Guerra en la City

Acusan maniobras de los bancos contra las fintech a través de su billetera digital

Cuando arrecia la guerra entre los bancos y Mercado Pago, surge una denuncia de tres ex presidentes de la CNDC que piden la desintegración vertical de la billetera MODO que nació para competirle a la líder de Marcos Galperín.

En esta noticia

La guerra de la City, que tiene alineada de un bando al sistema financiero tradicional y del otro a la disruptiva Mercado Pago, líder en el mercado de las billeteras digitales, sumó un nuevo evento con una presentación de tres referentes de la defensa de la competencia.

Diego Petrecolla, Gabriel Bouzat y Esteban Greco, los dos últimos socios en un estudio jurídico, también comparten haber sido titulares de la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC). Anunciaron una acusación contra ocho bancos privados por cartelización, concentración y prácticas anticompetitivas a través de MODO, la billetera digital a la cual están adheridos más de 40 entidades del sistema.

Diego Petrecolla, Gabriel Bouzat y Esteban Grecco habían denunciado a Prisma, propiedad de los bancos, que emitía VISA, y fue obligada a ser vendida y desguazada en alguna de sus funciones.

En diálogo con El Cronista, Bouzat negó cualquier vinculación con la billetera digital de Marcos Galperín. Indicó que los tres ex presidentes de la CNDC vienen siguiendo a MODO desde hace un año. "Esteban y yo participamos en el último gran caso que terminó con los problemas de competencia que ocasionaba Prisma y ahora vemos que los bancos encontraron el modo de volver a cartelizarse, y más fuerte", dijo.

Gabriel Bouzat, uno de los tres denunciantes.

Prisma era la empresa propietaria, emisora y procesadora de VISA en la Argentina, cuya propiedad se repartía una docena de bancos del sistema. A través de esa acción, que Bouzat promovió a instancias de la Cámara Argentina de Comercio una denuncia contra la empresa.

Finalmente, los bancos decidieron la venta de sus acciones en Prisma y la compañía terminó desarmándose respecto de la configuración original.

Voceros de Mercado Pago, dijeron por su parte, no tener que ver con la denuncia que apunta contra sus principales enemigos en la actividad.

"Participamos en el último gran caso que terminó con los problemas de competencia que ocasionaba Prisma y ahora vemos que los bancos encontraron el modo de volver a cartelizarse". (Bouzat)

Los bancos señalados son Galicia, Santander, BBVA, ICBC, Macro, Patagonia, Supervielle, Itaú y HSBC, una parte de los socios de MODO, en quienes se concentraron por cuestiones de practicidad en la demanda.

Los ex presidentes piden que se disponga el "cese inmediato de las prácticas denunciadas y que se ordene la desinversión de los bancos en MODO". Aseguran que "sus prácticas anticompetitivas perjudican a los consumidores argentinos, ya que estas acciones resultan en una menor oferta de servicios y precios artificialmente altos".

Cuestionan acuerdos comerciales de los bancos y que están trabadas las trasnferencias entre CBU y CVU.

Cuatro acusaciones

Los cuatro puntos que cuestionan son: la falta de notificación a la CNDC de la ampliación de la sociedad de control. "Si lo hubiesen hecho e incluido a los bancos que son hoy, la CNDC no hubiera autorizado esa concentración de mercado", indicó. Actualmente, más de 40 bancos están conectados a la aplicación.

En segundo lugar, aseguran que el joint venture viola la competencia en el mercado, ya que los accionistas -los bancos- no compiten, sino que acuerdan acciones promocionales en la medida en que solo sean parte de los bancos participantes, excluyendo a otros actores del sistema financiero. En ese sentido, observan una "cartelización".

El tercer item es la exclusión de las fintech u otras billeteras digitales de acceder a las cuentas de giro de los bancos. "Además de que no se puede acceder a esa información, también tenemos pruebas de que son limitadas las transferencias de fondos desde cuentas bancarias (CBU) hacia cuentas virtuales (CVU), las de las fintech. Tenemos muchas pruebas de que son limitadas o imposibles a través de MODO".

La cuarta acusación es que los bancos de MODO realizan promociones a las que solamente se puede acceder si se forma parte de esa plataforma, dejando afuera a competidores, como otras billeteras digitales, a pesar de usar los mismos medios.

Consultados por El Cronista, los voceros de MODO, empresa cuyo CEO es Rafal Soto, sólo indicaron que no tenían comentarios para hacer por el momento habida cuenta de que no habían sido notificados de ninguna denuncia en su contra

Por su parte, los denunciantes dijeron que no podrían entregar el texto de la denuncia y tampoco la certificación de recepción por la CNDC.

Desintegración vertical

"Nosotros no estamos en contra de que exista MODO como instrumento, pero sí queremos que haya una desintegración vertical, porque creemos que atenta contra la competencia. Sí podría ser un agente independiente, o incluso conformada por el grupo original, que eran el Galicia, Santander y Macro", dijo Bouzat.

"No estamos en contra de que exista MODO como instrumento, pero sí queremos que haya una desintegración vertical, porque creemos que atenta contra la competencia". (Bouzat)

Pero, advirtió, "que estén todos los bancos claramente atenta contra la competencia, y sobre todo con la posibilidad de las fintech", agregó.

Temas relacionados
Más noticias de billeteras digitales

Las más leídas de Finanzas y Mercados

Destacadas de hoy

Cotizaciones

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.