Costo del transporte público

Por el aumento del boleto, el 60% de los argentinos cambiará de trabajo si le exigen presencialidad plena

El dato se desprende de un informe de la consultora de Recursos Humanos Adecco. La mayoría (un 52%) cree que el reciente aumento en las tarifas no va a frenar el aumento de la exigencia de la presencialidad por parte de las empresas

Un 60% de los argentinos analiza cambiar de trabajo si le exigen presencialidad plena. Es por los aumentos en las tarifas del transporte público, a lo que se suma el retraso salarial, con incrementos de sueldos que no alcanzan a compensar la pérdida de poder adquisitivo ante el avance de la inflación.

Así se desprende de un informe que hizo Adecco Argentina, la filial de la empresa de consultoría de Recursos Humanos. El relevamiento se realizó con el objetivo de conocer cómo impactan los incrementos anunciados en la rutina diaria de los trabajadores entre más de 5500 personas de todo el país que participaron de la encuesta, explicó Adecco.

En el caso de que los empleadores establecieran la presencialidad total en las próximas semanas, seis de cada 10 trabajadores que hoy tienen una modalidad híbrida considerarían cambiar de empleo, mientras que un 72% se mostró preocupado. Este factor ya incide en las búsquedas: casi un 63% de los candidatos a un puesto de trabajo prioriza una oportunidad laboral que mantenga el formato híbrido.

La situación se agrava teniendo en cuenta que, en los últimos meses, muchas empresas retornaron o incrementaron la presencialidad en los lugares de trabajo. De acuerdo al sondeo, más de un 68,68% concurre a la oficina cinco veces a la semana, seguido de casi un 8,81% que, en el otro extremo, lo hace menos de una vez por semana o nunca. En tanto, un 6,21% se traslada cuatro días a la semana, un 7,87% tres, un 5,99% dos y un 2,45% uno.

"Esto se da en un contexto poco favorable para quienes deben viajar en transporte público, por los numerosos aumentos en las tarifas", destacó Adecco, que además analizó cómo llegan los argentinos al trabajo: la amplia mayoría va en colectivo (un 68%, un 10% más que en un estudio de 2023 que hizo la firma e incluyó esta pregunta), seguido de un 32% que lo hace en auto. El resto se reparte entre tren (18%), subte (16%) y caminata (13%).

Más de un 68,68% de los empleados concurre a la oficina cinco veces a la semana.

La decisión de usar un tipo de transporte u otro se vio afectada por los recientes aumentos en las tarifas del transporte, según afirmó un 49% de los encuestados. Además, un 85% comentó que su empresa no cubre los gastos de viáticos. En línea con ello, casi un 72% calificó al incremento en el boleto como "un problema a la hora de ir al trabajo".

En este escenario, las opiniones se encuentran divididas. La mayoría (un 52% de los participantes de la encuesta) creen que el reciente aumento en las tarifas del transporte público no va a frenar el aumento de la exigencia de la presencialidad por parte de los empleadores; contra un 48% que piensa lo contrario.

En tanto, mientras que un 50% de los empleados no cuenta con la posibilidad de decidir cómo trabajar -ya que sus organizaciones le imponen la modalidad-, hay un 27% que elige cómo quiere hacerlo -dado que sus compañías le ofrecen flexibilidad- y ya optaron por trabajar desde su casa frente al último aumento del costo del transporte público.

Un 27% de los empleados que elige cómo quiere trabajar ya opta por hacerlo desde su casa.

La inflación de 211,4% en 2023  que registró el Indec significó un golpe fuerte para los salarios, que ya acumulaban cinco años consecutivos de caída en términos reales. Frente a la suba constante de precios, que comenzó a acelerarse aún más tras la devaluación de diciembre, los sueldos subieron un 152,7% el año pasado, según Indec, lo que representó una pérdida anual de casi un 19%.

En el promedio del año, la contracción del poder de compra de los salarios fue menor (un 3,7%), pero la gran pérdida del último mes de 2023 hizo que, punta a punta, la merma de poder adquisitivo se potenciara. El arranque de 2024 mantuvo la tendencia, con una inflación que trepó al 20,6% en enero y salarios que no llegaron a ese número.

Según la consultora PwC Argentina, las compañías elaboraron sus presupuestos con una estimación de inflación del 202% para 2024 y dar incrementos anuales del 185% para el personal fuera de convenio. Es decir, planean una caída nominal de las remuneraciones de los colaboradores de casi 20 puntos. En 2023, otorgaron un promedio del 164% para el personal fuera de convenio con una inflación que trepó al 211,4%, de acuerdo a Indec.

Temas relacionados
Más noticias de Adecco Argentina
Noticias de tu interés