Zoom editorialExclusivo Members

Qué pasará con el dólar, el cepo y la inflación: las claves en la hoja de ruta de Caputo

Luego de las turbulencias con las que arrancó la semana, el ministro de Economía, Luis Caputo, aprovechó la calma que trajo la brisa externa a los mercados financieros, con una ola positiva en Wall Street y los emergentes que empujó una baja del dólar y una recuperación de los bonos. Y en ese mar un poco más sereno, dio a conocer el esbozo de una hoja de ruta sobre la economía para el año próximo.

Un dato esperado por los inversores aunque, como ocurrió el último viernes con el anuncio del inicio de la segunda fase de su programa, el anticipo de la bitácora no incorporó la información que aguardaban en materia cambiaria: básicamente, el trayecto que seguirá para levantar el cepo y cuándo se arribará a ese puerto.

Por el contrario, Caputo ratificó en el avance del Presupuesto que de aquí hasta fin de año la situación no variará respecto de la actual, por lo que proyecta mantener en 2% mensual el ritmo de la devaluación del peso, para llegar a un dólar oficial de $ 1016 cuando suenen las campanas navideñas.

Es más, planteó que la inflación marcará en diciembre un 140%, de manera que después de haber acumulado este año una suba del 72% hasta mayo último, la previsión aleja la posibilidad de ver variaciones mensuales del Índice de Precios al Consumidor en línea con la velocidad crucero establecida para el crawling peg.

En ese escenario, la clave pasará por determinar cómo se fortalecerá la oferta de divisas en el mercado, de manera tal de poder adquirir dólares para fortalecer las reservas del Banco Central, al tiempo de atender los vencimientos de deuda que se multiplican para el Tesoro con el traspaso de los pasivos remunerados en pesos, el pago de la energía para el invierno y la demanda de los importadores.

En el horizonte asoman las privatizaciones que intentará poner en marcha, las negociaciones por un nuevo acuerdo con el Fondo Monetario Internacional que incluya un desembolso, el blanqueo y la apuesta a la llegada de inversiones, con los incentivos que aporta el nuevo régimen aprobado en el Congreso. Todo ello demandará un tiempo indeterminado. Al menos, más allá de este año.

En la última rueda, el sector agropecuario aceleró la liquidación, para aprovechar la suba previa del dólar contado con liquidación, que generó una mejor ecuación en el blend. Y sobre todo para adelantarse al feriado del jueves y la jornada reducida del viernes en Estados Unidos, además del feriado del próximo martes acá, en ambos lugares por la celebración del Día de la Independencia. 

Sirvió para mejorar la oferta y bajar la cotización del dólar financiero, particularmente. Pero el efecto de la cosecha gruesa, menor a lo esperado, se va agotando y los dólares no resultan suficientes, en la mirada del Gobierno, para levantar el cepo.

Temas relacionados
Más noticias de cepo
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.