Salud

La especia antiinflamatoria que pocos consumen, pero aporta vitamina C, fibra y ayuda a mejorar la memoria

Esta especie milenaria era utilizada por las antiguas civilizaciones por sus nutrientes que mantienen el cuerpo sano.

En esta noticia

En el mundo de la gastronomía existen una amplia diversidad de especias que no solo aportan sabor y color a las comidas, sino que también traen innumerables beneficios al cuerpo.

En este contexto, una en particular destaca por sus propiedades antiinflamatorias y antioxidantes. Además, ha sido utilizada desde hace miles de años en la cultura india por sus propiedades medicinales.

La especia con propiedades antiinflamatorias y antioxidantes 

La cúrcuma es una especia originaria del sudeste asiático y es cultiva principalmente en lugares como India, Sri Lanka, Indonesia, China y Myanmar.

Pertenece a la familia del jengibre y en su forma de condimento puede ser fácilmente reconocida por su intenso color amarillo intenso similar al anaranjado.

Un estudio realizado por The American Journal of Geriatic Psychiatry descubrió que la planta contiene curcumina, un compuesto químico que presenta propiedades antiinflamatorias y antioxidantes.

La investigación descubrió que los adultos que consumieron 90 miligramos de curcumina al día por 18 meses presentaron una mejora notable en la memoria, por lo que podría ser un aliado clave en la prevención del deterioro cognitivo.

En la misma línea, sus propiedades antiinflamatorias intervienen en los procesos del cuerpo e inhiben la actividad de moléculas y enzimas relacionadas a los procesos inflamatorios.

También, actúa como antioxidante frente a los radicales libres, lo que puede evitar el estrés oxidativo que afecta a las células. De esta manera, al tener un doble efecto, funciona en la prevención de enfermedades como la diabetes, cáncer, entre otros.

Uno por uno, todos los beneficios de consumir cúrcuma

Además de proveer al organismo de antioxidantes y antiinflamatorios, la cúrcuma brinda una amplia gama de nutrientes como son:

  • Vitaminas C, E y B: son fundamentales para la reforzar el sistema inmunológico, mejorar el metabolismo, cuidar la piel y el pelo.
  • Minerales: aporta hierro, calcio, magnesio, potasio que no son producidos por el cuerpo y deben ser ingeridos. Son esenciales para la salud ósea, muscular y cardiovascular.
  • La cúrcuma también estimula la producción de bilis en el hígado, lo que se traduce en una mejor digestión.
  • La curcumina puede ayudar a regular los niveles de azúcar en la sangre, lo que ayuda a prevenir la diabetes.

¿Cómo incorporar la cúrcuma a la dieta?

La especia puede ser utilizada en preparaciones gastronómicas y como suplemento diario. En el ámbito culinario puede ser utilizado en su forma de polvo para condimentar sopas, arroces, guisos.

Una de sus variaciones más famosas es la leche dorada, la cual es muy fácil de implementar en la dieta y lleva los siguientes ingredientes:

  • 1 taza de leche,
  • 1 cucharadita de cúrcuma en polvo,
  • 1/2 cucharadita de jengibre en polvo,
  • 1/4 de cucharadita de canela en polvo,
  • 1/8 de cucharadita de pimienta negra,
  • 1 cucharada de miel.

La leche dorada es una de las mejores opciones para consumir cúrcuma.

Luego, seguir las siguientes instrucciones:

  • Calentar la leche en una cacerola,
  • Agregar la cúrcuma, el jengibre, la canela y la pimienta,
  • Revolver y mezclar los ingredientes,
  • Cocinar a fuego lento por cinco minutos,
  • Colar la mezcla,
  • Una vez en la taza, agregar miel para endulzar.
Temas relacionados
Más noticias de especias

Las más leídas de Clase

Destacadas

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.