Con 20.000 empleos en riesgo, lanzan misión de salvataje a una industria clave del Litoral

El gobernador de Entre Ríos viajó al Reino Unido y a Alemania para abrir nuevos mercados de exportación a un sector clave, afectado por la caída de las ventas a Rusia, sancionada por la guerra que protagoniza en Ucrania.

La guerra que Rusia desató en Ucrania no solo trae dolores de cabeza al Gobierno por las dificultades para asegurarse una provisión estable de gas para este invierno. Los coletazos del conflicto bélico golpean hondo, incluso en el entramado productivo, laboral y social de las provincias, al punto de motivar una misión comercial de urgencia en busca de salvar puestos de trabajo que están en riesgo.

El gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet, viajó al Reino Unido para mantener negociaciones con empresas alimenticias y otros importadores británicos a fin de ampliar el acceso a este mercado de los cítricos dulces que produce su provincia, y que explican el 90% de las exportaciones argentinas de este complejo.

Con el auspicio del Consejo Federal de Inversiones (CFI) y gestiones en el terreno del embajador argentino en Londres, Javier Figueroa, el gobernador entrerriano llegó a la capital inglesa con el objetivo de "encontrar algún mercado alternativo para colocar la producción", tal como dijo a El Cronista

En cierta medida, 20.000 puestos de trabajo directos en la provincia dependen de la suerte que tengan las gestiones para hallar otros países compradores de la producción. "Si esto se cae, tendremos un problema social muy importante", advirtió el mandatario provincial.

Sin precisiones del Gobierno, las empresas ya descuentan que faltará gas en invierno

La guerra desatada por Vladimir Putin y las sanciones impuestas desde Occidente cortaron toda posibilidad de suministrar cítricos a Rusia, cuyo mercado explicaba hasta hace poco el 30% de las ventas de cítricos dulces al exterior. Ya sin este destino, el Reino Unido, habiendo recuperado autonomía en su política aduanera luego del Brexit, emerge como un destino capaz de absorber parte del excedente.

"La salida de la Unión Europea hizo más interesante el mercado británico para los cítricos y por eso, junto con la Cámara de Comercio Argentino Británica pudimos tomar contacto con importadores y grupos en particular para generar oportunidades de negocios en este y otros bienes", precisó Bordet desde Londres. La provincia litoraleña también quiere incrementar las ventas a este mercado de carne aviar, arroz, miel y arándanos.

Bordet también anticipó gestiones en el Parlamento británico para rebajar los aranceles que encarecen el ingreso de productos argentinos. Hoy por hoy, ciertos bienes producidos en el Mercosur pagan un impuesto del 16%, lo que desalienta a los locales a comprar productos de industria nacional.

En Londres, el entrerriano también tomó contacto con empresarios árabes, para introducir interés en la producción agropecuaria argentina en Medio Oriente.

Dejando atrás el Reino Unido, Bordet también acudirá a la Messe Berlin, la feria de la capital alemana enfocada en la industria frutícola, donde esperan encontrar a los grandes jugadores de la industria citrícola y de arándanos. Allí también habrá gestiones para vender la producción entrerriana a países del Golfo.

Limón argentino: Estados Unidos otra vez pone la lupa, qué pasará con las exportaciones

Temas relacionados
Más noticias de Gustavo Bordet

Las más leídas de Economía y Política

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.