Coronavirus

Vuelven las restricciones para circular, usar el transporte y abrir comercios no esenciales

Nación, Provincia y Ciudad controlarán la movilidad e impondrán cierres en la noche. Está en juego habilitación de ciertas actividades. El Presidente dará el marco con un decreto que deja a cada jurisdicción libertad para fijar acciones según un "semáforo" epidemiológico.

La reunión convocada por el Gobierno nacional y encabezada por el jefe de gabinete, Santiago Cafiero, con la ministra de Salud, Carla Vizzotti, junto con autoridades de la Ciudad y de la provincia de Buenos Aires culminó con la fijación de un mínimo de acuerdos que se instrumentarán en las próximas horas a fin de bajar la circulación de gente y frenar la expansión de la segunda ola de coronavirus, y supondrán un nuevo argot para la comunicación de la emergencia sanitaria, basada en "semáforos".

Con más de 20.000 casos registrados en las últimas 24 horas, un récord diario en pandemia, Cafiero y Vizzotti recibieron en la Casa Rosada a los jefes de gabinete de la Ciudad y la Provincia, Felipe Miguel y Carlos Bianco, respectivamente, y a los referentes de las carteras sanitarias porteña y bonaerense. Luego del impasse con el que finalizó la reunión celebrada el lunes, las tres administraciones fijaron una base común de trabajo, pero con libertad de acción en cada distrito.

Argentina superó los 20.000 casos de coronavirus en un día, récord desde que comenzó la pandemia

Sobre la base de activar medidas más intensas según el nivel de transmisión del virus y la cantidad de casos, establecidos bajo un "semáforo" con luces roja, amarilla y verde, la Nación, la Provincia y la Ciudad acordaron mayores controles sobre el uso del transporte público, que volvería a estar reservado a los trabajadores denominados "esenciales". 

Las tres jurisdicciones también acordaron poner límites horarios a las salidas recreativas, culturales y sociales por la noche, que se instrumentarán de acuerdo al panorama epidemiológico de cada distrito. De acuerdo al riesgo, operarán limitaciones desde las 22, la medianoche o las 2 hasta las 6. Al respecto, el Gobierno nacional impuso su visión de ir a "restricciones de circulación" que, de concretarse, supondrán toques de queda.

La limitación de actividades económicas no esenciales, que fomentan la circulación de la gente, no llegó al consenso. La provincia de Buenos Aires, con una posición más rígida, está dispuesta a volver a "fase 3" y cancelar permisos de operación en comercios de bienes de consumo final, gastronomía, turismo, actividades de esparcimiento y recreación, industrias culturales y más. La Ciudad priorizó en cambio el mantenimiento de la apertura con protocolos.

Los detalles de las medidas y su impacto en la vida cotidiana de la gente se conocerán luego de que el Gobierno refleje los acuerdos alcanzados en un Decreto  de Necesidad y Urgencia (DNU) rubricado por el presidente para darle un marco general al abordaje, dejando libertad a cada gobernador y al jefe de Gobierno porteño de tomar medidas específicas. 

A diferencia de la primera ola, Alberto Fernández quiere repartir entre las jurisdicciones el costo político de un confinamiento que la ministra Vizzotti consideró indispensable, pero que ahora se caracterizará por abarcar acciones "localizadas, temporarias, intensas y oportunas".

En tanto, las 24 jurisdicciones y el ministerio de Educación de la Nación salieron ayer a sostener el compromiso de mantener las escuelas abiertas, reforzando los controles donde se hayan relajado. Esta intención, sin embargo, está condicionada a la evolución de casos y la intensidad de las luces del "semáforo" epidemiológico.

Tags relacionados

Comentarios

  • NT

    Noelia Troncoso

    08/04/21

    Es una epoca de atropellos, fanatismos, restricciones mal encausadas. Todo el esfuerzo deberia estar puesto en conseguir vacunas y aplicarlas, mas las medidas de prevencion para evitar el contagio, uso de barbijo eficiente, limpieza de manos y superficies. Con implementar restricciones solo se pierde democracia y no se gana realmente contra el virus. Hay otras medidas para tomar, los desbandes vienen justamente por el exceso en las restricciones. Tambien es notorio que los que implementan las medidas lo hacen para los otros porque luego ellos mismos no las cumplen, no dan el ejemplo. Pongan control de distanciamiento, repartan de forma gratuita barbijos y solucion de alcohol 70/30. Inviertan en purificadores de aire, ventiladores para mover el aire. No saben que hacer y para hacer algo le trasladan el peso a la gente de la mala gestion covid que hacen. Dan el ejemplo de restricciones de otros paises pero no de otras medidas como repito entrega gratuita de los elementos basicos de prevencion. En EEUU desde esta semana estan vacunando a todos los mayores de 16 años que quieran hacerlo. Quizas no puedan controlar que el virus se expanda pero pueden evitar que sea letal para muchos. Lamentablemente en Argentina no hay garantias que lo dejen vivir tranquilo a uno, esta esa incertidumbre de perder hasta el derecho a despedirse de los seres queridos fallecidos, que vuelva el encierro de los chicos eterno, que se pierda la educacion y hasta el derecho a trabajar honestamente. No nos hacen sentir protegidos con estas medidas, sino todo lo contrario, nos hacen sentir que no hay nada que impida que nuestros derechos se vulneren. No deberia ser tan facil arrasar con la constitucion y todos sus articulos. Si no nos pueden garantizar que nuestra carta magna se cumpla, entonces que pueden hacer? Que se limite la libre circulacion por 3 semanas tan facil es grave, pero ya tuvimos cosas mas graves con este gobierno y la peor parte es la gente que esta de acuerdo y eso solo se explica por la falta de educacion general de la poblacion. La gente quiere confiar y apoya las medidas de un gobierno que bajo la bandera de cuidarlos en realidad los esta volviendo sumisos y adoctrinados con miedo. La historia recordara a la altura de otras barbaridades como la dictadura a este gobierno. La premisa del presidente deberia ser no violar la constitucion bajo ningun concepto, es la garantia de la democracia y en un caso de fuerza mayor deberian extremarse los cuidados en las decisiones y deben ser breves, pero claro, al lado de 9 meses de confinamiento absoluto que ya tuvimos 3 semanas de restriccion nocturna no es nada... Y ahi van domando de a poco al ganado... Que Dios nos ampare, porque los humanos que deberian cuidarnos estan haciendo lo contrario.

    1
    0
    Responder
  • CA

    Claudia Analía

    07/04/21

    Sres. Kráneos: al menos liberen el estacionamiento en AMBA y los peajes.... ¡PAREN DE ASFIXIARNOS!!!

    2
    0
    Responder
LP

Lucas Pereira