Economía

Ya se puede usar la IA para mejorar las finanzas personales, pero falta algo importante: la palabra de un experto

La inteligencia artificial (IA) ya es parte del mundo de las finanzas. Pero su aplicación puede llevar a un uso que puede no ser beneficioso. La opinión de un experto.

La necesidad de regular la inteligencia artificial (IA) ha cobrado urgencia en la Unión Europea, que recientemente ha dado pasos significativos hacia el establecimiento de un marco regulatorio robusto. 

Esta iniciativa incluye la creación de una oficina de expertos y la aprobación de la primera legislación referente a la IA en el bloque. El doctor Román Alberto Uez, abogado y experto en Derecho Administrativo y Tecnología, Políticas y Culturas, enfatiza la importancia de esta regulación. 

"La humanidad ha construido su conocimiento a lo largo de milenios, basándose en la validación meticulosa y repetida de hipótesis en diversas circunstancias. El tiempo es levadura donde fermenta el conocimiento, es lo que lo hace seguro y potente. Este proceso, aunque largo, ha permitido asegurar la veracidad de los saberes acumulados", indica Uez. 

La ciencia de datos y la inteligencia artificial pueden ayudar a las finanzas, pero es necesario un marco regulatorio. (Fuente: Shuttersock)

Según reflexiona el experto, históricamente, los humanos crearon herramientas para percibir la realidad más exactamente, pero en los últimos 300 años, este equilibrio ha sido perturbado por el crecimiento de la población y el avance de la ciencia y la tecnología. 

La influencia de los mercados financieros ha impregnado todos los aspectos de la cultura global, transformando la creación de conocimiento en una actividad guiada por la utilidad y la rentabilidad en lugar de la precisión y la verdad.

La tendencia actual de aprobar innovaciones con poca investigación y resultados estadísticos cuestionables, un reflejo de la subordinación del conocimiento verdadero a los intereses financieros. 

"La rentabilidad se logra anunciando en el mercado el lanzamiento de un nuevo invento aprobado por las autoridades en tiempos récord, las acciones de las compañías suben de manera brutal, los financistas toman su ganancia sin importar la calidad del conocimiento anunciado", reflexiona Uez.

Hay una necesidad de un enfoque regulatorio para el uso de la IA en finanzas (Fuente: Shutterstock)

"Si no funciona, será el poder judicial en largos años de litigios quien intente alguna solución. El sistema está preparado para cuidar, a toda costa, la rentabilidad de los inversores financieros siempre, no el conocimiento verdadero ni sus usuarios".

Es por ese motivo que el especialista ve las iniciativas de la Unión Europea como pasos fundamentales hacia la creación de un entorno regulado que asegure el desarrollo tecnológico alineado con los principios de exactitud y seguridad. 

Hay una necesidad de un enfoque regulatorio que proteja la integridad y veracidad de la ciencia y la tecnología, evitando que la búsqueda de beneficios financieros comprometa la construcción del conocimiento.

La regulación de la IA no solo es necesaria para prevenir errores científicos y el colapso de sistemas financieros, sino también para asegurar que el desarrollo tecnológico se mantenga ético y beneficioso para toda la humanidad, garantizando un futuro donde el conocimiento continúe siendo un pilar fundamental de nuestra sociedad.

Temas relacionados
Más noticias de inteligencia artificial