CORONAVIRUS

Vacuna pancoronavirus: cómo es la estrategia que propone la OMS para acabar con el COVID

El organismo reunió a más de 40 expertos y analizó la situación generada por la variante Ómicron. Los especialistas no descartan la posibilidad de que surja una nueva variante y proponen un nuevo enfoque para dejar de "correr de atrás" al virus.

La irrupción de Ómicron, la gran cantidad de casos que generó la variante y la insuficiencia de las vacunas para evitar su transmisión parecen conspirar contra la tan anhelada inmunidad de rebaño, según las conclusiones de la última reunión de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que propuso un cambio de estrategia en la lucha contra el Covid-19.

"¿Por qué necesitamos una vacuna contra múltiples coronavirus?" se denominó al encuentro que reunió a más de 40 especialistas, y que fue presidido por Philip Krause, presidente del Grupo de Expertos en Investigación de Vacunas contra el Covid del organismo, en el que se planteó la necesidad de un cambio de estrategia.

Disfunción eréctil y Ómicron: estas son las secuelas de la variante en la salud sexual masculina

COVID y tercera dosis: cuánto hay que esperar para darse la vacuna después del contagio

COVID: LA NECESIDAD DE UN CAMBIO DE ESTRATEGIA

Los expertos de la OMS cuestionaron, más allá de la celeridad con la que se han desarrollado las vacunas contra el coronavirus, que la ciencia y la industria farmacéutica no puedan dejar de ir detrás del Covid-19.

Ocurre que el virus muta y varía antes de que esté preparada una vacuna que pueda actuar contra todas las posibles variantes. La conclusión es que para el momento en que esté disponible una vacuna contra Ómicron, esta variante ya habrá causado daños relevantes.

Por ello, la atención está puesta ahora en las vacunas pancoronavirus, es decir, que puedan cubrir cualquier tipo de coronavirus más allá de sus variantes. Esto permitiría dejar de tratar de alcanzar al virus para frenarlo y, en cambio, esperarlo con la respuesta inmunitaria adecuada cuando haga su próximo movimiento.

Los expertos cuestionaron que la ciencia y la industria farmacéutica no puedan dejar de ir detrás del Covid-19.

No obstante, por su alto nivel de contagio, la cepa identificada en Sudáfrica aumentará la inmunidad contra el Covid en el mundo. Los que sobrevivan a la infección por Ómicron podrán contar con una protección significativa contra la enfermedad grave. De este modo, a pesar que generar cientos de miles de casos y muertes, su acción podría llevar a la inmunidad de rebaño y el consiguiente paso de la pandemia a endemia.

COVID: ENFOQUES PROMETEDORES, ESCENARIOS PESIMISTAS

Los científicos no descartan ninguna posibilidad, e incluso proyectan escenarios pesimistas para "estar preparados para todas las posibilidades". 

En esa línea, consideran que Ómicron podría dar lugar a una futura variante aún más transmisible con posibilidad de eludir la inmunidad previa. Por otra parte, consideran que es posible que surja otro coronavirus de murciélago y haga el salto de especie a los seres humanos.

Los expertos creen que Ómicron podría dar lugar a una futura variante aún más transmisible con posibilidad de eludir la inmunidad previa. 

Las esperanzas están puestas en encontrar una vacuna que pueda atacar todas las variantes.

"La similitud estructural entre los coronavirus debería permitir el desarrollo de una vacuna pancoronavirus. Podrán surgir nuevas variantes con mayor rapidez que el desarrollo y despliegue de las vacunas específicas de variante. Las respuestas de las células T (de memoria) pueden constituir un importante componente de las vacunas pancoronavirus", señalaron.

Los expertos consignaron durante el encuentro que se están desarrollando, a partir de las vacunas y plataformas ya existentes, nuevas variantes que puedan alcanzar la chance de adelantarse a los cambios del virus.

La similitud estructural entre los coronavirus debería permitir el desarrollo de una vacuna pancoronavirus

Los desarrollos mencionados fueron: 

  • Vacuna de adenovirus humano tipo 5 (hAd5) -como el componente 2 de la Sputnik- de próxima generación contra las proteínas S y N del SARS-CoV-2. El foco en la proteína N en los nuevos desarrollos es clave.
  • Vacuna de ARN inteligente que se "autoamplifica", de próxima generación contra las proteínas S más N del SARS-CoV-2: no utiliza la maquinaria de la célula humana para la amplificación, como ahora, lo que la volvería más segura.
  • Proteína RBD (Receptor Binding Domain) de la espícula -la parte que se une al receptor de célula humana- con el agregado de un adyuvante que amplifica la respuesta inmunológica.
  • Métodos de vacunación - refuerzo heterólogos (combinación de vacunas).

La disminución de la respuesta a la vacuna de refuerzo indica que no tenemos una vacuna concreta para el futuro, dijeron los expertos de la OMS.

Los elementos indispensables de una respuesta pancoronavirus, según explicaron, son "humorales, celulares y en las mucosas": tres frentes de ataque que garantizarían protección contra la enfermedad grave, pero al mismo tiempo una disminución significativa de la transmisibilidad.

"La disminución de la respuesta a la vacuna de refuerzo indica que no tenemos una vacuna concreta para el futuro. Aunque la enfermedad grave es crítica, una vacuna pancoronavirus podrá tener mejores posibilidades de bloquear la transmisión y facilitar la inmunidad de rebaño, y se espera que sea más duradera", concluyeron los especialistas tras más de 6 horas de reunión.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE LA VARIANTE ÓMICRON

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.