CRISIS EN GOBIERNO

Gobernadores presionan al Presidente con un operativo clamor por Massa

Desde varias provincias le marcaron la cancha a Alberto Fernández. El primero fue el santafesino Omar Perotti que el sábado lo contradijo sobre el rol del campo.

Pasado el mediodía de este jueves en el Frente Renovador habilitaron a sus dirigentes a sumarse al operativo clamor con el hashtag #MassaAlGabinete. El permiso se dio recién después de que intendentes bonaerenses y algunos gobernadores hicieran público el pedido, un mensaje directo al Presidente de la Nación para que termine de decidir el ingreso de Sergio Massa al equipo nacional. En términos pugilísticos, lo pusieron contra las cuerdas.

Nada fue casual. Tras varias expresiones aisladas de los diputados Victoria Tolosa Paz y Hugo Yasky y del jefe de gabinete bonaerense Martín Insaurralde, los mandatarios del PJ se autocongregaron en el Consejo Federal de Inversiones y luego almorzaron con Alberto Fernández. En una tensa reunión le plantearon que debe tomar decisiones urgentes. Y hasta le hablaron de quiénes deberían estar en el gabinete.

Mencionaron varios su postura a favor de la continuidad de Juan Manzur, el actual jefe de gabinete, y subrayaron su apoyo a Massa. Alguien advirtió al Presidente que sólo una persona está capacitada para solucionar los problemas: Cristina Kirchner.

Menos de 24 horas después Omar Perotti tuiteó desde Santa Fe mientras el formoseño Gildo Insfrán ingresaba a Casa Rosada, en principio para reunirse con Manzur. El sábado Perotti contradijo al Presidente por sus dichos contra el campo. Y esta mañana escribió que "es fundamental que en estos momentos complejos todos sumemos para superar esta situación, Sergio Massa fortalecería la gestión sumando la experiencia y la capacidad".

Un rato después escribió el entrerriano Gustavo Bordet que pidió a su equipo que tomara declaraciones públicas que acababa de realizar. "Es una persona con una amplia experiencia, mucho conocimiento que ayudaría a darle certidumbre a la población y consolidar el programa de producción y trabajo que impulsamos desde el Frente de Todos", escribió.

La foto que Gustavo Bordet tuiteó para respaldar a Sergio Massa

Ambos mandatarios no sólo representan la zona centro y de producción agrícola ganadera, también son interlocutores habituales del diputado nacional. Un dato más: Massa intentó en 2019 conformar una propuesta política en el medio de la zanja que distancia a Juntos por el Cambio y el kirchnerismo duro. En ese momento avanzaba en un acuerdo con el cordobés Juan Schiaretti, con Miguel Pichetto y otros gobernadores como Juan Manuel Urtubey. Pero Pichetto aceptó la propuesta de ser vice de Mauricio Macri y Roberto Lavagna no aceptaba competir en una PASO. 

Los gobernadores no se independizaron y como Massa confluyeron en el Frente de Todos con la esperanza de que Alberto Fernández reencauzara al peronismo. Fue una alianza de necesidad mutua y reiteradas las oportunidades en que el Presidente se apoyó en los gobernadores. Hasta que la crisis política y económica los llevó a armar una Liga propia con reclamos a Casa Rosada que arrancaron con pedidos por más recursos y federalismo hasta la áspera reunión de este miércoles al mediodía.

En medio de las negociaciones entre el Presidente de la Nación, la Vicepresidenta y Massa,  se sumaron al operativo el chubutense Mariano Arcioni y el salteño Gustavo Sáenz. En los dos casos se trata de amigos del diputado nacional que los respaldó para que llegaran a gobernadores.

SILENCIO K

Desde el sur, dicen, Máximo Kirchner tendió algunos hilos para que se oigan ciertas voces. Sería el caso de Insaurralde que en 2013 encabezó la lista de diputados nacionales y sufrió una dura derrota frente al renovador Massa y su avenida del medio. Su voz es doblemente importante en este contexto.

En La Plata se encargaron de aclarar que Axel Kicillof no empuja el operativo clamor. Insaurralde no habló por el gobernador, aseguran. En ese marco los mandatarios o intendentes que revistan en el kirchnerismo o La Cámpora por ahora no emitieron ningún comunicado. También están los que prefieren no apurar en público al Presidente y los que aceptan a Massa sin dejar huellas. 

Cristina Fernández de Kirchner sigue sin decir nada. Y como ya avisó, "nadie habla por mí".

 De la cancha viendo a Tigre al Super Ministerio: las últimas horas clave para el futuro de Sergio Massa - El Cronista

INTENDENTES

Cristina Fernández junto a Juan José Mussi el sábado 2 de julio, día que renunció Martín Guzmán

En Buenos Aires también se armó un operativo para que Massa sea ministro. Desde Berazategui Juan José Mussi levantó el teléfono y empezó a llamar a sus pares. El mismo difundió un mensaje al periodismo. Aseguró que "sería muy importante para el Gobierno nacional" que el tigrense sea designado. Los suyos lo describieron "entusiasmado" con la posibilidad. "A mí me parece que sería muy bueno para el Gobierno nacional incorporar a Massa. Lo conozco desde hace muchos años, sé todo lo bueno que puede aportar en este momento", dijo el histórico barón del Conurbano.

La palabra de Mussi no es la de cualquiera. Es casi un patriarca entre los bonaerenses y ese rol se lo reconoció Cristina Kirchner cuando lo invitó a acompañarla en un acto en Ensenada. El hombre de Berazategui había terminado de exijir "unidad" al Presidente y a la Vice con fuertes palabras cuando Martín Guzmán emitió un tuit de renuncia al ministerio de Economía. 

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios