Guía práctica

Los 4 consejos de finanzas que nadie quiere escuchar pero son fundamentales para ganar

Desde el armado de un presupuesto a cómo manejar los malos consejos de familiares, esta es la guía básica para toda persona que comienza a tener independencia financiera.

Algo que le sucede a la mayoría de las personas es el hecho de no querer recibir consejos sobre cómo manejar sus finanzas por parte de terceros, sin importar la situación en la que se encuentren. Y mientras que está bien buscar independencia en este ámbito, varios expertos apuntan a que esto genera que la persona promedio pierda grandes sumas de dinero al año que podrían haber sido ahorradas.

Esto mismo se ve reflejado en un reporte que apunta a que los ciudadanos estadounidenses pierden en conjunto unos u$s 415 mil millones solamente por falta de educación financiera, mientras que un estudio de la CNBC apunta a que solamente el 3% de los norteamericanos podría aprobar una evaluación básica de seis preguntas sobre manejo de finanzas.

Cedear: qué son, de qué empresas hay y cómo invertir hoy

Con esto en mente, el portal Insider decidió contactar a Misty Lynch, una planificadora financiera certificada, con el objetivo de que comparta sus cuatro consejos fundamentales sobre el manejo del dinero que la mayoría de las personas no buscan realizar.

La educación financiera es clave para aprender a ahorrar.

PRESUPUESTO

El primer consejo que dio Lynch es el de tener un presupuesto. "Este es el fundamento de todo", aseguró y luego agregó: "A pesar de que parecen cortar toda la diversión, debido a su reputación como un método restrictivo, estricto y difícil de mantener, son una herramienta ideal para comenzar a cuidar el dinero de forma correcta".

Y es que según explicó la especialista, los presupuestos suelen servir más que nada para generar hábitos en el manejo de la plata que son imposibles de implementar si no existen los límites en el gasto. Si a esto se le suma que los presupuestos no deberían ser totalmente restrictivos -mediante la implementación de "plata para diversión" la cual está considerada en los mismos-, entonces se vuelve mucho más fácil aplicarlos.

Monedas de oro antiguas y rarísimas que no son las de 1 un peso por error: a cuánto se subastaron

LOS PADRES NO SIEMPRE TIENEN LA RAZÓN

Según asegura Lynch, la mayoría de las personas suelen rechazar un consejo financiero cuando contradice lo que le enseñaron sus padres, abuelos o algún familiar que tuvo rol de mentor en sus vidas. Pero la realidad es que al momento de dar estos consejos, la vida era completamente distinta a la que hay hoy en día.

"Nuestros padres y abuelo vivieron en un mundo completamente diferente", explica Lynch que también opina que esto suele suceder más que nada al hablar sobre inversiones, manejo de las deudas o que tan agresivo se debe ser con el dinero. "La principal acción en estos casos es entender de dónde surge esta actitud, si es un consejo basado en conceptos reales o solamente una opinión", agrega.

El manejo de las finanzas no es una tarea fácil.

TOMAR RIESGOS NO ES SIEMPRE LO MÁS INTELIGENTE

Pero mientras que el manejo de las finanzas basadas en consejos de los padres no es siempre la mejor decisión, tampoco es inteligente basarse en ideas fijas como "el que no arriesga no gana". "Tuve una cliente que me pedía aprobación para dejar el trabajo y ocuparse al 100% en su emprendimiento, algo que no le podía recomendar bajo ninguna circunstancia", dijo Lynch.

"Suele suceder que me dicen sobre ‘jugar en el mercado' y esperan que yo simplemente les de la luz verde", agrega la especialista y luego aclara: "Pero en muchas ocasiones suelen olvidarse que tienen deudas que pagar, gastos que afrontar o una línea de crecimiento en su trabajo actual que no consideraron antes de decidir tomar esta ruta".

Fuertes caídas en Wall Street: ¿Cuáles son los focos de incertidumbre que enfrentan las acciones?

LO MEJOR PUEDE SER NO HACER NADA

Por último está el consejo de cómo se debe actuar en situaciones límites, principalmente los cambios importantes en la vida de las personas -como una ruptura o el fallecimiento de un ser querido-. "En estos casos suelo recomendar que paren y analicen la situación con la cabeza fría antes de hacer cualquier cosa", dice Lynch y luego agrega: "No está bien hacer muchos cambios al mismo tiempo".

Esto mismo también aplica cuando uno busca un nuevo hogar o un nuevo trabajo, ya que según Lynch las emociones suelen tomar el control y llevar a decisiones de las cuales uno después se arrepiente. "Buscamos asegurarnos que las cosas funcionarán, no solamente de que nuestras acciones sean una respuesta para sentirnos mejor o diferentes a como estábamos antes", concluye la especialista en finanzas.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios