CRISIS EN EL GOBIERNO

Alberto Fernández resiste otro recambio ministerial que exige Cristina Kirchner

El Presidente desechó de plano la idea avanzar con más salidas de ministros; la vicepresidenta sigue apuntando a Moroni, Cafiero y Marco del Pont; hay alineamiento de los gobernadores

"Esta todo más ordenado ahora". El mensaje breve por WhatsApp le llegó ayer entrada la madrugada a un destacado funcionario del Gobierno y provenía de Alberto Fernández. La señal era inequívoca: el Presidente quería señalar que resistió firme los embates de Cristina Kirchner por imponer más cambios en el Gabinete y sacar a más "funcionarios que no funcionan".

Bajo esta lógica, quedó en claro que Alberto Fernández retendrá a los tres funcionarios que tras la salida de Martín Guzmán y Matías Kulfas siguen en la "lista negra" de Cristina Kirchner. Estos son el canciller Santiago Cafiero, el ministro de Trabajo, Claudio Moroni y la titular de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont.

Silvina Batakis cosechó respaldo de gobernadores kirchneristas y albertistas del Norte Grande

Inflación, pesimismo y expectativas electorales, según una nueva encuesta

En cada acto público que hubo y en charlas reservadas la vicepresidenta se encargó en señalar que no le convencen las gestiones de estos ministros como tampoco comulgaba con el estilo y el rumbo de la política económica que había encarado Guzmán. Esto es un tema abierto en debate aún entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner.

A la vez, la vicepresidenta y sus allegados siguen objetando al ministro de Trabajo por su falta de resultados en términos de generación de empleo y movilidad en la economía formal. De allí la necesidad de replantear que los planes sociales pasen a las intendencias para que se transformen en trabajo genuino. 

Allegados al ministro Moroni dijeron ayer a El Cronista que desconocían los planteos de la vicepresidenta y añadieron: "Pregunten al presidente, nosotros no nos dedicamos a eso", dijeron en relación a eventuales cambios ministeriales.

Con el canciller Cafiero la vicepresidenta tiene una mirada crítica de su gestión y cree que desatiende los vínculos con China, Rusia y América latina. Y con Marcó del Pont hay desde el kirchnerismo un cuestionamiento por la falta de resultados en términos de recaudación de la AFIP.

Sin embargo, en el entorno presidencial aseguraron a El Cronista que Alberto Fernández no admitirá más avances de Cristina Kirchner en el armado de su gobierno. Aquel "todo esta más ordenado ahora" escrito en el chat prefiguraba ese clima de resistencia del Presidente.

EX INTENDENTES Y GOBERNADORES

Por otra parte, en la Casa Rosada admiten que la llegada de Silvina Batakis en Economía reformulará el esquema de vínculos con los ministros que tienen territorio propio y que con Guzmán estaban un tanto alejados del calor presidencial y de las cuentas de Economía. 

Se trata de los ministros de Obras Públicas, Gabriel Katopodis (ex intendente de San Martín); de Vivienda, Jorge Ferraresi  (ex intendente de Avellaneda) y de Desarrollo Social, Juan Zabaleta (ex intendente de Hurlingham). Los tres siguen manteniendo poder territorial en el conurbano y ahora Batakis quiere reflotar sus espacios par darles mayor protagonismo.

Estos ministros no sólo manejan mucha caja en el Gobierno con planes sociales y programas de viviendo o la obra pública. También tienen línea directa con los intendentes del conurbano de todos los colores políticos. Aunque en los últimos tiempos estaban alejados del círculo cerrado del albertismo.

Por otra parte, Alberto Fernández en esta nueva etapa de su gestión buscará acercar más posiciones y buscar mayor respaldo de los gobernadores del PJ.

De hecho, el jefe de Gabinete, Juan Manzur, participó ayer de un con gobernadores en Formosa. Allí estuvieron cuatro ministros del Ejecutivo Nacional y los diez mandatarios provinciales del Norte Grande.

Manzur destacó allí las "oportunidades y el potencial productivo y de empleo que tiene la región del Norte Grande" y comprometió el respaldo del Gobierno Nacional para "sumar y ayudar" a las diez provincias.

Los mandatarios provinciales del PJ respaldaron ayer la designación de Batakis y se preparan para recibir el sábado que viene al Presidente en Tucumán. Allí se darán los festejos por el 9 de julio y es muy probable que haya un nuevo mensaje de unidad del Frente de Todos de parte de Alberto Fernández. Aunque todos saben que las críticas permanentes de Cristina Kirchner ponen en riesgo esa supuesta unidad. 

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios