Agustín Creevy: “Como en una empresa, un líder se hace entre todos"

El capitán de Los Pumas y de Jaguares quiere cambiar la historia del rugby argentino. Su estilo: no enfocarse en los resultados, eliminar las multas internas y apostar por las redes sociales para popularizar el deporte.

Agustín Creevy: “Como en una empresa, un líder se hace entre todos

Cre­evy ju­ga­ba en los Wor­ces­ter Wa­rriors de Gran Bre­ta­ña cuan­do re­ci­bió la pro­pues­ta que sa­bía que es­ta­ba pron­ta a lle­gar. Te­nía una in­te­re­san­te oferta de un club de Ir­lan­da, pe­ro des­de la Ar­gen­ti­na lo con­vo­ca­ban pa­ra ser el pri­mer ju­ga­dor en dar la vuel­ta e in­cor­po­rar­se al na­cien­te plan­tel pro­fe­sio­nal de Ja­gua­res, la pri­me­ra fran­qui­cia pro­fe­sio­nal del pa­ís que com­pi­te en el Sú­per Rugby, que el próximo 18 de marzo tendrá su primer capítulo local (ver calendario del torneo al pie de esta nota).

No fue fá­cil to­mar la de­ci­sión: su esposa, Virginia, estaba pasando por un buen momento profesional en la tierra inglesa. “E­lla no que­ría vol­ver to­da­ví­a: ha­bía lo­gra­do in­ser­tar­se y te­nía un tra­ba­jo con el que es­ta­ba fe­liz. Pe­ro yo sa­bía que, si no vol­ví­a, no po­día ju­gar en la Se­lec­ción por es­tar en otro he­mis­fe­rio. Si me que­da­ba allá iba a per­der to­do ti­po de mo­ti­va­ción. Yo vi­vo pa­ra ju­gar en Los Pu­mas. Le di­je: ‘Es­to du­ra po­co, hay que dis­fru­tar­lo’, por­que soy con­cien­te de que la ca­rre­ra de ju­ga­dor no es pa­ra siem­pre”, ase­gu­ra el actual ca­pi­tán de Los Pu­mas y Ja­gua­res.

De los 30 par­ti­dos que en 2016 dis­pu­ta­ron los dos equi­pos ar­gen­ti­nos, Cre­evy ape­nas se per­dió cua­tro. Los re­sul­ta­dos, en am­bos ca­sos, no fue­ron los es­pe­ra­dos, pe­ro hoy ya es­tá de nue­vo me­ti­do en el ca­len­da­rio, con ob­je­ti­vos re­no­va­dos. “Em­pe­za­mos con en­tre­na­mien­to de al­ta in­ten­si­dad. Pe­ro, an­tes de eso, el pri­mer dí­a, tu­vi­mos una char­la de gru­po, co­mo pue­de ha­ber en cual­quier em­pre­sa, so­bre las for­ta­le­zas, las de­bi­li­da­des y los apren­di­za­jes que tu­vi­mos el año pa­sa­do. Los erro­res te lle­van a ha­cer un ba­lan­ce com­ple­to. Co­mo gru­po, coin­ci­di­mos en lo que que­re­mos pa­ra es­te año. Re­cién ahí sa­li­mos a la can­cha”, cuen­ta.

Creevy fue elegido embajador de Assist Card, por ser "ejemplo de liderazgo y confianza". Protagoniza #YoMeAnimo, una campaña que invita a que "los viajeros salgan de su zona de confort y se atrevan a romper sus propios límites".

La tem­po­ra­da 2016 fue la pri­me­ra de Ja­gua­res, y no cum­plió las ex­pec­ta­ti­vas. De­cís que hoy hay una sin­to­nía en las me­tas, ¿cuá­les son?

Ha­bla­mos, pri­me­ro, de no po­ner­nos ob­je­ti­vos en cuan­to a par­ti­dos ga­na­dos ni re­sul­ta­dos. Bus­ca­mos en­con­trar nues­tro jue­go co­mo equi­po y apren­der a lle­var el pro­fe­sio­na­lis­mo, al­go nue­vo en la Ar­gen­ti­na. La con­vi­ven­cia de to­dos los dí­as es un apren­di­za­je: si un gru­po no fun­cio­na bien o tie­ne pro­ble­mas in­ter­nos, ex­plo­ta y no pue­de te­ner un ob­je­ti­vo co­mún. No que­re­mos de­ses­pe­rar­nos, de­cir que va­mos a ser cam­pe­o­nes, por­que no lo sen­ti­mos así. El año pa­sa­do, an­tes de arran­car, es­cu­cha­mos a en­tre­na­do­res de equi­pos de Nue­va Ze­lan­da, Aus­tra­lia o Su­dá­fri­ca de­cir que éra­mos can­di­da­tos por­que te­ní­a­mos el mis­mo equi­po que Los Pu­mas. Eso nos ma­re­ó, nos hi­zo cre­er que re­al­men­te po­dí­a­mos y, la ver­dad, fal­ta­ba mu­cho. Nues­tro ob­je­ti­vo prin­ci­pal es apren­der de los erro­res del año pa­sa­do y me­jo­rar, con la dis­ci­pli­na.

Te eli­gie­ron ca­pi­tán de los dos equi­pos. ¿Fue fácil cam­biar el chip pa­ra asu­mir el rol de lí­der?

Fue un ca­mi­no du­ro. Ve­nía de cua­tro años de ju­gar muy po­co: con Ta­ti Phe­lan co­mo en­tre­na­dor, iba al ban­co. Cuan­do lle­gó, Da­niel Hour­ca­de me di­jo que que­ría que fue­ra el ca­pi­tán. Le pre­gun­té có­mo que­ría que lo en­ca­ra­ra y me di­jo que no te­nía que cam­biar: “Si sos de otra ma­ne­ra, no va a fun­cio­nar. Me gus­ta tu for­ma de li­de­rar, más tran­qui­la”. Ha­bía si­do ca­pi­tán en Ju­ve­ni­les, en Pam­pas, y Phe­lan me ha­bía pues­to dos par­ti­dos de ca­pi­tán, pe­ro no es lo mis­mo. Te­nía mie­do, ale­gría y du­das por lo que iban a de­cir.

¿A qué re­sis­ten­cias in­ter­nas te enfrentaste?

Ha­bía ju­ga­do­res más con­sa­gra­dos... Por ejem­plo, Cor­cho Fer­nán­dez Lob­be era mi ca­pi­tán y yo pa­sé a ser el su­yo: fue al­go fuer­te. Nos sen­ta­mos, ha­bla­mos, nos pu­si­mos de acuer­do. Les co­men­té lo que me gus­ta, co­mo el te­ma de las re­des so­cia­les, por­que an­tes es­ta­ban más ce­rra­dos: yo que­ría lle­gar a la gen­te, com­par­tir, mos­trar que ade­más de ju­ga­do­res de rugby so­mos per­so­nas nor­ma­les. Tam­bién sa­ca­mos las mul­tas por lle­gar tar­de, no es mi for­ma. Ten­go un gru­po que me res­pal­da, por­que un ca­pi­tán se ha­ce en­tre to­dos, no so­lo. Al prin­ci­pio me cos­tó, era ra­ro dar aren­gas. Fer­nán­dez Lob­be me dio una ma­no gi­gan­te: pu­so al equi­po por en­ci­ma de él y no tu­vo ren­co­res, se que­dó ju­gan­do. Ahora ya es­toy asen­ta­do, pe­ro no me creo que las sé to­das por­que ca­da día hay un pro­ble­ma dis­tin­to, co­mo pue­de pa­sar en una fa­mi­lia o una em­pre­sa.

Con la fal­ta de bue­nos re­sul­ta­dos apa­re­cen las crí­ti­cas. ¿Tu fór­mu­la pa­ra en­fren­tar­las?

Tra­ba­jan­do. No es­cu­cho lo ma­lo ni lo bue­no. Es im­por­tan­te por­que, si aten­dés un so­lo la­do, es­tás en un gra­ve error. Hay que es­cu­char a los que re­al­men­te te quie­ren y te di­cen la ver­dad. A ve­ces es du­ro: sé que no ga­na­mos un par­ti­do el año pa­sa­do con Ja­gua­res, que no nos fue bien. Mi fa­mi­lia me vi­ve car­gan­do, en el buen sen­ti­do, y yo me río por­que es así. Ya van a ve­nir mo­men­tos me­jo­res. Es­ta­mos con­ven­ci­dos de que, por es­te ca­mi­no, en un fu­tu­ro le po­de­mos ga­nar a los All Blacks, ju­gar de igual a igual con Su­dá­fri­ca, con Aus­tra­lia. No es­ta­mos a su ni­vel pe­ro nos acer­ca­mos. Va­mos a se­guir por ahí.

Calendario Jaguares 2017

En los partidos de la temporada 2017, que comenzaron el 25 de febrero y se extenderán hasta el 5 de agosto, y donde Jaguares dispute como local en la Argentina, el torneo se denomina Personal Súper Rugby y se celebra en el estadio de Vélez Sarsfield, con el siguiente cronograma de 8 fechas:  

18/3 – JAGUARES VS CHETTAHS 

25/3 – JAGUARES VS REDS

29/4 – JAGUARES VS SHARKS 

6/5 – JAGUARES VS SUNWOLVES

13/5 – JAGUARES VS FORCE

27/5 – JAGUARES VS BRUMBIES

30/6 – JAGUARES VS KINGS

Del 21 al 22 de julio se disputarán los cuartos de final, el 28 y el 29 de Julio las semifinales y la final tendrá lugar el 5 de agosto.

La versión original de esta entrevista fue publicada en la edición 187 de Clase Ejecutiva, la revista lifestyle de El Cronista.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar