Cambio de expectativas

Por el cóctel de guerra, FMI e inflación, peligra el crecimiento de la economía

Analistas recortan a la baja sus proyecciones de crecimiento y algunos ya ven el inicio de una recesión. Temen recortes de energía y nueva caída del poder adquisitivo.

En esta noticia

La guerra en Ucrania, la alta inflación y las restricciones que impone el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) harán que la economía termine 2022 estancada o incluso en recesión, según distintos consultores que recalculan sus estimaciones.

La proyección de crecimiento contenida en el acuerdo con el Fondo (entre 3,5 y 4,5%), que para el Gobierno era incluso moderada, quedó desactualizada por la dinámica de las últimas semanas. Algunos economistas proyectan apenas un arrastre estadístico desde 2021 o incluso un crecimiento menor a 1%. Otros, que el año terminará en campo negativo.

Acuerdo con el FMI: las medidas que pueden complicar a la economía

Empresarios van al diálogo de Alberto con poca expectativa y descuentan que los precios acelerarán

En los últimos días, el FMI, la OCDE y otros organismos revisaron a la baja sus proyecciones de crecimiento global en alrededor de un punto porcentual por la guerra en Ucrania. "La trascendencia de un crecimiento económico global más lento de lo esperado es elevada y podría tener impactos sobre la economía argentina", indicó Ecolatina en un reporte.

Estancamiento

Federico Moll, economista de esa firma, dijo que espera que la actividad crezca 3% este año, por el arrastre estadístico. "Esta proyección contempla el golpe internacional que significó la guerra pero también, y más importante, niveles de consumo interno bajos causados por los aumentos tarifarios recientemente comunicados. No vemos que el ingreso de los hogares vaya a crecer", sostuvo.

Matías Carugati, de Seido, recortó su proyección del 3,5 al 3%, con una inflación anual del 60%. "La actividad será más ajustada por el control de importaciones y la incertidumbre macro", dijo.

Ricardo Delgado, CEO de Analytica, mantiene aun la proyección de crecimiento del 4%, pero advirtió: "Con 60% de inflación, si se consolida ese número, lo más probable es que tengamos que bajar el pronóstico, porque el consumo es el 60% de la demanda agregada".

Las 5 razones por las que Alberto Fernández no podrá despegarse del kirchnerismo

Para el Instituto del Trabajo y Economía de la Fundación Germán Abdala (Itega), el escenario se complicó: "Con la escalada de las materias primas -en particular, la energía-, las importaciones en valores de GNL no podrán mantenerse a los niveles de 2021", sostuvo. "La guerra en Ucrania y el contexto internacional ponen en duda la capacidad de la economía para crecer 3,5% este año", agregó.

Debajo de 1%

Eco Go y el Ieral de la Fundación Mediterránea son más escépticos y coinciden en que la actividad crecerá apenas 0,8%. "El menor nivel de importaciones y la sequía recortan el arrastre estadístico de 3% del PBI que dejó enero y la economía crecería en promedio 0,8% durante 2022", indicó la firma de Marina Dal Poggetto. La meta de acumulación de reservas del Banco Central (u$s5800 millones) atenta contra la importación y la producción. La tasa de interés real positiva y la inflación recortarán, también, el consumo.

Para ambas firmas, la meta de crecimiento nominal del PBI acordada con el Fondo ($70 billones) se alcanzaría con inflación y menos actividad. "Si al final del día el 'impuesto inflacionario' termina siendo mayor al proyectado, se estará drenando el poder adquisitivo de la población de ingresos fijos. Adicionalmente, existe riesgo de racionamiento de la energía en el transcurso del invierno, por falta de recursos para importar gas licuado", sostuvo Ieral. Sus estimaciones basadas en recaudación mostraron una fuerte desaceleración en el comienzo del año.

Suben la tasa de los créditos subsidiados: a cuánto se van 

En esa línea, el economista Rodrigo Álvarez sostuvo que posibles restricciones de energía y de importaciones para la industria restringirán a la oferta, mientras que el poder adquisitivo se resentirá y frenará la demanda. "Pensaba en un escenario de estancamiento, de entre 2,5 y 3%. Ahora veo varias cuestiones que impactarán, principalmente la violenta aceleración inflacionaria", dijo.

Para Equilibra, el escenario previsto ya es de recesión. La consultora revisó levemente a la baja su proyección de 2022, a -0,5%, desde un rango que estaba entre esa cifra y 0%, dijo la economista jefe Lorena Giorgio. "La meta de acumulación de reservas para 2022 es un objetivo posible, (pero) la contracara sería una actividad económica que podría caer", indicó la firma.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.