Contexto de elecciones

Ahorrar en época electoral: consejos para tomar buenas decisiones

Tras la debacle de las PASO 2019 todavía quedan heridas en los inversores. Algunos consejos para sobrellevar la incertidumbre electoral y cuidar el valor de los ahorros.

Tomar decisiones sobre los ahorros en un país como la Argentina no es fácil dada nuestra trayectoria de inestabilidad, cambios constantes en las reglas de juego y una realidad inflacionaria y cambiaria que nunca nos deja dormir en paz. Si, además, debemos hacerlo en un contexto electoral, al combo hay que agregarle dosis inusitadas de incertidumbre, entre otras cosas por la fuerte incidencia que tiene la política doméstica en las variables económicas.

Las últimas elecciones PASO 2021 son un muestrario concentrado de esta realidad. Los bruscos cambios que atravesó el mercado en los días previos, pero sobre todo, en las horas posteriores a que se conociera el resultado de las primarias, son la prueba.

Los inversores ya venían muy cautelosos en base a cierta memoria emotiva de la experiencia de las PASO 2019, cuando se generó una pérdida del 30% en bonos y del 50% en acciones, tras el resultado de aquellas primarias.

Súper cepo al dólar: una por una, todas las restricciones vigentes y qué alternativas quedan

Ese antecedente se reactivó en las últimas PASO 2021 y se verificó inmediatamente en la evolución del tipo de cambio. Veníamos de un período de cierta paz cambiaria administrada por el Banco Central, apalancada todavía por la holgura estacional de la liquidación de la cosecha, que mutó luego hacia un mayor apetito por la dolarización.

Cuando las elecciones se aproximaron más, hubo una posición todavía más cautelosa, es decir que el mercado no apostaba a una derrota del oficialismo. Pero los resultados sorprendieron a los inversores. Y uno hubiese esperado, sobre todo con el triunfo opositor en la Provincia de Buenos Aires, un rally más positivo.

Ocurrió que inmediatamente aparecieron dudas del tipo: ¿y si el Gobierno procesa la derrota con una radicalización de sus posiciones? Así, cada episodio o declaración en los días subsiguientes, sean las cartas de renuncia de funcionarios, la crisis entre Cristina y Alberto y el reperfilamiento del Gabinete, solo provocaron más incertidumbre.

Ahora nos encontramos como a mitad del río, entre el resultado de las primarias y las generales del 14 de noviembre.

¿Qué hay ver, en qué hay que detenerse en medio de tantas señales?

La lectura de fondo es que no se ganan elecciones con pérdida del salario real. La experiencia empírica de los últimos 70 años es evidencia suficiente, tanto en la Argentina como en el mundo.

Las PASO 2021, sin embargo, llegaron con malos números para este rubro: la consultora LCG informó que la caída del poder adquisitivo es del 23% respecto de hace 4 años. También, medido por el índice RIPTE, se observa un deterioro del -5,6% al comparar el primer semestre 2021 con el mismo período del año previo.

Cómo retirarse rico: los 3 primeros pasos que todos tienen que dar para invertir más y mejor su sueldo

Las últimas decisiones del Gobierno, aunque improvisadas y limitadas, son un acuse de recibo de este balance. Entre las más polémicas está la de incorporar en el cálculo de recursos corrientes los u$s 4.334 millones que le corresponden a la Argentina por su cuota de participación en el FMI y tener más margen para ampliar la emisión monetaria.

La idea de "poner plata en el bolsillo de la gente" se está vehiculizando, además, con medidas como la suba del mínimo no imponible de ganancias, el aumento del salario mínimo, la jubilación anticipada para personas desempleadas y la quita de retenciones a las exportaciones de servicios.

Sin financiamiento externo ni mejoras en la performance económica del país, el mercado visualiza que estas medidas serán inflacionarias. Es decir que lo único que tenemos claro es que la suba de precios se acelerará.

Posiciones conservadoras, abstenerse: inevitable pérdida de capital

Por ejemplo: hoy un plazo fijo UVA ofrece un retorno de inflación más 1%, mientras un bono a corto plazo rinde inflación más 5% o 7% (TX22 o TX23). También existe la opción de un fondo común de inversión que ajuste por inflación, los que están disponibles en la gran mayoría de los bancos o brokers de confianza.

La pregunta del millón está relacionada con el tiempo y la forma en que se entrelazará con los próximos eventos políticos internos y el contexto internacional, que no es de palo.

Los analistas coinciden en que no solo está en juego las seis o siete semanas hasta las elecciones, sino que todavía restan 2 años de Gobierno.

Hay temor y eso se refleja principalmente en la cotización del dólar. El informal y el contado con liquidación operan en estos días por arriba de los $190. Este dólar "libre" se encuentra $17 sobre el dólar "intervenido" por el BCRA

En posiciones cortas, no es recomendable dolarizar ahorros

 Suele ocurrir que, con el susto, un inversor salga a pagar "caro" un dólar que después tendrá que vender en diciembre para pagar, por ejemplo, aguinaldos o vacaciones.

Planificar la herencia y sucesión: claves e ideas prácticas

Sin embargo, las estrecheces de la macro operan como un ancla entre tanta especulación y vaivenes. Con un contexto internacional poco favorable, la Argentina no tiene otra alternativa que acordar una reprogramación de vencimientos con el Fondo Monetario Internacional sobre la base de mostrar un plan consistente, que es lo que reclama todo el mercado.

Se vienen igualmente meses de mucha incertidumbre y la incertidumbre el mercado la penaliza con volatilidad.

El mundo no necesariamente ayuda: a los ruidos que vienen de China y la especulación acerca de que hará el gigante asiático con la posibilidad de quiebra de su segundo mayor promotor inmobiliario en ventas del país, se suman los temores por un default de la administración norteamericana y los efectos que en los emergentes tendrá el tapering, es decir el fin del escenario de híper liquidez global y de tasas bajas que impuso la Fed, en particular desde el inicio de la pandemia.

Aun así, la esperanza de un cambio puede ser una buena señal de largo plazo para los activos argentinos. Las acciones, principalmente, van mostrando de a poco una tímida recuperación.

Ya se sabe: mientras mayor sea el riesgo asumido, mayor será la rentabilidad esperada.

La mejor estrategia, en estos escenarios, es la información, el asesoramiento, la diversificación del riesgo y la claridad de nuestros objetivos financieros en función de nuestro perfil inversor.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios