Entrevista

Iannizzotto, de Coninagro: "El Gobierno está confundido y la ideología no le permite ver la realidad"

En diálogo con El Cronista, Carlos Iannizzotto, presidente de Coninagro, sostuvo que el diálogo con el Gobierno está roto, y que la prohibición de exportar carne pone en riesgo muchos mercados.

El mundo del campo está convulsionado desde el lunes a la noche, cuando el Gobierno anunció que suspendía por 30 días las exportaciones de carne, una medida que no solo tomó por sorpresa al sector, sino que además les trajo a la memoria lo ocurrido hace 15 años, cuando el por entonces presidente Néstor Kirchner adoptó una medida similar.

Ante esto, a modo de protesta, la Mesa de Enlace decidió llevar adelante un paro de ocho días, aunque si la situación no se revierte se podría ir hacia medidas más duras.

"La decisión que se tomó tiene un nivel de gravedad importante. Aparenta ser a favor de la gente, con el objetivo de que los precios bajen y se ayude a la gente, pero en realidad es todo lo contrario", sostuvo Carlos Iannizzotto, presidente de Coninagro, una de las entidades rurales que conforma la Mesa de Enlace.

- El Gobierno entiende que al prohibir las exportaciones el precio de la carne en el mercado interno estaría más controlado. ¿No comparte esta idea?

- Las exportaciones no tienen nada que ver con la problemática de precios que tiene hoy la Argentina. Prohibir las ventas al exterior es trabar la producción. Hoy le toca a la carne, pero mañana puede ser a la leche, al sector energético o los combustibles. Esto no tiene sentido. Lo que se exporta no tiene que ver con lo que se consume en el mercado local, sino que es el 30% del sobrante de la producción. Lo que se consume acá no es lo mismo que lo que se pide en Europa o China.

- ¿Los tomó por sorpresa la medida?

- Debería decir que sí, que nos extraña, pero no es así. Y no nos extraña porque el Gobierno nos ninguneó durante mucho tiempo y de forma sistemática. La Mesa de Enlace ya manifestó su rechazo y el cese de comercialización. Esto es un nuevo agravio al sector productivo.

- ¿Con un paro no se podría complicar el abastecimiento interno, y de este modo generar una suba en los precios?

- El paro no va a incidir para nada ni en los precios ni en el abastecimiento interno. Es una medida contra la decisión del Gobierno. El problema es macro, los gastos sin control por parte del Estado y que no hay plan económico. El problema no son las exportaciones.

- ¿Cómo entienden una medida de este tipo, teniendo en cuenta que para la Argentina es importante el ingreso de dólares que generan las exportaciones de carne? El mismo Gobierno se estaría cerrando esta posibilidad.

- El Gobierno está confundido y la ideología no les permite ver la realidad. El país precisa producir y exportar. Los grandes países hicieron eso, para que entren dólares y parar la emisión; se deben generar ingresos genuinos. A su vez se deben cuidar los gastos internos, y no hacerlo de forma desenfrenada, como ocurre hoy. No hay ni cuidado de gastos ni del bolsillo de la gente, y se impide exportar ocultando la falta de conducción y seriedad por parte del Gobierno.

- ¿Se pueden perder mercados a raíz de estas restricciones?

- Por supuesto. Es uno de los tantos riesgos que corremos. Esto ya pasó hace 15 años cuando el gobierno de Néstor Kirchner utilizó esta misma herramienta. ¿Por qué no podría ocurrir lo mismo ahora?

- La relación entre el campo y el Gobierno ya venía en baja pero sin dudas esto recrudece la situación. ¿Cómo la califica hoy?

- Habíamos hablado con el presidente hace unos meses sobre la idea de mantener una relación de diálogo fluido, pero nos encontramos con medidas como estas, que jamás nos las anunciaron. El ministro de Agricultura, por ejemplo, nunca se comunicó con nosotros; nadie nos dio ninguna precisión al respecto. Las palabras acuerdos y consensos no existen para este Gobierno, como tampoco existen políticas de Estado. Existen medidas vinculadas a impedir producir y que la Argentina crezca y genere empleo. Es un Gobierno netamente antipopular

- ¿Temen que esto sea solo la primera de varias medidas que vayan en este sentido?

- Sin dudas. Bajo ningún punto de vista podemos descartar la aparición de medidas que sumen más burocracia e intervención, propias de un Gobierno autoritario que no vela por el bolsillo de la gente. Puede ser que exista incluso la idea de subir retenciones en algún producto. Sería otro gran error y pondría en juego la paz porque las bases bajo ningún punto de vista aceptarían una nueva metida de mano en el bolsillo.

- ¿Se podrían incrementar esta medida de ocho días de paro?

- Habrá que analizarlo. No podemos descartar nada porque algunos sectores pretenden hoy poner en marcha medidas mucho más fuertes que las que adoptamos.

- ¿Intentarán abrir el diálogo con el Gobierno para dar vuelta esta situación?

- Siempre estuvimos dispuestos al diálogo y de hecho lo generamos muchas veces. Pero nadie nos llamó ni antes ni después de estas medidas. En esta oportunidad ya no tiene sentido esperar que esto ocurra porque el Gobierno evidentemente no quiere ir por el diálogo, no apela al sentido común. Ellos intervienen de forma autoritaria, inclusive utilizando términos que poco ayudan a terminar con la grieta.


Tags relacionados
Noticias del día

Comentarios

  • GR

    GABRIEL RAMA

    19/05/21

    si tienen una renta tan extraordinaria que impide a cualquier persona que alquile un campo y haga lo mismo, incluso los movimientos sociales manejan miles de millones. Lo que sucede es que a gran parte de la poblacion le gusta que le saquen a otro que produce y quedarse viendo la television en casa

    0
    0
    Responder
  • B

    benedic

    19/05/21

    los sres de la RENTA EXTRAORDINARIA , NO PERDONAN A NADIES, CREEN QUE TODOS SOMOS CHINOS, BOLIVIANOS O TURCO, XON COMO SUS VACA ANDA EN 4 PATAS Y NI PIENSAN SOLO FILANTROPIA CON SUS QUERIDAS Y A LA BRUJA NI AGUA JAJAJAJAJA

    0
    0
    Responder