Rollover de deuda

Deuda en pesos: por qué el bono a 2027 fue el más demandado en la licitación del Tesoro

El bono dual a 2027 fue el más demandado, con el 60% de la licitación. El Tesoro ofreció mejor tasa a los bancos ya que es un bono que pueden encajar en el BCRA

El Gobierno superó esta semana una prueba clave. En la licitación del jueves, la más exigente del mes, el Tesoro renovó toda la deuda que le vencía e incluso logró unos $ 30.000 millones adicionales

Como dato llamativo, sobresalió el hecho que casi un 60% de la licitación fue a parar a un bono en pesos que vence en 2027 y paga una tasa fija de 43,25%.

Los tres motivos por los que el mercado vuelve a mirar a la deuda dolar linked con buenos ojos

Radiografía de la deuda porteña: no habrá nuevas emisiones hasta 2024

CONCENTRÓ LA demanda

El Ministerio de Economía logró captar $ 783.500 millones en la licitación de deuda llevada a cabo el jueves.

En ella se licitaron un combo amplio de instrumentos para lograr un buen resultado en el rollover de deuda, el cual lucía bastante desafiante en cuanto a su monto, superando los $ 726.000 millones.

Se emitieron Lelites, Ledes (S30S2 y S31O2), el dólar linked TV24, dos Boncer (un nuevo TX25 y el TX26) y un nuevo bono dual a 2027 (tasa fija o CER+1%).

Lo llamativo de las licitaciones es que este bono dual a 2027 concentró cerca del 60% de la licitación. La curiosidad pasa por el hecho de que se trata un bono a tasa fija de 43,25%, y obtuvo el 59,5% de la colocación de deuda. 

El motivo detrás del éxito de este título a 2027 radica en que se trata de un instrumento que los bancos pueden utilizan como encaje. Desde Cohen explicaron que uno de los vencimientos más importantes era el del bono TY22P ($ 449.000 M), que logró ser refinanciado por los bancos a través del nuevo bono dual TY27P.

"Este bono, que podrá ser utilizado en encajes, acumuló el 59,5% de lo licitado", marcaron desde Cohen.

Un trader de una importante Alyc local explicó que en promedio los bancos deben dejar como encaje un 30% a 35% de los depósitos que reciben, aunque en realidad esos montos dependen de diversos factores, como el tipo de depósito o si el banco da financiamiento PyME o no. 

"Las entidades, entonces, pueden dejar depósitos en efectivo en el BCRA, a tasa cero, u optar por este título que no ofrece un rendimiento muy atractivo si no fuera por esta posibilidad de integrarlos como encajes. Pasan entonces de un rendimiento cero a uno que al menos otorga algo más de un 40%", dijo el operador. 

"Es importante destacar que casi la mitad de esa gran masa de vencimientos ($ 449.000 millones) está explicado por el BONTE 2022 TY22P, instrumento que utilizan los bancos para integrar parte de sus encajes y para quienes el BCRA habilitó la suscripción del BONTE 27 en su reemplazo. Precisamente en este bono se adjudicaron $ 466.053 millones", subrayó un informe de Marangoni & Rodríguez asociados. 

El bono a 2027 vino a reemplazar al bono TY22, el cual había sido emitido durante la presidencia de Mauricio Macri y era un bono que utilizan las entidades como encaje en el Banco Central (BCRA).

Si bien los bancos pueden utilizar otros bonos para encajar, tales como Ledes y Lecer, decidieron optar por este bono a 2027 dado que el Tesoro les ofreció mejor tasa respecto que el TY22.

Juan Manuel Franco, economista jefe de Grupo SBS, consideró que "era de esperarse que el grueso del valor efectivo adjudicado estuviese dirigido al TY27P, utilizado por bancos para integrar encajes que debían renovar el TY22P".

Por su parte, Adrián Yarde Buller, economista jefe y estratega de Facimex Valores, explicó que la clave a la hora de analizar los resultados pasó por el accionar de los bancos, ya que vencían $ 449.000 millones del TY22P que usan para integrar encajes. 

"El Tesoro ofreció un nuevo TY27P elegible para integrar encajes bajo las mismas condiciones que el TY22P y los bancos lo demandaron masivamente aportando $ 466.000 millones (tenían espacio por hasta $ 494.000 millones), ante la alternativa para nada atractiva de integrar encajes al 0%", comentó Yarde Buller.

Dentro del share de las distintas colocaciones, las dos canastas de Lecer sumaron el 28,7% de la demanda mientras que todos los papeles CER en general sumaron el 34,6% (TX25: 4,8% y TX26: 1,1%).

Finalmente, las Ledes sumaron el 3,2% mientras que el TV24 el 1,4%. En cuanto a las tasas, las canastas cortaron a una tasa mayor a la del mercado secundario, algo esperable dadas las necesidades de financiamiento del Tesoro.

Desde Cohen agregaron que, por tipo de ajuste, y sacando el bono dual, los instrumentos CER volvieron a ubicarse en el centro de la escena, por delante de los instrumentos tasa fija y el bono dólar linked.

La próxima licitación tendrá lugar del viernes 27 de mayo por un total de $ 165.000 millones.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.