Déficit habitacional

Alberto Fernández lanzó 87.000 créditos para la refacción y construcción de viviendas

Las nuevas líneas de préstamos se podrán utilizar para construcción y refacción. Estarán atados a la evolución del salario. Desde el Gobierno adelantaron que trabajan en una solución para quienes no pueden afrontar las cuotas de créditos hipotecarios UVA.

Alberto Fernández presentó este mediodía desde el museo Bicentenario una nueva línea de créditos hipotecarios para refacción y construcción de viviendas. 

Acompañado del ministro de Desarrollo Territorial y Hábitat, Jorge Ferraresi, el Presidente anunció un programa de 87.000 créditos, que reemplazarán a los UVA -ajustables por inflación-, con el objetivo de impulsar la demanda de construcción. 

La medida complementa a la reglamentación de la Ley de Incentivo a la Construcción Federal Argentina y Acceso a la Vivienda, con la que el Gobierno avanzó ayer, que habilita un blanqueo de capitales para incentivar la oferta de construcción. 

La iniciativa otorga créditos a quienes estén por realizar su primera o segunda vivienda ya sea sobre un terreno propio o a adquirir. 

El monto para construcción será de hasta el 100% del presupuesto de obra. Mientras, que para compra de terreno se financiará hasta el 80% del precio de venta del lote, siempre que esté destinado a la construcción de primera vivienda.  

Los nuevos créditos involucrarán tres líneas:

  • Créditos Casa Propia para refacción: se trata de 65.000 créditos personales que tendrán un plazo de 36 meses y tres meses de gracia.
  • Construcción de casas nuevas en lote propio: se otorgarán 22.000 créditos por un monto máximo de 4 millones de pesos cada uno, a pagar a 30 años.
  • Programa Casa Propia: es una política federal de viviendas que busca brindar 264 mil soluciones habitacionales con el objetivo de garantizar el derecho a la vivienda y de promover su acceso igualitario.

El principal cambio con respecto a los UVA es el sistema de actualización: los valores de las cuotas estarán atados a la evolución de los salarios. Después de la experiencia de la indexación por inflación, la iniciativa propone un ajuste de acuerdo a la variación salarial.

Precisamente a los problemas con los créditos UVA hizo referencia el Presidente al hablar en el acto.

"Hay que terminar con ese fantasma que muchos padecen por créditos que se indexan",  señaló. Y agregó: "A mucha gente le es imposible construir su propia casa con su esfuerzo, y queremos ayudarlos en ese esfuerzo".

Dentro de la línea de créditos para refacción, el Gobierno otorgará 40.000 por un monto de $100.000, con 36 cuotas mensuales de $2882, y 25.000 por un monto de $240.000 con 36 cuotas mensuales de $6917.

¿QUIÉNES PUEDEN ACCEDER A LOS CRÉDITOS PARA CONSTRUCCIÓN?

Por otro lado, habrá 22.000 créditos para construcción de viviendas de hasta 60 metros cuadrados que tendrán un monto máximo de $4.000 millones. En este caso, las cuotas fluctuarán según el monto del préstamo y los ingresos de las personas. 

Los salarios juegan un rol central en la asignación de esta nueva línea de créditos: "No queremos que sea el sistema financiero quien decida el que entra y puede tener una propiedad, sino que sea a través del salario", explicó Ferraresi. 

Por eso, podrán acceder al beneficio quienes cobren más de dos salarios mínimos. Exactamente, desde 2,48 salarios mínimos vitales y móviles (SMVM), es decir $53.568, y hasta un 8,10 del SMVM lo que representa $175.000.

Tags relacionados

Comentarios

  • 20/04/21

    Si lastima que siempre para el que es asalariado, si sos emprendedor o tenes una pyme sos monotributista tenes una categoria alta y podes pagar una cuota de 40.000 o 50.000 no te la dan. Siempre igual gobierne quien gobierne, los prestamos van 95% dirigidos a trabajadores militantes o que trabajan en el gobierno o para que trabajan en empresas peronistas, el resto agua y ajo.

    2
    0
    Responder
  • AAB

    Adrian Alfredo Basile

    20/04/21

    No comparto la mayoría de las decisiones de este gobierno, pero en este caso lo felicito, los créditos con algún tipo de subsidio tienen que ser siempre para construir porque crean trabajo, nunca para comprar viviendas usadas.

    1
    0
    Responder