de las personas -y en especial para quienes cuentan con un flujo importante de dinero-.

Esto se vuelve aún más evidente si se lo compara con otros métodos de ahorro que fueron apareciendo durante los últimos 10 años, desde bonos del Tesoro de los Estados Unidos hasta inversiones en criptomonedas que se volvieron exponencialmente más valuadas con el paso del tiempo.

Partiendo nuevamente del mismo ejemplo con u$s 10.000, si los mismos hubiesen sido invertidos en un bono a diez años del Tesoro de los Estados Unidos (el cual en 2011 tenía un retorno del 2%), a día de hoy serían unos u$s 12.000.

En el caso de una criptomoneda como es el Bitcoin (BTC) la diferencia es extremadamente más grande, ya que en 2011 este activo valía u$s 2 y a día de hoy llegó a tener un valor récord de u$s 66.000. Esto significa que unos u$s 10.000 invertidos en Bitcoin en 2011 hoy en día valdrían u$s 330 millones aproximadamente.

Criptomonedas: cuáles son las estafas más comunes y cómo reconocerlas

Elon Musk y su curiosa teoría sobre el creador del Bitcoin

LOS 15 LUGARES DONDE NUNCA DEBEN GUARDARSE LOS DÓLARES

  • Cajones o cajas de zapatos
  • Debajo del colchón
  • Enterrados
  • En un altillo (menos en verano)
  • En el freezer
  • En una pared hueca
  • Debajo de una tabla del piso de madera
  • En un lugar con humedad
  • En el baño
  • En lugares que pueden inundarse o mojarse
  • En donde estén expuestos a los rayos del sol
  • Donde puedan estar expuestos a mucho calor, por ejemplo, cerca de una estufa
  • Cerca de lugares donde puedan estar al alcance de bichos e insectos (garage, galpón)
  • En sobres de papel
  • Junto a lapiceras


Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios