DIPLOMACIA Y PANDEMIA

China donó vacunas a 37 países pero la Argentina tuvo que pagarlas

El régimen de Xi Jinping entregó gratuitamente vacunas contra el Covid-19 en varios países de América latina pero la alianza estratégica que hay con China no le sirvió a Alberto Fernández que ya pagó u$s 80 millones en vacunas.

La Argentina parece ser uno de los países que sufrió en forma directa la denominada "diplomacia de los barbijos" encarada por China: mientras que Alberto Fernández ya pagó u$s 80 millones por 4.000.000 de vacunas chinas, la administración de Xi Jinping otorgó a más de 37 países las mismas vacunas de Sinopharm o Sinovac de manera gratuita.

La estrategia de China de donar vacunas en muchos países responde al avance geopolítico que tiene el régimen comunista en el mundo. Pero en el caso de la Argentina, a pesar de que hay una sólida "alianza estratégica integral" de Beijing con el gobierno de Fernández, esa alianza no le permitió al país formar parte del selecto club de países que fueron elegidos por China para entregar de manera gratuita las vacunas contra el Covid-19.

Según un informe de The Diplomat, una publicación especializada en temas diplomáticos, la administración de Xi Jinping entregó en forma gratuita vacunas a 37 países en un relevamiento hecho hasta el 24 de marzo. Las donaciones se hicieron de parte de los laboratorios Sinopharm y Sinovac pero están sustentadas por el Estado chino.

La Argentina no recibió ni una vacuna gratis de China y según un informe que obtuvo El Cronista del contrato que selló el Ministerio de Salud, hasta ahora el Estado pagó u$s 20 por cada vacuna china. Así, se pagaron u$s 80 millones que responden al millón que ya llegó en las últimas semanas y a las tres millones de dosis que vendrán en las próximas semanas.

A diferencia de lo que ocurrió con Argentina, en América latina China realizó donaciones de vacunas en países que ni siquiera tienen relaciones diplomáticas con Beijing como es el caso de Paraguay. Pero también llegaron vacunas en formato de donación de Bejing a Ecuador, Venezuela, Guyana, República Dominicana y Bolivia. 

En Centroamérica, México actúa como uno de los mayores "centros de vacunación chinos", ofreciendo todo el espectro de las vacunas chinas actualmente distribuidas de manera gratuita o paga.

En el resto del mundo, China destinó una importante cantidad de vacunas gratuitas a países como Afganistan, Algeria, Egipto, Irán, Irak, Mozambique, Paquistán, Palestina, Zibabwe y Líbano, entre otros.

La publicación de The Diplomat titulada como "La lógica de la diplomacia de las vacunas en China" , señaló también que la donación de vacunas "muestra que a menudo dio lugar al interés del país receptor en la compra de la vacuna, esta vez en millones de dosis".

Además, el informe destaca que las donaciones de China vienen casi exclusivamente en forma de vacunas producidas por Sinopharm, eclipsando las otras dos vacunas chinas conocidas internacionalmente como CoronaVac (producida por Sinovac) y Conviecia (fabricadas por CanSino Biologics). Hay donaciones que hizo China de más de un millón de dosis hasta entregas gratuitas de hasta 20.000 dosis.

Además, en países en que no donaron vacunas como fue el caso de Brasil o la Argentina, el hecho de que Sinovac celebrara ensayos de vacunas en Brasil, señala The Diplomat, "contribuyó a una mayor credibilidad de la vacuna china en la región, a pesar de que los ensayos demostraron que la vacuna tenía una eficacia menor que las principales alternativas".

Para muchos analistas políticos esta estrategia de China podría consolidar más la presencia de Beijing en América latina. El caso paradigmático es el de Paraguay que no tiene vínculos con China porque está alineado con Taiwán que la administración de Xi no reconoce como estado independiente sino que lo considera una provincia más. Sin embargo, el gobierno paraguayo de Abdo Benitez recibió hasta ahora más de 20.000 dosis de Sinovac a través de una donación que hizo China triangulando con Chile.

La Argentina tiene un acuerdo con China para que lleguen al país unas 30 millones de dosis de la vacuna Sinopharm y en un primer momento el acuerdo se había estipulado en u$s 40 por las dos dosis que finalmente se redujo a u$s 20. Esto se desprende del contrato que hizo el Ministerio de Salud con China.

Sin embargo, la Argentina no logró que China envíe hasta ahora vacunas gratuitas al país a pesar de contar con una alianza estratégica que no tiene ningún país de América latina con la excepción de Venezuela.

La "diplomacia de los barbijos" que desplegó China en todo el mundo desde el inicio de la pandemia sólo benefició a la Argentina en la entrega gratuita de insumos médicos y algunos respiradores. Pero no fue el caso de las vacunas el que logró rédito la administración de Fernández. 

El presidente argentino tiene previsto viajar en mayo a China en visita oficial si lo permite la pandemia. Allí lo recibirá Xi Jinping con una agenda muy abultada y muchos reclamos de Beijing, entre ellos la construcción de una central nuclear, el despliegue de la tecnología 5G y la instrumentación de acuerdos para la producción de carne porcina. 

Tags relacionados
Noticias del día
Sube y baja financiero

Los Cedear quintuplicaron el volumen operado en acciones locales

Los Cedear quintuplicaron el volumen operado en acciones locales
El índice bursátil cayó 1% y los Cedear quintuplicaron en movimientos a las acciones locales. En tanto, los papeles argentinos en Wall Street cerraron con más velas rojas que verdes. En cuanto a renta fija, los bonos ley New York mostraron tímidos avances, mientras que los emitidos bajo normas argentinas cayeron con fuerza

Compartí tus comentarios