Finanzas personales

Cómo invertir desde $ 1000 en fondos administrados por expertos

Estos instrumentos son recomendados para principiantes y personas con poco tiempo. Además, son muy demandados por inversores minoristas, ya que se puede ingresar con montos bajos.

Una de las alternativas que ofrece el mercado en materia de inversiones son los Fondos Comunes de Inversión (FCI). Se trata de instrumentos conformados por carteras diversificadas, en base a montos aportados por un grupo de personas con objetivos similares de rentabilidad a corto, mediano y largo plazo.

Estos fondos son administrados por especialistas en finanzas y pueden estar integrados por acciones de empresas locales, Cedear de compañías que cotizan en Wall Street, bonos, Obligaciones Negociables (ON), plazos fijos, divisas, metales preciosos, contratos de futuros e instrumentos emitidos por entidades financieras.

En particular, este instrumento es recomendado  para principiantes y personas que no cuentan con mucho tiempo, ya que la administración de estos fondos está a cargo de especialistas en inversiones. Además, son muy demandados por inversores minoristas por su gran accesibilidad, dado que se puede ingresar con un mínimo de 1000 pesos. 

"Para principiantes, recomiendo mucho los FCI. Creo que es la puerta de entrada para iniciarse en las inversiones. Las personas depositan la administración de su dinero en gente especializada y después podrán ir interiorizándose a medida que va pasando el tiempo", destaca el analista financiero Christian Buteler.

Cómo funcionan


Al suscribirse a un FCI, los inversores están comprando pequeñas partes de ese fondo. Estas porciones se conocen como "cuotaparte". De esta manera, cuando las personas deciden ingresar, están realizando la compra de una cantidad de cuotapartes y a un determinado precio. 

Los precios no son fijos, sino que varían constantemente en base a las cotizaciones de los activos que componen la cartera del fondo. A la vez, los cambios en los valores de las cuotapartes durante un período de tiempo determinan la rentabilidad del FCI.

Los inversores pueden suscribirse y salir (rescatar) rápidamente de estos instrumentos. Dependiente de sus características, algunos permiten realizar el rescate de manera inmediata o incluso durante el mismo día en que se ingresó mientras que otros lo habilitan a las 24 o 72 horas hábiles después de haberse suscrito.  

Tipos de fondos


El mercado ofrece una amplia gama de opciones de FCI, integrados por distintos instrumentos y pensados para diferentes perfiles de inversores, desde conservadores a moderados o agresivos. Entre ellos, se pueden identificar:

  • Fondos de liquidez:  también conocidos como "money markets". Se caracterizan por su perfil conservador, de corto plazo, con liquidez inmediata y bajo riesgo. Suelen estar compuestos por instrumentos como plazos fijos, letras y bonos de corto plazo, entre otros. 

  • Fondos de renta fija: integrados principalmente por títulos de deuda pública y/o privada, como bonos u Obligaciones Negociables (ON). La cuotaparte puede estar en dólares o pesos. Su objetivo en términos de plazos puede ser corto, mediano, largo o flexible. Su riesgo es considerado moderado.

  • Fondos de renta variable:  invierten principalmente en acciones de empresas, ya sea que coticen en la Bolsa local o en mercados internacionales.  La cuotaparte puede estar en dólares o pesos y su objetivo de inversión es de largo plazo. Su riesgo es considerado alto.

  • Fondos de renta mixta: combinan títulos de deuda y acciones. Su cuotaparte puede estar en dólares o pesos y su objetivo de inversión varía según la estrategia establecida por cada FCI. Al ser una combinación, su riesgo es intermedio.

¿A cuál ingresar?


Buteler señala que el inversor podrá armar una cartera de dos o tres FCI, pero esto dependerá del monto con el que se cuente para ingresar y los plazos que esté proyectando para tener de nuevo el dinero disponible, ya que algunos lo necesitan dentro de un mes y otros pueden esperar entre seis y doce meses. 

"Para alguien que está iniciando, cuyo perfil es conservador y que invierta a un año, puede armar 50% con fondos en renta fija en pesos, 25% de renta fija en dólares y 25% en renta variable argentina. Esto, con una visión a doce meses, esperando un rendimiento por encima de la inflación y del dólar", indica.

Por su parte, Brian Torchia, gerente de finanzas corporativas de Pgk, comenta que una opción para los ahorristas es suscribirse a un FCI de riesgo conservador o moderado, preferentemente con perfil de portafolios CER, los cuales se ajustan con el índice de inflación. 

"Es una herramienta interesante para lograr resguardo del valor de la moneda. Además, ofrece la ventaja de tener buena liquidez, por lo cual pueden ser desarmados rápidamente", destaca Torchia, en referencia a la posibilidad de rescatar la inversión cuando el ahorrista lo quiera hacer, sin tener que esperar mucho tiempo.

Cómo suscribirse


Para suscribirse a los FCI, no hacen falta grandes montos sino que se puede arrancar desde $ 1000 en adelante, y su operatoria se realiza de manera muy sencilla realizando los siguientes pasos:

  • El inversor debe tener una cuenta comitente en un broker o sociedad de Bolsa.

  • Desde su cuenta bancaria, debe transferir el monto que quiera invertir a la cuenta comitente.

  • Desde la plataforma del broker, ya sea página web o la aplicación móvil, debe buscar el apartado donde figuran los FCI, revisar las descripciones de los fondos que se ofrecen y seleccionar el de preferencia. 

  • Cuando el inversor quiera tener nuevamente el dinero y su respectivo rendimiento, debe ingresar a la cuenta comitente para rescatar la inversión.


Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios