Festejo

Por qué Semana Santa se festeja siempre en una fecha diferente cada año y cuál es el origen de los huevos de chocolate para celebrar Pascuas

Conocé estas dos curiosidades sobre uno de los feriados más importantes del año.

En esta noticia

La Semana Santa es una de las celebraciones más significativas del calendario religioso, especialmente para los católicos. Sin embargo, su fecha de celebración varía de un año a otro, lo que puede resultar desconcertante para muchos.

Esto tiene un motivo, confirmado por la Iglesia. Conocé a qué se debe esto y cuál es el origen de comer huevos de chocolates en Pascua, evento central de la Semana Santa. 

Estados Unidos se asusta con el próximo eclipse solar total: las autoridades piden que se abastezcan de alimentos y agua

Las 12 mejores razas de perro para tener en casa si tenés hijos

¿Por qué Semana Santa se festeja siempre en una fecha diferente cada año?

La fecha de la Semana Santa varía debido a que se celebra en el primer domingo después de la luna llena que sigue al equinoccio de primavera en el hemisferio norte. En Argentina sería en otoño. Esta tradición tiene su origen en la creencia cristiana de que Jesús fue crucificado en una noche de luna llena.

Durante el Primer Concilio de Nicea, en el año 325 d.C., la Iglesia tomó una decisión trascendental que afectaría la determinación de la fecha de la Semana Santa para los siglos venideros. 

La elección de la fecha refleja la influencia de la naturaleza en las prácticas religiosas. (Foto: archivo) 

La Iglesia acordó que el Domingo de Resurrección se celebraría en el primer domingo después de la primera luna llena que siguiera al equinoccio de primavera en el hemisferio norte. 

 La elección de esta fecha, basada en el ciclo lunar y el cambio de estaciones, refleja la intersección entre las creencias religiosas y los fenómenos naturales, dando a la Semana Santa un significado aún más profundo y simbólico.

Un estudio científico comprobó cuál es el horario laboral que te puede sacar más de 15 años de vida

Horóscopo semanal: así le irá a cada signo del zodíaco del 25 al 31 de marzo

¿Cuál es el origen de los huevos de chocolate para celebrar Pascuas?

El simbolismo detrás de los huevos de Pascua se enraíza en antiguas prácticas paganas que celebraban la renovación y el florecimiento de la vida con la llegada de la primavera. 

Según un artículo de Forbes, estas culturas, a lo largo de la historia, veneraban el huevo como un poderoso símbolo de fertilidad y renacimiento, considerándolo un amuleto de buena fortuna y prosperidad.

En civilizaciones como la egipcia y la persa, los huevos decorados eran elementos centrales en sus rituales primaverales, marcando el inicio de un nuevo ciclo de crecimiento y esperanza.

El simbolismo de los huevos de Pascua tiene sus raíces en antiguas tradiciones paganas (Foto: archivo)

Cuando el cristianismo se difundió, la Iglesia adoptó muchas de las tradiciones existentes, reinterpretándolas en el contexto de su propia fe. Los huevos de Pascua, junto con otros rituales, fueron asimilados por la Iglesia como símbolos de la resurrección de Cristo y la promesa de vida eterna.

Así, el huevo de Pascua pasó a representar el sepulcro vacío de Jesús después de su resurrección, simbolizando la victoria sobre la muerte y la renovación espiritual que trae consigo la fe cristiana.

La Iglesia adoptó los huevos de Pascua como símbolos de la resurrección de Cristo. (Foto: archivo) 

Paso a paso: ¿cómo preparar un huevo de Pascua casero? 

  • Si el chocolate que vas a utilizar está en forma de bolitas, simplemente colocalo en un bol. En caso de que sea chocolate en tableta, cortalo en trozos para facilitar su derretimiento.

  • Colocá el chocolate en el bol y derretilo a baño María. Para ello, calentá agua en una olla o jarro y coloca el bol con el chocolate encima, asegurándote de que el agua no toque la base del bol.

  • Revolvé el chocolate hasta que esté completamente derretido. Si el chocolate se espesa, retira el bol del fuego hasta que recupere su consistencia líquida.  

  • Una vez derretido el chocolate, ponelo sobre el molde de huevo de Pascua, girando y moviendo el molde para distribuirlo uniforme, podés agregar más chocolate según tu preferencia.

  • Llevá el molde a la heladera durante 15 a 20 minutos, colocándolo boca abajo sobre papel manteca.

  • Retirá el molde de la heladera y desmoldalo con cuidado.

  • Rellená el huevo con confites u otros ingredientes de tu elección.

  • Uní ambas partes del huevo. Podés utilizar chocolate derretido como "pegamento" para pintar los bordes de cada cara del huevo y luego unirlas. Esperá a que seque.
Temas relacionados
Más noticias de semana santa
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.