RUMORES DE ALIANZA

Elecciones 2023: ¿Patricia Bullrich y Alfredo Cornejo podrían compartir fórmula?

Los referentes de Juntos por el Cambio se mostraron en Mendoza y hubo rumores de alianza. El exgobernador no se baja de la contienda presidencial y cree que es único radical que le puede dar batalla al PRO.

El expresidente de la UCR y actual jefe de la bancada de Juntos por el Cambio (JxC) en el Senado, Alfredo Cornejo, recibió en su provincia a la titular del PRO, Patricia Bullrich, y arrancaron las especulaciones. ¿Se ha formado una fórmula hacia 2023?

Ambos tienen aspiraciones presidenciales pero la competencia en JxC para suceder a Alberto Fernández el año que viene será feroz. Sobre todo porque son seis o siete los que ya se dicen anotados. Pero, tras el triunfo en las elecciones 2021, en las que apeló a las listas "mixtas" y un discurso unificado, una fórmula PRO - UCR o UCR - PRO no suena descabellado.

Un mensaje de unidad radical hacia Juntos por el Cambio

Pero lo cierto es que la exministra de Seguridad de Mauricio Macri y quien gobernara Mendoza entre 2015 y 2019 no tienen en mente bajarse de la pelea por la Presidencia. Más que como compañeros de fórmula, se reconocen como adversarios.

En el entorno de Cornejo desmiente los rumores -fogoneados incluso dentro del partido centenario- de que el volvería a pelear por la gobernación de Mendoza para "poner orden" en su territorio. 

Cornejo tampoco atiende los pedidos de más de un referente de su territorio que pidió públicamente su regreso a la gobernación cuando culmine el mandato de Rodolfo Suárez. La reelección, en tierras mendocinas, no es una opción. La Constitución así lo establece. Volver a ser gobernador no es una opción para el senador.

Cornejo recibió en Mendoza a la presidenta del PRO, Patricia Bullrich.

"Hoy, Mendoza necesita que mejore la macroeconomía", suele decirles a quienes lo frecuentan. Y eso, claro está, solo puede hacerse desde Casa Rosada. Es más, el mendocino aspira a que su provincia influya en la esfera nacional.

Puertas adentro

Facundo Manes, Gerardo Morales y el propio Cornejo son los aspirantes del partido radical para jugar en las grandes ligas. Y, quizás, el actual gobernador de Corrientes, Gustavo Valdés. Pero quienes lo conocen de cerca al correntino no lo dan por hecho, aclaran que "mide los tiempos" y hasta sonó como vice del alcalde porteño Horacio Rodríguez Larreta.

  Horacio Rodríguez Larreta visitó al presidente de Uruguay y se entusiasma con armar una coalición "multicolor"  

Ante este menú de opciones, desde el entorno del mendocino son realistas. Puertas adentro, al menos por ahora, ningún radical mide lo suficiente como para que el partido se encolumne detrás de esa figura. Y hacen algunas observaciones. Los motivos son dos: cualitativos y cuantitativos.

"Manes pica en punta", reconocen al observar su desempeño en la provincia de Buenos Aires en los comicios de medio término cuando, pese a todos los diagnósticos, le pisó los talones a Diego Santilli en la interna.

Dicho esto, señalan que el neurocirujano "no despegó", además de que "no termina de seducir ni a los propios". "Se enreda con Larreta por pavadas como el lenguaje inclusivo", le critican. 

También le adjudican que más allá de sus dichos en público, por lo bajo, suele sembrar sospechas en torno al PRO. "Por lo bajo dice que el PRO nos va a cagar", dicen que dice.

¿Y Morales? La lectura que hacen los colaboradores del mendocino es que el jujeño "tiene dificultades para entrar en los grandes centros urbanos".

Dentro del radicalismo advierten que ni Manes ni Morales logran aglutinar al partido.

También señalan la baja autoestima que tiene el partido. Por más que en público los radicales -con Morales a la cabeza- vienen diciendo que en el 2023 no serán furgón de cola, por lo bajo, son menos ambiciosos.

"Lo importante es que estemos en el próximo gobierno", arengan algunos. Y que no les pase lo que en 2015, cuando Cambiemos resultó ser una coalición parlamentaria, no de Gobierno. Eso, para el mendocino no hace más que debilitarlos.

El detrás de escena de la "desmesurada" carta de Gerardo Morales a Mauricio Macri: ¿tambalea Juntos por el Cambio?

La convención radical ratificó su adhesión a Juntos por el Cambio

Aunque al mismo tiempo, los colaboradores del senador reconocen que "unificar al radicalismo es una quimera". Apuestan a que las fórmulas mixtas tendrán mayor arrastre que las "puras". Igual que en 2021.

Segundas marcas

Más allá de la foto con Bullrich y del "operativo clamor" para que vuelva a gobernar Mendoza, quienes lo imaginan jugando el año que viene creen que es el que más chances tiene dentro del partido centenario

"Yo estoy para el equipo, que hagamos competencia y vayamos para adelante", les dice a quienes lo consultan sobre sus planes para el año que viene.

¿Por qué le ponen fichas? Dicen que es el "único" que se anima a confrontar con Rodríguez Larreta, a quien muchos ya dan como ganador en la contienda electoral: "El resto, le pega para negociar"

Un ejemplo fue en mayo de 2020. Cuando Larreta se mostraba junto a Alberto Fernández a la hora de tomar decisiones en torno a la pandemia y la extensión de la cuarentena. Se ganó el mote de "halcón".

Para los que apoyan a Cornejo, el resto de los radicales le pegan a Larreta para negociar.

Fue cuando comenzó a plantear que la Argentina no era Alemania y que había que tomar decisiones acordes con la realidad local, en lugar de caer en la disyuntiva "economía o vida", el porteño insistía con que "la gente apoya" y que no les convenía confrontar con el gobierno nacional.

El mendocino está confiado en sus chances de ganar. Y se lo atribuyen a más de un motivo. Por caso, el jefe de la bancada de Juntos por el Cambio en el Senado tiene capacidad de recaudar fondos para financiar la campaña. Ya lo hizo en su provincia.

Horacio Rodríguez Larreta 2023: sus planes de reforma laboral y previsional, qué haría con Aerolíneas Argentinas e YPF

Larreta y su armado, Manes con moderados, Macri con Milei ¿y CFK?

Pero además, su paso por la gobernación será su carta de presentación. Hasta hablan de la "marca Mendoza". Una provincia pujante, con transparencia institucional, "sin piquetes y donde Uber es legal". "Gobernar la Ciudad es fácil", dicen algunos radicales cuando Larreta apela al mismo recurso. 

El mendocino desecha volver a competir por la gobernación. 

Ahora bien, Cornejo es consciente de que no es una de las figuras más conocidas a nivel nacional. Pero avizora que a fin de año si se observa la situación económica actual, se va a desencadenar una crisis que generará un "barajar y dar de nuevo" en torno a las candidaturas.

Ante ese panorama, los colaboradores del exgobernador prevén que las demandas sociales virarán. Buscarán "segundas marcas" pero con experiencia y que tenga qué mostrar. En su caso, su paso por Mendoza.

"La demanda social va a cambiar y van a empezar a mirar a segundo pelotón", confía el mendocino, que ya se imagina dando la pelea con Larreta y Bullrich, los dos referentes del PRO a los que no les adjudica ninguna vocación de bajarse de la pelea por la Presidencia.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios