Agenda macro

Guzmán ante empresarios: aseguró que los controles de capital y precios son transitorios

El ministro aseguró que son medidas para ganar tiempo mientras se ordena la economía. Deuda, dólar e inflación, entre las dudas de los privados. La próxima semana se reúne con el Consejo Interamericano de Comercio y Producción.

Después de semanas de bajo perfil para dejar atrás la interna por tarifas, el ministro de Economía, Martín Guzmán, retoma las reuniones con los empresarios locales. Hoy habló ante la comitiva española que acompaña la visita del presidente del Gobierno español Pedro Sánchez y los locales y aseguró que los controles de precios y capitales son transitorios.

 "Los controles en la cuenta de capital o los controles de precios son condiciones que tienen que ver con tener el tiempo y el espacio para poder resolver las cuestiones de la macroeconomía de modo sostenido", remarcó Guzmán como señal a los reclamos del sector privado. Sin embargo, los datos muestran que durante las últimas seis décadas, el 40% del tiempo el país estuvo bajo controles cambiarios, según analizó Portfolio Personal Inversiones.

"Estamos dando pasos muy importantes para construir un ambiente que me gusta llamar ‘una economía tranquila'", aseguró el ministro, que agradeció el apoyo español en las negociaciones con el FMI y el Club de París, y el proceso de reestructuración de deuda soberana. 

 Guzmán aseguró que hay perspectivas positivas para el futuro. "Una economía que tenía inconsistencias macroeconómicas tiene que ir resolviendo esas inconsistencias a una velocidad factible y que pueda ser sostenida la resolución en el tiempo", remarcó. 

La próxima semana, Guzmán dialogará con los empresarios locales en un evento organizado por el Consejo Interamericano de Comercio y Producción (CICyP), bajo el eje "de la recuperación al crecimiento", en un evento híbrido donde deberá responder a las inquietudes del sector privado sobre la perspectiva de las negociaciones y qué pasará con las variables locales: inflación, dólar, crecimiento. 

En las últimas 6 décadas, el 40% del tiempo la economía estuvo bajo controles cambiarios.

El Gobierno busca reencauzar la relación con los empresarios y retomar la idea de pautas de precios y salarios, aunque la meta se va corriendo. La semana pasada, en el Congreso, el jefe de Gabinete Santiago Cafiero admitió un "margen de error" que lleva a la inflación al 33% aunque en el Relevamiento de Expectativas de Mercado del Banco Central asciende al 47,3%. El mercado, en tanto, aumenta la previsión de devaluación post-elecciones y Guzmán deberá dar señales también sobre el tipo de cambio y si tiene garantizado el financiamiento o deberá emitir.

Allí participarán los integrantes de la comisión directiva del Consejo, que preside hasta 2022 Daniel Funes de Rioja, el ahora también titular de la Unión Industrial Argentina. Allí también participa el presidente saliente de la UIA, Miguel Acevedo. El histórico organizador del Cicyp es Eduardo Eurnekian, de Corporación América y AA2000. 

También estarán, vía presencial o virtual, Iván Szezech de la Cámara de la Construcción y hasta ahora Daniel Pelegrina por la Rural, que la semana pasada eligió a Nicolás Pino como presidente. Adelmo Gabbi, de la Bolsa de Comercio, cierra la mesa chica completamente masculina

Pases de facturas, gritos y acusaciones: la acalorada primera asamblea de la nueva UIA

El ministro viene de sumarse al reto oficial contra los empresarios por la negociación de precios y salarios. Cuando los sindicatos todavía respetaban la pauta del 29% de inflación más algunos puntos más para recuperar algo de lo perdido en años anteriores, Guzmán cuestionó las subas por arriba de esa pauta por parte de los empresarios. 

También las dudas que generaron las internas entre "los accionistas" del Frente de Todos preocupan al sector privado. El ministro quiso desplazar al subsecretario de Energía Eléctrica, Federico Basualdo, que sigue en su lugar, ratificado por el kirchnerismo. Las subas de luz y gas terminaron siendo menores a lo previsto por el titular del Palacio de Hacienda -hasta el momento-. Y si bien en el Gobierno hablan de un "asunto terminado", la evolución del déficit fiscal es materia de preocupación para los privados.

Por otra parte, las empresas presionan para ser incorporadas al calendario de vacunación, mientras que algunas multinacionales y sectores esperan la autorización para gestionar sus propias vacunas.

La agenda de deuda, en tanto, también vinculada al déficit fiscal, pone a prueba otras variables como el dólar, que hasta ahora el Gobierno mantiene bajo control. Se esperan señales sobre el avance de la negociación con el Club de París y el FMI, que puede destrabar esa negociación y fijar un horizonte fiscal. 

Funes de Rioja, a cargo del Cicyp, es el nuevo presidente de la UIA

  "Todavía no conocemos el programa económico", reclaman los privados, aunque avalan la postura de Guzmán en la interna del FDT en cuanto a la baja de déficits para "ir tranquilizando la economía", aunque dudan de los resultados hasta el momento.  

La pelea por los precios, con canastas de productos e inspecciones, son rechazados por los privados, que sin embargo participan de las mesas sectoriales, aunque con resultados más magros de los que pretendía el Gobierno. Recién esta semana recibieron los llamados que informaban el fin de Precios Máximos, siempre y cuando cumplan con aumentos razonables en el año, Precios Cuidados y ahora la canasta Súper Cerca. 

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios