Poder adquisitivo

Proyecciones para fines de 2021: ¿los salarios podrán ganarle a la inflación?

Un informe elaborado por el CETyD y publicado este mes compartió cuáles son las perspectivas de cara a los últimos meses de este año. Los detalles.

El poder adquisitivo de los salarios disminuiría 3,8% al finalizar el 2021, teniendo en cuenta los acuerdos paritarios alcanzados hasta principios de agosto. No obstante, las negociaciones colectivas que se lleven adelante durante los meses que restan de este año eventualmente podrán alterar ese resultado.

Los datos se desprenden de un informe publicado este mes, elaborado por el Centro de Capacitación y Estudios sobre Trabajo y Desarrollo (CETyD) y la Escuela Interdisciplinaria de Altos Estudios Sociales (IDAES) de la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM).

La posible contracción de ingresos de los trabajadores "enciende una señal de alerta", ya que se acumularía con la de finales del 2017 y 2019, "período en el que los ingresos se redujeron un 19%". Según el informe, el Gobierno nacional actual asumió el compromiso de revertir esa tendencia; y si bien durante los primeros meses de gestión "logró resultados positivos", ese proceso "se vio interrumpido por la pandemia" y a partir de ahí "los salarios perdieron el terreno recuperado durante los meses previos".

¿Los salarios pueden ganarle a la inflación?

Es posible identificar tres momentos en la carrera de precios y salarios durante 2021: el primer trimestre del año, el segundo y, aún por definirse, lo que ocurrirá en el tercero y el cuarto.

primer trimestre 2021: precios y salarios

La meta de inflación del 29% proyectada por el Gobierno fue rápidamente desbordada por el incremento efectivo de los precios. Y los salarios volvieron a correr desde atrás, luego de que las primeras paritarias del año se cerraran en valores próximos a la meta fijada por el Poder Ejecutivo. Como resultado, en tanto que el incremento interanual de los precios entre marzo de 2020 y 2021 fue del 42%, el de los salarios definidos en la negociación colectiva fue del 31%.

Inflación: la teoría que el Gobierno no mencionó y la celebración detrás de los números

"La evolución de los salarios entre principios de 2020 y 2021 da cuenta de una importante heterogeneidad entre los distintos sectores de actividad", indicó el estudio. Entre los subsectores con mejor evolución salarial se encuentran el informático, ciertas actividades primarias y la industria automotriz. Por el contrario, entre los que se vieron más perjudicados están el transporte, la actividad de correos y la construcción, entre otros.

A nivel agregado, "es posible encontrar cierta correlación entre la evolución de la actividad económica y la de la masa salarial entre los distintos sectores de actividad", sostuvo el informe. Y añadió que si bien entre los primeros trimestres de 2020 y 2021 cayeron tanto el valor agregado como la masa salarial en la gran mayoría de los sectores, "puede observarse cierta tendencia que da cuenta de que la evolución de las remuneraciones fue más crítica en aquellas actividades que sufrieron una contracción más profunda".

En los sectores que crecieron entre principios de 2020 y 2021, la masa salarial o bien aumentó -como en la industria y en el agro- o bien disminuyó en una proporción inferior al del resto de las actividades, como en comercio (la excepción a esta tendencia la representa la construcción, en donde el valor agregado se incrementó, pero la masa salarial se redujo en niveles similares al de los sectores que tuvieron un peor desempeño).

segundo trimestre 2021 (y julio):  precios y salarios 

A partir del segundo trimestre del año la carrera entre precios y salarios tendió a emparejarse. En consecuencia, tanto las paritarias definidas desde entonces como las revisiones de algunos acuerdos pactados previamente fueron perforando el techo del 29%.

Paritarias 2021: qué gremios ganaron y perdieron en la pelea por la suba de salarios

De este modo, al empezar la segunda parte del año, las dos variables aparecieron más alineadas: la inflación entre los meses de julio 2020 y 2021 fue del 51,8% y el incremento salarial, del 51,3%. Como resultado, en julio de 2021 el poder adquisitivo de los salarios fue igual al de julio de 2020 (y también al de diciembre 2019). Así, los ingresos de los trabajadores aún no logran recuperar la caída del 19% que atravesaron entre fines de 2017 y finales de 2019.

Previsiones para los próximos meses

Las previsiones para lo que queda del año se mantienen abiertas. "Las últimas proyecciones calculan una inflación interanual del 48,3% para el mes de diciembre -arrojó el análisis-. Y según nuestras estimaciones, los acuerdos paritarios alcanzados hasta principios de agosto determinarían un incremento de los salarios de 42,7% para el conjunto del 2021 en el caso de que no se produjeran nuevas revisiones y los acuerdos pendientes se definieran en valores similares".

Desde la CETyD, señalaron que de mantenerse la tendencia actual, el poder adquisitivo de los ingresos de los trabajadores caerían 3,8% este año. 

Pero, aclararon que así como los recientes acuerdos paritarios y las reaperturas de las primeras negociaciones del año fueron emparejando la suba de precios con la de los salarios hacia el mes de julio, una situación similar podría darse durante los últimos meses del año. "En las próximas mesas de negociación entre empresas y trabajadores se definirá el resultado de la ecuación", concluyeron.

Tags relacionados

Comentarios

  • MD

    Mauro Dvreux

    20/08/21

    No leí la nota, ni soy economista pero puedo asegurar 100% que la respuesta al titulo es: No

    0
    0
    Responder