Espacio en construcción

El albertismo por dentro: pujas internas, mesas de apoyo y la apuesta al 2023

Alberto Fernández reúne a diferentes grupos de apoyo con la mirada puesta en la gestión y el proyecto de reelección; las diferencias que tiene cada grupo.

Si hay algo de lo que no se puede quejar en estos momentos Alberto Fernández, es de que está rodeado de "mesas de apoyo".  Algunos referentes de esas mesas son amigos del Presidente de hace muchos años, otros buscan el armado con vistas al 2023 y hay quienes pregonan un albertismo adentro del Frente de Todos.

Hay para todos los gustos. "Se puede armar un bar entero de mesas de Alberto", ironizó ante El Cronista un funcionario de la Casa Rosada. Lo cierto es que en estos días de tensión en el oficialismo por la puja de poderes entre el albertismo y Cristina Kirchner se empezó a visualizar con fuerza el armado de diferentes círculos rojos de poder que apoyan, cada uno a su manera, al jefe de Estado.

En cualquier caso, se trata del armado del albertismo que hasta ahora nunca pudo despuntar abiertamente en el gobierno por los factores externos como la pandemia, los embates internos como el recelo de Cristina Kirchner o los grupos antagónicos al Presidente que están adentro de la misma coalición de poder.

Desde que Alberto Fernández lanzó la idea de dirimir las pujas internas del Frente de Todos en una gran PASO con vistas al 2023 y dejó entrever sus aspiraciones reeleccionistas,  se potenciaron las siguientes mesas de apoyo al jefe de Estado con distintos objetivos y parámetros: 

MESA DE EL CALAFATE. Si hay un grupo de funcionarios y dirigentes del PJ que viene al lado de Alberto Fernández desde sus inicios es el denominado grupo  El Calafate en relación al armado inicial del proyecto de Néstor Kirchner desde el 2002. Este conglomerado se reúne cada 15 o 20 días y sus miembros se consideran amigos de Alberto Fernández de toda la vida que ahora buscan respaldar la gestión. Entre los principales referentes de esta mesa están el secretario de Culto, Guillermo Oliveri; el secretario presidencial, Julio Vitobello; el diputado Eduardo Valdés; el embajador en Uruguay, Alberto Iribarne; el embajador en Washington, Jorge Arguello; el director del BCRA, Miguel Pesce y el director del Banco Nación, Raúl Garré, entre otros.

"La idea de este grupo es apoyar la gestión de Alberto y fortalecer su Presidencia. Si le va a bien al Presidente habrá proyecto 2023 pero esa no es la meta central ahora", dijo a El Cronista uno de los comensales de esta mesa albertista que tiene un origen lejano y se diferencia de la nueva generación de allegados al Presidente. Los encuentros de este grupo pueden ser en el "Café Las Palabras", el museo que Valdés levantó en el barrio de Almagro o en la misma residencia de Olivos.

LA MESA 2023. En otros ámbitos y espacios de poder se conformó la mesa albertista que está ligada a la gestión pura y al proyecto de la reelección del Presidente. Se trata de una mesa que se reúne todas las semanas para almorzar o cenar en Olivos. Allí se repite la figura de Vitobello pero se le suman referentes como el canciller Santiago Cafiero; el ex vocero presidencial, Juan Pablo Biondi; el ministro de Desarrollo Social, Juan Zabaleta; el ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis; el subsecretario de Asuntos Políticos, Miguel Cuberos; el ex vocero de la ANSES, Carlos Gianella y Cecilia Todesca, entre otros. Algunos confunden este grupo con el original armado del Grupo Callao que también integraban Guillermo Justo Chaves, Fernando Peirano y Victoria Tolosa Paz. Pero esta mesa albertista que se reúne en Olivos forma parte de un sector del albertismo que aspira claramente a empezar a armar el proyecto reeleccionista 2023 y se planta como un claro sector de enfrentamiento a La Cámpora.

"Tenemos en claro que Alberto Fernández será la única opción de poder en el peronismo para el 2023 y hay que empezar a trabajar en ello desde ahora", explicó uno de los referentes de esa mesa. La convocatoria del Presidente en Plaza de Mayo para el día de la Militancia y su llamado a dirimir las diferencias del Frente de Todos en unas PASO alentó a este grupo a empezar a darle forma al proyecto reeleccionista de Alberto Fernández. Saben que la puja contra Cristina Kirchner no será nada fácil aunque están dispuestos a dar pelea al kirchnerismo duro de cara al 2023.

LA MESA FRENTETODISTA. Por último, se visualiza en estos días un espacio de apoyo al Presidente que al mismo tiempo apuesta a no romper filas internas en el FdT. Se trata de referentes del oficialismo que conviven a diario con Alberto Fernández y lo conocen desde hace muchos años pero no creen que el camino sea romper con Cristina Kirchner para mantenerse en el poder. Allí están, entre otros, Víctor Santa María (jefe del PJ porteño y del Sindicato de Porteros); el ministro de Defensa, Jorge Taiana; el histórico Juan Manuel Olmos; Fernando "Chino" Navarro, referente del Movimiento Evita y repite en presencia Eduardo Valdés, quien tiene la particularidad de ser amigo del Presidente pero al mismo tiempo tiene mucha llegada con Cristina Kirchner. Si bien este grupo no se reúne formalmente mantienen contactos permanentes y los une la idea de un "frentetodismo" sólido en lugar del albertismo aislado. Aunque esto no quita que actualmente apoyen fuertemente la gestión del Presidente.

Desde este espacio creen que no será negocio político romper con Cristina Kirchner si se quiere sustentar el proyecto reeleccionista del presidente. Sólo ven que habrá un Alberto Fernández competitivo para el 2023 si existe un Frente de Todos unificado. 

Tags relacionados

Comentarios

  • EC

    Emanuel Cabezas

    05/12/21

    jajajjaa la cara del albert en la foto, epic!

    0
    0
    Responder