Dadatina

Dejó su trabajo para cumplir su sueño: hoy es la reina de la piel perfecta y tiene su propia línea

Daniela "Dadatina" López trabajaba como instrumentadora quirúrgica y era una entusiasta de leer e investigar sobre el cuidado de la piel. En 2019 armó un hilo de productos económicos y nacionales en Twitter que se viralizó y eso le dio el pie para empezar a subir contenidos relacionados con el mundo skincare.

 Su momento eureka fue un hilo de Twitter. Antes de eso, Daniela López trabajaba como instrumentadora quirúrgica y era una entusiasta de leer e investigar sobre el cuidado de la piel desde que la habían diagnosticado rosácea. 

En junio de 2019 armó un thread de productos económicos y nacionales en la red social del pajarito que se viralizó, notó que había interés y poco conocimiento en el tema y eso le dio el pie para empezar a subir contenidos relacionados con el mundo skincare a su Instagram. 

Estudió para profesionalizarse, pronto se volvió una referente en este nicho y desde fines de 2020 se dedica full time a Dadatina -su nombre en las redes que nació a partir de su apodo ‘Dada'. 

"Recién en marzo alquilé mi propio estudio, me acomodé, me puse horario de trabajo y días en los que grabo contenidos y otros en los que respondo mensajes. Ahora tengo una agenda minuciosa y organizada", cuenta en una charla con APERTURA. 

Dadatina en el nuevo estudio que montó este año para dedicarse full time a crear contenidos. Fotos: Pato Pérez.

Si bien Instagram comenzó como su lugar, donde subía reviews de productos y despejaba dudas, ahora asegura que quiere enfocarse en YouTube. "Ahí tenés un alcance mucho más grande y siento que puedo expandirme en temas que requieren más ahondamiento", explica. "Quiero crear una buena plataforma de cuidado de piel en Argentina, creo que es algo que no está muy explorado". 

Y recuerda su primer video en la plataforma: "Empecé filmando con el celular, con mi lámpara de la mesita de luz y pegando mi teléfono a una pila de libros para usarlo de trípode". Ahora invirtió en aro de luz, trípode, cámara digital y micrófono profesional. 

Pero las redes no son su principal vía de monetización, ya que su negocio más importante es su línea de productos de cuidado de la piel (serum, gel de limpieza y aceite limpiador en asociación con ACF. "Comprándolos es la manera de apoyarme. Este año voy a seguir ampliando la línea", señala. 

A eso se le suman las ventas de su libro ‘Pieles reales' - "Estoy empezando a escribir uno más complejo" - y las campañas con marcas, como La Roche Posay, Nivea, L'Oréal y Garnier. "Solía trabajar con marcas que te decían qué subir pero decidí que ya no. Si es forzado se nota y la gente no lo elige, es mejor cuando las marcas se adaptan a lo que crea el creador. Hoy solo trabajo con marcas alineadas a lo que hago y al target de mi comunidad". 

López asegura que está en pleno proceso de que Dadatina se convierta en una marca. ¿Qué le falta? "Tiempo y que más gente conozca los productos", resume. Y adelanta: "Para 2022 estoy trabajando en una colaboración que no es de skincare y creo que va a terminar de cerrar eso". 

Además de las campañas también trabaja codo a codo con empresas ofreciendo sus servicios como consultora, por ejemplo, para departamentos de marketing o vendedores en farmacia. "Me ofrecieron trabajar en una de estas empresas pero les dije que no porque hoy estoy construyendo esto y quiero ver dónde llega", indica. 

El servicio de consultoría lo ofrece junto a Patricia Fernández -@amadorablog-, con quien a su vez hace el podcast Cosmeleaks. 

Otra de las plataformas donde puso el ojo en 2021 es Twitch, donde hace transmisiones analizando las rutinas de celebridades e incluso realiza entrevistas, como fue el caso de Eugenia "China" Suárez. "Me gusta poder conectar en vivo con mi comunidad y que sea algo informal y divertido", agrega. 

Y concluye: "Siempre todo lo que pienso es desde lo digital. Creo que ahí va la tendencia y no me interesa la televisión porque es un mundo complejo y agresivo". "Algunas plataformas son complicadas y los algoritmos son específicos. Por ejemplo, a Instagram le gustan más los videos que los posteos ahora y es difícil ir adaptándote a lo que te piden las plataformas. Es complicado pero no queda otra opción".

La versión original de esta nota se publicó en el número 323 de revista Apertura.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios