Zoom Editorial

La inflación alta contrasta con los datos alentadores de la industria

La inflación de febrero fue de 3,6% y si bien es menor a la de enero y también a la de diciembre donde ambos meses registraron subas de 4%, no deja de ser un número preocupante.

El 3,6% se suma entonces al 4% de enero y juntos hacen un bimestre de 7,6% en la suba de precios, cifra que prende una luz amarilla en la estrategia oficial de terminar 2021 con una inflación de 29%.

En el Gobierno sostienen que la inflación tiene básicamente dos generadores. Por un lado los aumentos de tarifas o combustibles y por otro las paritarias. Pero al mismo tiempo el oficialismo desea que los acuerdos salariales queden por encima de la inflación proyectada no solo para contar con una suerte de aval político entre los votantes, sino para ayudar a recuperar el consumo.

Parece contradictorio pero no lo es tanto. Es decir, por un lado el Gobierno dice que buena parte de la inflación es generada por las paritarias y luego dice que quiere acuerdos salariales por encima de la inflación. Para resolver ese dilema hay que ir a qué tipo de paritarias quiere el Ejecutivo. Cuando habla de ganarle a la inflación, la intención del Gobierno es que los salarios recuperen uno o dos puntos por encima de los precios. 

Tal situación en el actual contexto es difícil que se traslade a precios. Lo que no quiere el Gobierno es que las paritarias se cierren en 50% cuando la proyección oficial de la inflación es de 29%.

La buena noticia es que volvió a bajar el dólar blue. Esta vez la caída fue de $ 3. La baja del blue, más allá que representa a un mercado chico y que está por afuera de la formalidad, no deja de reflejar el precio del dólar para la gente. Por lo tanto, las expectativas de inflación se suelen mover al ritmo del blue.

La otra pata que se considera clave controlar para poder precisamente controlar la inflación, son las tarifas de los servicios públicos y los combustibles. En los dos sectores habrá movimientos, pero en ninguno las empresas podrán aumentar lo que pretenden.

Si bien la inflación es lo que preocupa, también es cierto que el Gobierno ayer tuvo a mano otros indicadores que le arrancaron una sonrisa. En primer lugar el dólar blue bajó otros tres pesos y cerró en $ 140. 

Por otro lado se conoció un informe de la Unión Industrial Argentina (UIA) donde afirma que el 63% de las industrias del país aumentaron o mantuvieron en enero sus ventas en el mercado interno en comparación con el promedio del último trimestre del 2020.

La UIA precisó que sobre un total de 750 compañías, más del 25% dijo que aumentó sus ventas durante el primer mes del año, mientras que el 37% dijo que mantuvo sus ventas, mientras que el 37% restante observó una caída.

En cuanto a la producción, el 25% dijo que se incrementó en enero contra el último trimestre del año pasado, el 41% no notó cambios y el 34% restante observó una reducción.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios