Fed: ¿inflación en máximos en Estados Unidos como predictor del próximo mercado alcista?

Cuánto debería castigar la Reserva Federal al mercado laboral para bajar del 8,50% de inflación actual a su zona de confort de 2%. Los datos de inflación estadounidense (CPI minorista) llegarán este martes 13 de septiembre.

El discurso de Jerome Powell, presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos, que dio días atrás en Jackson Hole ha generado un tsunami de reacciones en todos los mercados. Monedas, renta fija, commodities y acciones, especialmente con tasas de interés explotando hacia arriba a ambos extremos de la curva: corto y largo.

Todos los años se realiza una reunión clave en cuestiones de política monetaria en Jackson Hole, de ahí su relevancia y la importancia que el mercado les asigna a los comentarios del presidente de la Fed en dicho evento. 

Un 2022 interminable para los mercados: los 4 capítulos del daño que la Fed está dispuesta a hacer

Y precisamente lo que remarcó Jerome Powell en su discurso fue diseñar la política monetaria actual sobre la base de lo aprendido durante la década del '70, caracterizada por un severo, resiliente y muy rebelde proceso inflacionario en Estados Unidos

Los años '70 arrancaron con un desempleo de 3,50%. Y para cuando la inflación finalmente se doblega, en 1983, el desempleo llegó a 10,80%. Hoy el desempleo es de sólo 3,70% y la inflación corre al 8,50% anual, generando una pregunta obligada: ¿cuánto debería castigar la Fed al mercado laboral para bajar del 8,50% de inflación actual a su zona de confort de 2%?

Los datos de inflación estadounidense (CPI minorista) llegarán este martes 13 de septiembre

Inflación estadounidense y dos dinámicas opuestas: headline (inflación total) vs. core (inflación núcleo) 

Dos dinámicas aparecen simultáneamente: 

  1. Presiones deflacionarias sobre el frente de inflación headline, de la mano de commodites que han colapsado muy significativamente en estas últimas semanas.
  2. La inflación core no afloja, de la mano de un mercado laboral muy firme con salarios creciendo al 5% anual muy por encima de la zona de confort de la Fed en 2%. 

Los datos de inflación estadounidense (CPI minorista) llegarán este martes 13 de septiembre, donde podríamos encontrar una fuerte tendencia a la baja en la inflación headline y una marcada resiliencia en la inflación core marcando una potencial y notable divergencia entre ambas métricas que obligaría a la Fed a
seguir con la guardia bien alta hasta tanto afloje el mercado laboral.  

Fed: Powell hace crecer los rumores de otra suba de las tasas de 75 puntos, la tercera consecutiva

En este contexto, la historia pasada se torna en sumamente relevante de cara al proceso inflacionario que hoy vive Estados Unidos. Y quizá para intentar inferir eventos futuros sea útil analizar los eventos del pasado en dos dimensiones: 

  • Evolución de la inflación anualizada minorista de Estados Unidos (CPI headline YoY)
  • Retornos del S&P (índice de acciones estadounidenses)

En este contexto resulta clave recordar el peso que la Fed pone a la dinámica del mercado de acciones subiendo (en el sentido que se potencia al consumo a través de un efecto riqueza positivo) al mismo tiempo que un mercado bajista genera un efecto riqueza negativo (deprimiendo al consumo y ayudando de esta forma a aplacar al inflación). 

Quantitative Tightening de la Fed: cómo impacta en la Argentina la frase más temida en Wall Street

Parecería que en este interminable 2022 cada vez que los índices de acciones intentan recuperar aparece la Fed nuevamente para romperlos en su intento de evitar que la exuberancia del mercado de acciones siga complicando el frente inflacionario. 

Claramente la Fed nos está diciendo: 'Existe una muy fuerte relación entre acciones subiendo e inflación subiendo y no estamos dispuestos a que lo primero complique lo segundo'

la dinámica de la inflación de Estados Unidos en los '70

1. Inflación subiendo: Desde junio de 1972 hasta diciembre de 1974 la inflación anualizada medida por el CPI headline llegó a niveles del 12% anual

2. Inflación bajando: Desde diciembre de 1974 hasta diciembre de 1976 la inflación anualizada medida por el CPI headline llegó a niveles del 5% anual.

3. Inflación subiendo: Desde diciembre de 1976 hasta marzo de 1980 la inflación anualizada medida por el CPI headline llegó a niveles del 15% anual.

4. Inflación bajando: Desde marzo de 1980 hasta junio de 1983 la inflación anualizada medida por el CPI headline llegó a niveles del 3% anual.

¿Cuánto debería castigar la Fed al mercado laboral para bajar del 8,50% de inflación actual a su zona de confort de 2%?

El primer aspecto por destacar a lo largo de toda una década inflacionaria en Estados Unidos es lo resiliente y rebelde que puede ser la misma. De hecho, en diciembre de 1974 hizo un falso máximo para luego llegar al verdadero máximo en marzo de 1980.

"Salgan ya": el economista jefe de Allianz y una inesperada alternativa para ganarle a la inflación

Esto es una de las cosas que remarcó Powell en su discurso de Jackson Hole: "No repetir los errores de los '70", lo cual de alguna manera se correlaciona al concepto de no bajar la actitud hawkish (restrictivo monetariamente) ante las primeras mejoras en el frente inflacionario que tarde o temprano irán ocurriendo.

El segundo aspecto por considerar en este análisis fueron los retornos que el S&P exhibió durante los cuatro períodos mencionados.

  1. Inflación subiendo: Desde junio de 1972 hasta diciembre de 1974 el S&P tuvo un retorno negativo de -36%
  2. Inflación bajando: Desde diciembre de 1974 hasta diciembre de 1976 el S&P tuvo un retorno positivo de +57%
  3. Inflación subiendo: Desde diciembre de 1976 hasta marzo de 1980 el S&P tuvo un retorno negativo de -5%
  4. Inflación bajando: Desde marzo de 1980 hasta junio de 1983 el S&P tuvo un retorno positivo de +65%

Entonces, durante la década del '70 los dos períodos de baja inflación se caracterizaron por fuertes subas del S&P (+57% y +65%). Pero también se hace necesario notar que desde junio de 1972 a marzo de 1980 el retorno acumulado del S&P fue de -5%.

Es decir: hasta que la inflación no fue vencida definitivamente, el S&P lateralizó casi por una década completa. Y durante ese período mostró violentos lapsos de subas y bajas.

El S&P entra en un fuerte y convencido bull market (mercado alcista) sólo cuando la inflación alcanza definitivamente su punto máximo en marzo de 1980. También lo hizo en diciembre de 1974, durante el "falso máximo de inflación", para devolverlo todo más tarde. 

"Para comprar ahora": las 15 acciones que Goldman Sachs espera que reboten con fuerza en 2023

Si bien se dice que la Historia es un pésimo predictor del futuro, parecería sin embargo que resulta clave acertar en dónde se ubicaría el máximo inflacionario en este nuevo ciclo que estamos viviendo. Dicho evento bien podría señalizar el inicio del próximo bull market. La pregunta del millón de dólares: ¿dónde diablos estaremos ahora?

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.