Sábado  16 de Junio de 2018

Impuesto a las Ganancias y el aguinaldo otra vez en la agenda de la economía

Mientras el sindicalismo y parte de la oposición encabezan un pedido para desgravar el próximo aguinaldo del tributo, desde el Gobierno niegan rotundamente está posibilidad. En el medio, la incertidumbre sobre la economía y la disparada del dólar.

Impuesto a las Ganancias y el aguinaldo otra vez en la agenda de la economía

El aguinaldo y el Impuesto a las Ganancias están otra vez en la agenda de la economía. Por un lado uno de los puntos pedidos por la CGT, que motivan el paro del próximo lunes 25 de abril, junto con un proyecto del Senador Pichetto, pretenden desgravar el próximo aguinaldo del tributo; en el caso del legislador, para todos los que no superan 77 mil pesos de sueldo. En respuesta a eso, el Ministro Triaca manifestó que de ninguna forma el gobierno está pensando en desgravar de Ganancias al aguinaldo. De esta forma, como siempre hay dos actores que van en la dirección contraria, el sindicalismo y parte de la oposición que pretenden mantener el poder adquisitivo del salario, frente al esquema de “flotación”, sucia o no sucia, que está haciendo llevar al dólar cada día más arriba y en consecuencia a todos los precios; y por otro lado el gobierno que con la supervisión del FMI trata de hacer la “letra gótica” en las medidas que le aplica a la economía. En esta situación, el final queda abierto, ya que surge la duda si este país puede dejar el dólar libre o debería anclarlo para defenderse ante su escasez, porque sino sucede lo que pasa con cualquier bien de la economía, cuando es buscado y escasea sube su precio. Al momento existen reservas y pronto viene la plata del Fondo, pero qué va a suceder, de mantenerse la demanda, cuando se vaya agotando la existencia de dólares, ¿tendremos que volver al viejo y conocido cepo (o corralito), quizás con otra denominación?, sólo el tiempo dará la respuesta definitiva.

Una historia repetida:  

En diciembre del año 2004 la AFIP suspendió la retención del Impuesto a las Ganancias, como una forma para alentar el consumo, ya que el efecto del aguinaldo iba a incrementar la carga tributaria de ese mes. En ese momento no se condonó la deuda, sino que el importe total de la retención iba a descontarse, en partes iguales, en los tres primeros meses del año 2005. Pero claro, al juntarse ese importe adicional con la retención propia que había en cada uno de esos meses, iba a superarse el tope autorizado de retención que aceptaba la Resolución 930/93, que se encontraba vigente del Ministerio de Trabajo. Esa norma establecía que el porcentaje del 20% que permite descontar la Ley de Contrato de Trabajo podía llegar al 30% para incorporar el descuento impositivo, cosa que por el agregado de la cuota extra que se difería del mes de diciembre se iba a producir. Entonces, el Ministerio de Trabajo de ese entonces, a través de la Resolución 436/04 dispuso que la tasa total autorizada a descontar a un trabajador, por las cuestiones previsionales y las impositivas podían llegar al 55% (20% previsionales, más el 35% por el Impuesto a las Ganancias). Pasados estos tres meses, que tuvieron la cuota extra, la medida se mantuvo hasta la actualidad. En resumen para dar un supuesto beneficio, limitado al mes de diciembre de 2004, al trabajador se le dejó un problema permanente que llega hasta ahora, en donde se le podría retener hasta un 55% de su sueldo bruto.

Posteriormente, en diferentes oportunidades a través de decretos el Poder Ejecutivo discrecionalmente excluyó a determinados niveles de sueldos el Impuesto a las Ganancias sobre los aguinaldos. Así fueron los ejemplos ocurridos, del año 2012 al 2016, cuando se incrementaban las deducciones personales para anular el efecto del impuesto en el sueldo anual complementario. Si la pregunta es: ¿cómo salían por decreto estas modificaciones impositivas, que debían salir por el Congreso? la respuesta es porque la Ley 26.731 decía esto: “Facúltase al Poder Ejecutivo nacional a incrementar los montos previstos en el artículo 23 de la Ley de Impuesto a las Ganancias, en orden a evitar que la carga tributaria del citado gravamen neutralice los beneficios derivados de la política económica y salarial asumidas.” Finalmente esta mala ley que delegaba facultades al Ejecutivo en forma permanente fue derogada. La norma reglamentaria anterior de la AFIP, a efectos de morigerar la incidencia que tenía el tributo en el aguinaldo, establecía que los empleadores obligatoriamente debían prorratear la retención del impuesto a las Ganancias calculado entre los meses en que se pagaba el aguinaldo y el mes de diciembre. De esta forma, el SAC que se pagaba el junio no sufría toda la retención impositiva que se trasladaba en siete cuotas partes hasta diciembre de ese año. Y en el caso del impuesto correspondiente al segundo aguinaldo, si el mismo se abonaba dentro de los primeros cuatro días del año siguiente (cuestión que era permitida antes de la ley 27.073) se podría prorratear en los doce meses del próximo año.

Cómo se calcula ahora:

Pero ahora no es un paraíso tampoco, el impuesto sobre el aguinaldo se paga antes de haberlo cobrado. La última reforma introducida por la le 27.436, reglamentada por la Resolución 4003 de la AFIP, no exime al aguinaldo de Ganancias, lo único que hace es prorratearlo para el cálculo de la retención durante todo el año, para que no influya íntegramente en los dos momentos del pago; pero se tributa antes. Para el devengamiento en el cálculo de la retención se debe incorporar a cada mes un 8,33%, de haber bruto, descontando sus retenciones. Posteriormente, cuando se abonen el primer y el segundo aguinaldo habrá que hacer la corrección del importe que había sido retenido provisoriamente en todos los meses. Con este tema se rompe el criterio de pago del impuesto de la cuarta categoría, previsto en la propia ley de Ganancias, que pasa a ser del sistema de lo percibido al criterio del devengado.

De esta manera, “la serie” del aguinaldo y el Impuesto a las Ganancias este año tiene otro capítulo más. Hay que ver cuándo llegará el último, a pesar que cada tanto muchos prometan que terminará pronto.

MONEDAS Compra Venta
DÓLAR B. NACIÓN0,000058,000063,0000
DÓLAR BLUE-0,375965,250066,2500
DÓLAR CDO C/LIQ0,2047-73,4855
EURO0,326666,568166,5752
REAL-0,103614,554214,5609
BITCOIN1,30017.278,38007.281,8800
TASAS Varia. Ultimo
BADLAR PRIV. Pr. ARS-1,312042,3125
C.MONEY PRIV 1RA 1D-1,818254,0000
C.MONEY PRIV 1RA 7D-1,785755,0000
LIBOR0,05311,0546
PLAZO FIJO0,000044,5000
PRESTAMO 1RA $ 30D-0,662861,4500
TNA 7 DIAS-0,302846,0900
BONOS Varia. Último Cierre Día Anterior
BODEN 20150,00001.424,501.424,50
BOGAR 20180,00009,829,82
BONAR X0,00001.585,501.585,50
CUPÓN PBI EN DÓLARES (LEY NY)0,0000165,00165,00
CUPÓN PBI EN PESOS0,00001,951,95
DISC USD NY-0,343284,2184,50
GLOBAL 20170,00001.676,001.676,00
BOLSAS Varia. Puntos
MERVAL3,080035.504,6300
BOVESPA-0,2000112.199,7400
DOW JONES-0,300028.132,0500
S&P 500 INDEX-0,29823.168,5700
NASDAQ-0,13008.717,3180
FTSE 1000,14007.139,7600
NIKKEI-0,580021.803,9500
COMMODITIES Varia. Último Cierre Día Anterior
SOJA CHICAGO0,5010331,7038330,0504
TRIGO CHICAGO0,0000198,1405198,1405
MAIZ CHICAGO1,3624146,4508144,4824
SOJA ROSARIO0,0000248,0000248,0000
PETROLEO BRENT1,105964,910064,2000
PETROLEO WTI1,064559,810059,1800
ORO0,30681.471,20001.466,7000