Escala la tensión

Guerra Rusia Ucrania: Putin ordena los primeros ejercicios nucleares desde el inicio de la invasión

Las maniobras militares aumentan los temores de los países de la OTAN de que Moscú esté armando un pretexto para intensificar la debilitada campaña.

Rusia llevó a cabo este miércoles sus primeros simulacros nucleares importantes desde el inicio de su guerra contra Ucrania y el presidente Vladimir Putin hizo afirmaciones infundadas de que Kiev estaba tratando de desarrollar una "bomba sucia", mientras Moscú seguía intensificando la retórica sobre el posible uso nuclear en el conflicto.

Putin siguió los acontecimientos por videoconferencia desde el Kremlin mientras los militares rusos practicaban lo que su ministro de Defensa, Sergei Shoigu, denominó un "ataque nuclear masivo con fuerzas de ataque estratégico en respuesta a un ataque nuclear de nuestro adversario".

Dirigiéndose a los jefes de los servicios de seguridad de un grupo de expaíses soviéticos después de los ejercicios, Putin dijo que "la confrontación geopolítica mundial ha aumentado bruscamente" y acusó a Estados Unidos de utilizar a Ucrania como "ariete" contra Rusia.

Cómo son los Shahed-136, los drones kamikazes iraníes con los que Putin quiere aterrorizar a Kiev

Repitió las afirmaciones, sin pruebas, de que Estados Unidos había "convertido a Ucrania en un lugar de pruebas para experimentos biológicos militares", se quejó de que Occidente la estaba "llenando de armas, incluidas las pesadas", y hacía la vista gorda ante las "provocaciones" con una bomba sucia, un explosivo convencional que lleva material radiactivo.

Ucrania ha negado enérgicamente las afirmaciones y ha dicho que el Kremlin esperaba que la amenaza de la guerra nuclear presionara a los aliados occidentales de Ucrania para que aceptaran un acuerdo de paz en los términos de Rusia.

Los ejercicios del miércoles pusieron a prueba las tres partes de la capacidad nuclear de Rusia: el misil balístico intercontinental RS-24 Yars, el submarino K-114 Tula, portador de misiles, y dos bombarderos nucleares estratégicos Tu-95 de largo alcance.

Las maniobras se producen en medio de una intensificación de la retórica nuclear rusa que los países occidentales temen que sea un ominoso intento de fabricar un pretexto para intensificar la vacilante invasión de Ucrania, que dura ya ocho meses.

Washington no ha dicho que haya detectado un cambio en la postura nuclear de Rusia antes de los ejercicios anuales, de los que Moscú advirtió a Estados Unidos con antelación.

Pero mientras la contraofensiva ucraniana sigue infligiendo una serie de humillantes reveses a los militares rusos, Putin ha intensificado su retórica en torno a las armas nucleares.

Quién es Sergei Surovikin, el 'general Armagedón' detrás de los nuevos ataques en Kiev

Rusia llevó a cabo el anterior ejercicio en febrero, justo días antes de que Putin lanzara la invasión de Ucrania y advirtiera a Occidente de "las consecuencias que nunca han visto en su Historia" si intentaba detenerle.

El mes pasado, dijo que Rusia utilizaría "todos los medios a nuestro alcance" para defenderse tras anexionar cuatro regiones de Ucrania y advirtió que Estados Unidos había "creado un precedente" cuando bombardeó las ciudades japonesas de Hiroshima y Nagasaki al final de la Segunda Guerra Mundial.

Desde entonces, Ucrania ha seguido recuperando territorio que Putin acababa de reclamar como parte de Rusia y se ha acercado a Jersón, la única capital regional que Rusia ha capturado en toda la guerra.

El mayor desafío de Putin: los rusos que huyen de la guerra

Los simulacros se produjeron tras las llamadas de Shoigu a sus homólogos de China e India, en las que repitió las afirmaciones infundadas de Moscú de que Ucrania está planeando detonar una "bomba sucia".

Estas llamadas se produjeron tras las advertencias similares que hizo el fin de semana a los ministros de Defensa de Estados Unidos, Reino Unido y Francia -las tres potencias nucleares de la OTAN-, así como a Turquía, que no tiene armas nucleares pero ha tratado de desempeñar un papel de mediador en la guerra.

Ucrania cree que Putin no ha abandonado su objetivo de destruir esencialmente el país en su forma actual y que no estaba dispuesto a negociar con Kiev de buena fe.

Rusia ha dejado partes de Ucrania sin electricidad tras intensificar los ataques aéreos contra las instalaciones de infraestructuras críticas del país, como las centrales eléctricas.

Kiev había pedido ayuda para combatir a Rusia, que ataca con misiles de crucero, ataques aéreos y drones de fabricación iraní. Ucrania está a punto de recibir su primer lote de sistemas de defensa antiaérea Nasams de Estados Unidos, el sistema de defensa antiaérea más sofisticado proporcionado a Ucrania hasta ahora, según el fabricante Raytheon.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios