PANORAMA POLÍTICO

El renunciamiento y el plan de Cristina Kirchner que oculta la invitación a Macri

La Vicepresidenta cambió el tono y sus adversarios. Ahora promueve el diálogo con la oposición. Qué hay detrás de su nueva estrategia

Con una foto, Cristina Kirchner y Mauricio Macri tienen la posibilidad de cerrar, simbólicamente, la grieta. Y de ordenar a sus respectivas tropas. Los verdaderos líderes arriesgan, a contramano de lo que mandan las encuestas, si está en juego un bien mayor que su propia existencia política. Se los compara en estos días con Raúl Alfonsín, Ricardo Balbín y Antonio Cafiero. Dos de los tres no fueron Presidentes y Alfonsín pactó dos veces con el peronismo, la primera cuando adelantó el final de su Gobierno y la segunda, cuando habilitó la reforma constitucional que derivó en la reelección de Carlos Menem. Pagó costos pero lo reivindicó la historia reciente.

Probablemente el plan de Cristina, tras el atentado, apunte más a su obsesión mayor: lo que digan sobre ella los libros de historia, un modo de saltearse el saldo negativo de las causas judiciales después de haber sido la primera Presidenta electa y la primera reelecta y con el 54% de los votos.

El líder del PRO, que también tiene el crédito de ser el primer no peronista en completar su mandato, la necesita como antídoto contra los intentos de parricidio con los que convive en la fuerza que fundó. Le puso una condición: "Con la Constitución en la mano". Y ella, que empujó contranatura un paquete de leyes para la reforma de la Justicia, aseguró en la reunión con religiosos del jueves: "No hace falta ninguna ley más, con las que tenemos alcanza". 

Como en el boxeo, los terceros quedan afuera. Sean Elisa Carrió o el Presidente de la Nación. La foto Kirchner-Macri significaría un gran problema político para Alberto Fernández más que para su antecesor.  No pocos analizan ese aspecto de la posible reunión.

Sugestivo encuentro entre un confidente de Mauricio Macri y un vocero de Cristina Kirchner - El Cronista

La Cámpora sin fiesta, embajadores K ante la oposición y el encierro de Cristina Kirchner - El Cronista


PECADO ORIGINAL

El 10 de diciembre de 2019 Cristina Kirchner evitó la mirada de Mauricio Macri

La pelea por el lugar donde se hacía el traspaso presidencial en 2015 terminó con Fernández de Kirchner yéndose 12 horas antes de la Casa Rosada cuando no le puso la banda presidencial a Macri. Su mandato expiró el 9 y no el 10 de diciembre tras el reclamo judicial de Cambiemos.

Tanto se profundizó esa grieta que el fallido atentado contra la Vicepresidenta fue producto de bromas macabras en un debate por Twitter Space durante una charla de Patricia Bullrich que sí mide bien en los sondeos.

Cristina Kirchner y Mauricio Macri son hoy los padres de una grieta con abonados en ambos lados además de los nuevos focos de la extrema derecha. Sin repunte en su imagen, en medio de una causa judicial para la que imagina un final preanunciado, la Vicepresidenta dio un giro de 180 grados y bajó línea en el Frente de Todos. Macri sufre en algunos sectores del mismo descrédito electoral.

Inesperado: Melconian y Cristina Kirchner comparten el duro diagnóstico económico sobre la Argentina - El Cronista


EL MENSAJE DE CFK

Cristina Kirchner en la reunión con religiosos. Lleva en el cuello el rosario que usaba el día del atentado

"La gracia no es juntarse con los que piensan igual. La gracia es juntarse con los que piensan distinto y ver, si al menos en economía, podemos tener un acuerdo mínimo", propuso CFK en el encuentro con curas y religiosas. La gracia, no hizo falta aclarar, es reunirse con Macri a quien le esquivó el saludo el 10 de diciembre del 2019 cuando con Alberto Fernández asumieron como Presidente y Vice de la Nación.

A su modo, en su reaparición, puso la otra mejilla mientras se mostraba más mística que nunca. La primera reconversión pública fue frente a Jorge Bergoglio cuando se entronizó como Papa Francisco. La criticaron: "Se amiga por conveniencia", apuntaron desde la oposición. 

Eduardo 'Wado' de Pedro convoca a un diálogo político: qué dice la oposición - El Cronista

"La gracia no es juntarse con los que piensan igual. La gracia es juntarse con los que piensan distinto y ver, si al menos en economía, podemos tener un acuerdo mínimo"

La segunda reconversión pública es la que acaba de ocurrir y tampoco la oposición parece creerla sincera. El PRO viene resistiendo en el Congreso, a instancia de Macri, todo intento de acuerdo.  Juntos por el Cambio se dividió al votar en la última sesión y los radicales quedaron más cerca de sentarse a conversar con voceros oficiales.

Por su parte el nuevo estado de ánimo de la Vicepresidenta responde al complicado contexto político, económico y hasta policial. Además está convencida de que el 1° de septiembre, la noche del atentado, ocurrió un milagro y que Dios y la Virgen preservaron su vida. Ese día llevaba un rosario en su cuello que no se quita más. Se lo regalaron cinco años atrás y es el único que usa (el resto los colecciona sobre su cama en el departamento de Recoleta). El jueves lo acariciaba sin cesar mientras hablaba con curas villeros y de Opción por los Pobres y religiosas y laicos que se congregaron en el Senado de la Nación en un fuerte acto político.

Tan cuidada fue la reaparición pública de la Vicepresidenta que medio centenar de invitados, incluidos varios senadores y senadoras, ingresaron silenciosamente  antes de las 16.30 a la Cámara alta. La noticia se conoció recién cuando su equipo de comunicación difundió el video del encuentro. Hasta el diputado Eduardo Valdés, ex embajador en El Vaticano, se tropezó con la comitiva al llegar en forma anticipada a otra reunión y se coló al salón de las Provincias Argentinas.

Negociaciones anti grieta frustradas y el puente minado entre Cristina Kirchner y el radicalismo - El Cronista


¿RENUNCIAMIENTO?

Cristina Kirchner en el Senado con curas villeros, de opción por los pobres y religiosas

Fue otro plan sorpresivo, tan sorpresivo como que ella volviera a excluirse del 2023 cuando todo el kirchnerismo instaló su nombre desde que el fiscal Diego Luciani pidió una condena a 12 años de prisión. La relanzaron en la movilización del 2 de septiembre.

Sin embargo y sin aquel humor con el que dijo "no se hagan los rulos" y en medio del anuncio de siete puntos de inflación, CFK se bajó -por ahora- de la pelea presidencial. Está claro que sin un repunte económico no hay milagro posible para ella ni para nadie del Frente de Todos. El kirchnerismo deposita fe y esperanza en las espaldas de Sergio Massa, otro con quien Cristina hace rato se reconcilió.

El acto en el Senado no fue obra del azar sino parte de un plan. El primero, mandar el mensaje de diálogo que no prendió en la misa de Luján y por el que venía profetizando Andrés Larroque junto con Valdés. El segundo objetivo de Cristina Kirchner fue generar un hecho positivo antes de volver a Tribunales el próximo viernes 23. El tercero fue reivindicar a los curas amigos.

Varios dirigentes, el ministro Jorge Ferraresi por ejemplo, le vienen aconsejando que se aleje de las rencillas de la grieta y del barro judicial, que apunte a darle esperanza a una sociedad cada vez más crispada y que se ponga por encima de las diferencias de todo el arco político. Por eso, una semana antes de volver a declarar en la llamada causa Vialidad y dos semanas después del atentado, armó una cuidada reunión con hombres y mujeres de la Iglesia católica.

Los que la conocen creen que se arrepintió de no haber ido a la Basílica de Luján. Ella misma le pidió disculpas a los curas por no haber participado de la ceremonia en la que la representó su hermana Giselle.

LOS CURAS

Alberto Fernández, Eduardo Duhalde, Eduardo "Wado" de Pedrdo y Leonardo Botto en la misa de Luján 

Tras el fin de semana y mientras el arzobispo Jorge Scheining tomaba distancia, algunos religiosos le mandaron mensajes de apoyo. El Padre Pepe di Paola la llamó pero no fue al Senado porque estaba con Covid. Otros le pidieron verla. Y el fiel Oscar Parrilli armó la reunión y hasta lagrimeó.

Los curas y religiosas se asumieron su posición política sin disimulo ni metáforas. No es usual que los villeros y los de Opción por los Pobres estén juntos. Evangelizan por separado. Algunos son más osados en sus declaraciones políticas.

El Padre Lorenzo 'Toto' de Vedia, Ciudadano Ilustre de la Ciudad de Buenos Aires y desde 2014 capellán del Movimiento de los Trabajadores Excluidos y Cartoneros no ocultó su simpatía política. "Varios estuvimos en Luján y no tenemos que pedir disculpas", dijo y guiñó un ojo como dejando en claro lo que es evidente. "En tu gobierno y en el de Néstor, los pobres comían", agregó a lo que dijo el padre Ignacio Blanco sobre los efectos de la actual inflación.

"Varios estuvimos en Luján y no tenemos que pedir disculpas. En tu gobierno y en el de Néstor, los pobres comían"

El español Francisco 'Paco' Olveira hundía su cara entre sus dos manos, apoyado en una silla con la mirada clavada en Cristina Kirchner. Sobre la mesa tenía el libro de Néstor Kirchner que hicieron Jorge 'Topo' Devoto y Fernando ‘Chino' Navarro antes de que el líder del Movimiento Evita quedara del lado  albertista del Gobierno. 

Alguien llevó una gorra con las siglas CFK 2023. Y hasta Olveira planteó que la mejor persona para gobernar en 2023 "claramente creo que es Cristina". "Es la que mejor puede conducir a una Patria justa, libre y soberana", respondió más tarde en una entrevista con Futurock a pesar de que ella se ocupó de poner paños fríos a esa posibilidad. 

Tags relacionados

Noticias del día

Comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.
  • RN

    Raul Nieto

    18/09/22

    Es no entendible que ante una persona como la vicepresidente que toda su enorme fortuna la obtuvo de los fondos públicos de esos aportes que hacen también los mas pobres del país sea ensalzada Pero muchos tenemos claro que la corrupción e impunidad son la real fuente la pobreza y decadencia por ellos el 2023 tenemos la oportunidad de generar futuro

    1
    0
    Responder