Precios y divisas

Antes de recibir a Sergio Massa, el FMI advierte por un nuevo riesgo para la inflación

El FMI advirtió que la fluctuación en los precios de las materias primas puede generar problemas adicionales en los próximos años. Alerta para las cuentas públicas de exportadores de commodities

En esta noticia

Los precios de los alimentos y la energía se dispararon hasta cerca de máximos históricos por la pandemia y la invasión de Rusia a Ucrania, lo que provocó importantes interrupciones en el suministro, recuerda el Fondo Monetario Internacional (FMI) en un análisis donde advierte por la mayor volatilidad de los precios de las materias primas.

En la antesala de una reunión con Sergio Massa en Washington y mientras Argentina espera que se apruebe este viernes la última revisión, el FMI alerta que, para adelante "es preocupante que las oscilaciones hacia arriba y hacia abajo en los precios de las materias primas probablemente planteen desafíos económicos en los próximos años", alerta el informe publicado por el organismo.

Alerta del Banco Mundial sobre otra década perdida: las reformas y nuevos impuestos que sugiere para Argentina

Economía lanza estímulos a exportaciones para compensar la sequía y bajo presión del FMI

La variación de los precios de los commodities afectó el crecimiento económico y la inflación, detalló el FMI.  "El movimiento en los precios que un país paga por las importaciones de materias primas y los precios que recibe por las exportaciones de materias primas".

Riesgo para Argentina

Para el organismo, estos cambios en los precios de las materias primas "pueden afectar el crecimiento económico a largo plazo, especialmente para los exportadores de materias primas", lo que puede considerarse un riesgo para Argentina. 

El Gobierno busca desacoplar con acuerdos de precios y retenciones el impacto en las góndolas 

Una mayor volatilidad en los precios de los productos básicos "puede provocar una mayor volatilidad en las finanzas públicas de los países exportadores de productos básicos y, por lo tanto, conducir a una inversión pública intermitente". A su vez, esto pesaría sobre la inversión en capital físico y humano, enumeran los analistas.

El efecto inflacionario

El Fondo agrega que, "la volatilidad de los precios de las materias primas también parece aumentar la volatilidad de la inflación interna a mediano plazo". En el corto la Argentina ya conoce los efectos de la suba de precios, con una inflación que se prevé volverá a estar en torno al 7% en marzo, aunque las retenciones puedan amortiguar parcialmente el impacto. 

El organismo remarca que esa mayor variación del precio de los bienes importados "se transmite a los precios internos y, por lo tanto, genera una inflación al consumidor más volátil".

Un país endeudado y un FMI que sabe que no puede tirar de la cuerda

Cómo serán los próximos aumentos del gas, la luz y el transporte para cumplir con el FMI

Los desafíos derivados de la mayor volatilidad de los precios de las materias primas se suman así a los problemas causados la suba del nivel general. Los precios mundiales de las materias primas alimentarias aumentaron casi un 40% en los dos años anteriores a la invasión rusa de Ucrania, y la guerra impulsó los precios aún más. Los precios del trigo aumentaron un 38 por ciento en marzo de 2022 respecto al mes anterior.

El precio de alimentos básicos como el pan se vio afectado por el contexto global

Por su parte, los precios de la energía aumentaron considerablemente y los precios del gas natural en Europa se triplicaron. "Los altos precios de la energía también influyeron en los precios récord de los fertilizantes de uso común para la producción de alimentos", remarca el Fondo.

Los precios internacionales de los alimentos y la energía se moderaron pero siguen siendo elevados. Esto impactó en precios al consumidor y el Programa Mundial de Alimentos estima que 345 millones de personas en casi 80 países enfrentarán una inseguridad alimentaria aguda este año, más del doble que en 2020.

Medidas contra la inflación

A la hora de recomendar políticas, el FMI enfatizó que la política monetaria debe seguir centrada en reducir la inflación. Al mismo tiempo, la política fiscal debe apuntar a un endurecimiento gradual y constante, y así reducir la presión sobre la política monetaria para combatir la alta inflación, "mientras se apoya a los más vulnerables", una recomendación general pero que parece calcada de los informes del staff de Argentina. 

"Se deben evitar los subsidios", plantea el FMI y detalla el caso de la energía

El Fondo sostiene que se deben evitar los subsidios a los precios para limitar el traspaso a los precios internos, deben revertirse y reemplazarse por medidas específicas para apoyar a los hogares vulnerables.

La meta es "evitar distorsiones que impedirían o retrasarían los ajustes a los precios más altos de la energía". En línea con el programa con Argentina, el FMI enfatizó que "los subsidios a la energía tienden a beneficiar también a los hogares más ricos". 

Entre otras medidas aboga por mantener un comercio abierto de alimentos. Además, el libre flujo de comercio de insumos de metales y minerales que son críticos para la transición verde también apoyaría la seguridad energética.

Temas relacionados
Más noticias de FMI

Las más leídas de Economía y Política

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.