ESQUIRLAS

Después de la interna, el ENRE y el CONICET trabajan para segmentar tarifas

Pasada la disputa entre Martín Guzmán y Federico Basualdo, el Gobierno comunicó que ya trabaja en la segmentación de las tarifas eléctricas.

Pocos días después de que estallara la interna en el Frente de Todos por la relación entre tarifas y subsidios, personificada en las posturas del ministro de Economía, Martín Guzmán, y el subsecretario de Energía Eléctrica, Federico Basualdo, el Gobierno activó una nueva estrategia comunicacional respecto al sector energético.

El Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) informó hoy que firmó un convenio de asistencia técnica con el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) para segmentar las tarifas.

Los organismos trabajarán en "definir los criterios para caracterizar la situación socioeconómica de las personas usuarias e identificar en particular a los usuarios y usuarias de altos ingresos".

"Además, se diseñará la manera de actualizar la titularidad del servicio eléctrico y la información que permita identificar, periódicamente, las modificaciones en las personas usuarias de altos ingresos", explicaron.

El acuerdo es la continuación de los trabajos iniciados por el ENRE como parte de las labores para concretar la segmentación tarifaria.

A saber, a fines de 2020 se firmó un convenio con el Sistema de Identificación Nacional Tributario y Social (SINTyS) y el 23 de marzo de este año con la Administración Nacional de la Seguridad social (ANSES).

Las nuevas medidas que prepara Basualdo para el sector eléctrico

"Asimismo, se trabaja en un convenio con el Registro de Propiedad Inmueble de la provincia de Buenos Aires y se está articulando el cruce de información con el Banco Central de la República Argentina (BCRA)", comunicaron oficialmente.

El diseño de la política pública de segmentación de personas usuarias de las tarifas del servicio eléctrico fue uno de los elementos centrales que detonó la semana pasada la pelea.

Mientras Guzmán pretende acelerar con las tarifas segmentadas y no terminar subsidiando a todos los sectores de la población por igual, lo que termina beneficiando a los deciles de mayores ingresos ("pro-rico"), los sectores afines al Instituto Patria proponen para este año un único aumento plano, de forma de no deteriorar más los bolsillos de los ciudadanos de cara a las elecciones legislativas.

La firma del convenio se llevó a cabo entre la interventora del ENRE, Soledad Manín, y el gerente de Vinculación Tecnológica del CONICET, Sergio Romano.

Del encuentro de trabajo también participó la presidenta del CONICET, Ana María Franchi, mientras que la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO) aportará investigadores a los equipos de trabajo.

"Este convenio nos permitirá avanzar en la segmentación sobre el sector residencial, en tanto resulta el principal destino de los subsidios eléctricos y su situación socioeconómica es altamente heterogénea", aseveró Manín.

"En estos momentos nos encontramos terminando de construir los criterios para distinguir qué personas usuarias realmente requieren de la energía subsidiada y cuáles están en condiciones de afrontar el pago de la tarifa plena", sostuvo.

Y agregó: "Con esta acción, lograremos asegurar que los futuros incrementos nominales de las tarifas eléctricas no repercutan en forma desfavorable sobre los sectores más vulnerables de la población y aquellos que más se han visto afectados por la crisis económica generada por el macrismo y la pandemia".

Ayer, el ENRE informó a través de su web que Manín y Basualdo se reunieron con la conducción del Sindicato de Luz y Fuerza, en una señal de que el subsecretario se mantiene firme en su cargo y con el apoyo de los gremios, además de su principal sostén: Cristina Fernández y Máximo Kirchner.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios