REUNIÓN EN OLIVOS

Capitanich ofrece bajar su proyecto para ampliar la Corte, en pos de un acuerdo

El gobernador de Chaco impulsa una mesa política del Frente de Todos. Capitanich ofrece bajar el proyecto de ampliación de la Corte a cambio de armar un gran acuerdo de unidad. Charlas con la oposición.

Jorge Capitanich llamó por teléfono y pidió ver al presidente Alberto Fernández. Se encontraron en Olivos con la excusa de hablar sobre inversiones de infraestructura en el Norte Grande. Conversaron en cambio sobre la situación económica en Argentina, analizaron las medidas que anunció Silvina Batakis para promover el equilibrio fiscal y bajar la inflación, el contexto internacional, la situación política del Frente de Todos y el vínculo con la oposición. Capitanich expresó su respaldo. Pidió unidad, como ya habían pedido en mayo juntos en Chaco. Y contó su propuesta a los gobernadores, incluso de la oposición, para un gran acuerdo nacional. 

"Unidad política, reducción de la inflación y crecimiento económico sostenido para garantizar más empleos y mejores salarios constituyen nuestros principales desafíos. Lo debemos hacer juntos. Lo tenemos que hacer unidos. Y lo haremos trabajando como siempre: por la grandeza de nuestra patria y la felicidad de nuestro pueblo", escribió Capitanich en redes sociales después de retirarse de la Quinta de Olivos. El Presidente lo retuiteó con este mensaje: "Para que toda la Argentina siga creciendo, el camino es la unidad".

La mayoría de los kirchneristas guardan silencio desde los anuncios de Batakis. Incluso Juan Grabois, ATE y la CTA, convocan a asambleas y presionan públicamente a la ministra en reclamo del Salario Básico Universal. 

"El contexto internacional nos interpela a todos los miembros de nuestro espacio político con el objeto de respaldar las medidas fiscales, monetarias y cambiarias adoptadas para superar una transición compleja", señaló públicamente. Su optimismo suena lógico, porque Capitanich es uno de los que propuso con énfasis a Carlos Sánchez para la secretaría de Políticas Tributarias.

Silvina Batakis suma a Carlos Sánchez, de buen vínculo con Cristina Kirchner, en Economía - El Cronista

El cristinismo le da aire al paquete ortodoxo de Batakis - El Cronista

Cuando no había pandemia ni guerra entre Rusia y Ucrania, hace dos años, el gobernador de Chaco había propuesto conformar una mesa de funcionamiento del Frente de Todos. Proponía que Alberto Fernández comandara a las fuerzas políticas que lo hicieron presidente, mientras que él se postulaba para conducir al PJ.

En la última visita del jefe de Estado a Resistencia le entregó un manual de funcionamiento del FdT que puso en práctica en su provincia. Sólo Chaco y Buenos Aires tienen hoy mesa del Frente de Todos, aunque en el distrito donde Máximo Kirchner conduce al peronismo se excluyó a los dirigentes vinculados al Presidente de la Nación. Y Fernández quedó a cargo del Consejo Nacional del Partido Justicialista sin armar nunca la mesa de la coalición.

"El contexto internacional nos interpela a todos los miembros de nuestro espacio político con el objeto de respaldar las medidas fiscales, monetarias y cambiarias adoptadas para superar una transición compleja"

DIÁLOGO CON LA OPOSICIÓN

La última reunión del Norte Grande incluyó a los opositores Gerardo Morales y Gustavo Valdés 

Capitanich habla lo mismo con el Presidente y con la Vicepresidenta, a quien ve periódicamente y con quien conversa casi a diario por teléfono. Desde el conflicto entre Nación y Ciudad de Buenos Aires por la transferencia de recursos para la policía (disputa que está en la Corte Suprema) y el transporte, conformó una liga de 17 gobernadores. 

En la liga están casi todos los peronistas, desde Axel Kicillof (Buenos Aires); a Gildo Insfrán (Formosa); Sergio Uñac (San Juan); Alicia Kirchner (Santa Cruz) y los aliados Oscar Herrera Ahuad y Gustavo Sáenz de Misiones y Salta y la rionegrina Arabela Carreras de Juntos Somos Río Negro que será la anfitriona en Bariloche de la próxima cumbre de mandatarios.

Ese grupo, antes de sumar a Carreras, le llevó al Presidente una propuesta de ampliación de la Corte Suprema. La iniciativa fue presentada primero en conferencia en Casa Rosada y luego en el Congreso por los senadores José Mayans y Anabel Fernández Sagasti con aval de Cristina Kirchner. Pero no tiene aún los votos necesarios para ser votada en el Senado. Menos aún pasaría el filtro de Diputados.

En ese marco, Capitanich hace gestiones para sumar a todos los gobernadores con la idea de fortalecer la política. Su idea de máxima es consensuar un gran acuerdo nacional, en línea con los dicho el viernes en El Calafate por la Vicepresidenta y el sábado en Tucumán por Alberto Fernández.

Es casi una obviedad que la oposición no aceptará ni valida la palabra de Cristina Kirchner y del Presidente. Lo sabe Capitanich que en el Norte Grande tiene permanente contacto con Gerardo Morales, gobernador de Jujuy y presidente de la Unión Cívica Radical. Morales es al menos permeable al diálogo. Fue varias veces al Congreso donde conversa con Sergio Massa. Pidió incluso apoyar el acuerdo con el FMI y el año pasado era de los que apoyaban la sanción del Presupuesto 2022. Tras la caída de ese proyecto, Morales consideró un error no haberlo votado. 

Por ese y otros temas el jujeño tuvo roces con sus aliados en Juntos por el Cambio. Capitanich le habló y se mostró dispuesto a ceder el proyecto en el que él mismo trabajó: "Si hace falta saquemos el proyecto de ampliación de la Corte Suprema del medio y armemos una lista de temas en los que podamos acordar, una agenda que no excluya a nadie. Sumalo a Horacio Rodríguez Larreta", intentó convencer al jujeño que ya en Formosa rechazó la posibilidad de firmar una declaración en apoyo a Batakis. 

"No hay que agudizar las contradicciones", repite el chaqueño en las reuniones. 

El gobernador de Chaco, que fue jefe de gabinete de CFK, también quiere sumar al neuquino Omar Gutiérrez, que acompaña al Gobierno en algunos planteos como la distribución federal de recursos. Y en reserva conversa con el cordobés Juan Schiaretti, uno de los más difíciles de convencer.

La concertación de la que habla implica sumar a empresarios, las distintas centrales sindicales como la CGT, y no sólo a los gobernadores sino a los intendentes que conduce desde la FAM el matancero Fernando Espinoza.

 "Hay que pasar estos meses", les repite en las reuniones sobre la escasez de dólares y la crisis energética local e internacional pero convencido de que en el 2024 habrá "un balance energético equilibrado" y que el mundo mira con expectativa positiva a la Argentina que podrá a futuro proveer no solo alimentos sino también gas.

Sobre Batakis y la interna del oficialismo tiene una frase casi mantra: "No hay que agudizar las contradicciones".

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.