Astroturismo

Los mejores lugares para ver lluvia de estrellas y meteoritos en el país

El turismo astronómico es un boom en la Argentina porque se puede viajar durante todo el año y por todo el país para ver, sin telescopios, desde nebulosas hasta lluvias de meteoritos. Un plan ideal para hacer una escapada en Córdoba, San Luis, San Juan y la provincia de Buenos Aires

No hace falta viajar miles de kilómetros para observar nebulosas, planetas o lluvias de meteoritos. El turismo astronómico es una actividad que crece en todo el mundo. Y vive un boom en la Argentina, uno de los pocos países donde el astroturismo puede hacerse todo el año, tanto en las provincias más alejados como en pueblos rurales cerca de la ciudad de Buenos Aires. La única condición: alejarse del ruido y la contaminación lumínica.

Modo glamping: las opciones más espectaculares en el país, de Patagonia a Tigre

Por ser ecofriendly y brindar un contacto estrecho con la naturaleza, se impone como una de las tendencias de la nueva era del turismo pospandemia

Cerro Uritorco, en Córdoba

Las primeras experiencias locales se realizaron en la década del '80, con el paso del cometa Halley. En diciembre de 2020, con el eclipse total de sol que pudo verse completo en algunos puntos de la Patagonia, muchos argentinos descubrieron que el país es una de las mecas mundiales del turismo astronómico.  

El increíble circuito de playas secretas y lagos escondidos en Bariloche 

Nicolás Arias, astrónomo amateur y coordinador adjunto de la sección de Estrellas Dobles de la Liga Iberoamericana de Astronomía (Liada), explica que una de las condiciones básicas para identificar estrellas dobles, cúmulos globulares y galaxias -algunos de los hits entre los astroturistas- se requiere de cielos limpios, oscuros y profundos. 

El turismo astronómico es más que observar a través de un telescopio: es la posibilidad de compartir con otras personas los misterios de los astros y descubrir las maravillas que las ciudades eclipsan con sus luces.

1 - SAN LUIS Y SAN JUAN


En Argentina, las provincias de San Juan, donde se encuentra el Parque Nacional El Leoncito, y San Luis, donde funciona el Parque Astronómico de La Punta, son consideradas las capitales nacionales de esta modalidad de turismo.

En el sudoeste de la provincia de San Juan, en el departamento de Calingasta, a 2.250 msnm se encuentran dos estaciones astronómicas abiertas al público: el Complejo Astronómico El Leoncito (Casleo) y el Observatorio Astronómico Carlos Ulrico Cesco (Cesco).

Y a 20 kilómetros de la capital de San Luis está el Parque Astronómico de La Punta, con propuestas para los turistas como Noches Astronómicas, el Solar de las Miradas y el Planetario.

Complejo Astronómico en el Parque Nacional El Leoncito, en San Juan

2- Córdoba

Es otra provincia privilegiada donde vivir esta experiencia: algunas son más relajadas y otras involucran un poco de adrenalina

Una de las salidas clásicas es al Cerro Champaquí, conocido como el 'techo de Córdoba' por sus 2790 metros de altura. La excursión comienza a media mañana en Yacanto de Calamuchita, para luego trasladarse en vehículos al cerro Linderos. Allí, el guía especializado en astroturismo da una charla técnica previa a la caminata de 2,5 km hasta la cumbre del Champaquí. Allí se contempla el atardecer. Y se pasa la noche reconociendo las constelaciones y los astros. Al día siguiente, se retorna al punto de partida.

Para los que buscan un poco más de adrenalina, está la opción de combinar la observación astronómica con circuitos de kayak nocturno y trekking. Esta actividad comienza por la tarde en Boca de Río con un recorrido de 4 kilómetros en kayak hasta el paredón del Dique José de La Quintana

Luego, se hace un trekking de 2 km y baja dificultad hasta la naciente del río Los Molinos. Allí, se observan los astros con ayuda de telescopios y un guía especializado. La excursión incluye un fogón, música en vivo y cena. El regreso se emprende alrededor de las 2 de la mañana, y se vuelve remando.

Estrella Ácrux también conocida como Alfa Crucis, en observación directa desde Córdoba

Y, por supuesto, no puede faltar el mítico Cerro Uritorco, en Capilla del Monte. La salida, de una hora y media, comprende observación de las constelaciones y una charla sobre cómo las culturas originarias vivieron los fenómenos astronómicos. 

3- Buenos Aires

En la provincia de Buenos Aires hay lugares como Capitán Sarmiento, Navarro, Brandsen y Chivilcoy que ofrecen condiciones aptas para el astroturismo. 

A Arias, quien estudia las estrellas dobles desde el patio de su casa en Banfield, lo conmueve la existencia de otra noción del tiempo. "Lo que más me maravilla del cielo es darme cuenta que realmente estamos observando el pasado".

Y explica: "Las distancias de los objetos que miramos se miden en años luz de distancia. Según la NASA, un año luz equivale a 9 billones de kilómetros. Entonces, lo que observamos es la luz que emitieron o reflejaron hace cientos o miles de años cuerpos que posiblemente ya no existan o no se encuentren en el mismo estado evolutivo que podemos apreciar", explicó.

El especialista sostiene que para ser astroturista no es necesario tener conocimientos de astronomía: basta con la curiosidad y el deseo de atesorar vivencias estelares.  

Tags relacionados