Financial TimesExclusivo Members

Por que cada vez más CFOs se están convirtiendo en CEOs

Los directores financieros han asumido más responsabilidades, desde la estrategia corporativa a la sostenibilidad.

En Londres se dice mucho que los directores financieros ocupan las mejores sillas en los consejos de administración. Se considera que tienen menos ego (al menos comparado con algunos CEOs), prestan más atención a los detalles y entienden mejor la gestión del riesgo además de estar más enfocados a los resultados. Estos días, se busca a los CFOs para que asuman un papel ejecutivo -como Margherita Della Valle en Vodafone y Murray Auchincloss en BP, ambos en el primer puesto de sus compañías tras éstas sufrir grandes cambios. Como siempre, cuando estalla una crisis, hay que llamar al hombre o a la mujer que lleva los números.

Un tercio de los CEOs del FTSE 100 han sido CFOs, según datos de la firma de búsqueda de ejecutivos Heidrick & Struggles, frente al 21% en 2019. Esto se compara con el 19% en los mercados sondeados globalmente por la firma. Un 15% de los CEOs actuales del FTSE 100, fueron directores financieros inmediatamente antes de convertirse en directores ejecutivos, frente al promedio global del 8%. Marc Ronchetti en Halma y Chris O'Shea en Centrica son ejemplos recientes.

"Si Estados Unidos está dirigido por abogados, Reino Unido lo está por contadores", afirma un cazatalentos. El impacto del Brexit, la disfuncionalidad política y un entorno económico más difícil ha hecho priorizar la gestión del riesgo.

Desafíos clave: lidiar con la coyuntura y pensar estrategias

Pero éste no es solo un problema británico. De las 674 compañías del Fortune 500 y el S&P 500, el 8,4% de las posiciones de CEO vacantes fueron asumidas por los CFOs en 2023 -el porcentaje más alto desde 2013, el primer año con datos disponibles del informe anual de Crist Kolder Associates. En 2013, el nivel era del 5,8%.

Esto se debe en parte al papel cada vez más amplio del CFO más allá de la función financiera. Durante la última década, su rol ha crecido asumiendo más responsabilidades en todo, desde la estrategia corporativa a la sostenibilidad y el análisis de datos.

"Son los arquitectos de la resiliencia y el crecimiento del negocio", afirman los consultores del cazatalentos Egon Zehnder en un nuevo estudio. En su sondeo anual entre 600 CFOs, el 82% asegura que su papel ha crecido de forma significativa en los últimos cinco años. A medida que su visibilidad y prominencia ha crecido, el 60% dice que sus ambiciones se dirigen a asumir el papel de CEO.

Si ya están disputando el puesto de CEO interna y externamente, ¿por qué no van a por el cargo más alto? Algunos directores me han dicho que si a su CEO le atropellase un autobús, el CFO ocuparía su puesto. "Sin lugar a dudas", dice uno de ellos.

Esto ocurre sobre todo en empresas del sector de servicios financieros y en aquellas corporaciones que tienen algo parecido a una reestructuración de la deuda o actividades con grandes operaciones en la agenda. Los CFOs son una entidad conocida en el consejo de administración, entre los inversores y en la empresa en general. Los directores dicen que las empresas que buscan nuevos jefes financieros lo hacen con la visión de que los candidatos lleguen a dirigir la compañía algún día.

"Hoy más que nunca, todo el mundo está cuidando de su reputación", afirma Mark Freebairn de Odgers Berndtson. "Los CFOs están escalando a la dirección de las empresas y también dominarán el nombramiento de los consejeros. Esto dice mucho del desarrollo futuro de los líderes empresariales". Además de su CFO actual, British Land tiene a un exdirector financiero como consejero, CEO y director de auditoría en el consejo de administración.

La estabilidad institucional y la inversión privada sacarán al país de la crisis de crecimiento

Aunque esto tiene sentido sobre el papel, ¿funciona? Los estudios muestran que los CEOs que han sido CFOs previamente no impulsan el crecimiento de los ingresos tan rápidamente como los que proceden de otros departamentos, sobre todo en los primeros años.

Spencer Stuart, otro cazatalentos, afirma que sólo el 8% de los CFOs convertidos en CEOs dirigen sus organizaciones al máximo rendimiento, sobre todo en factores que incluyen el crecimiento de los ingresos. Aunque algunos tienen más experiencia que los CFOs de antes, muchos mantienen una mentalidad conservadora más que lanzarse en busca de nuevas oportunidades. Algunas veces también tienen que trabajar más para construir relaciones con los jefes de las divisiones.

"Muchos tienen que pelear porque al nivel del CEO existen una serie de intangibles, como la relación con el director de marketing o con el de recursos humanos", dice Ty Wiggins, coach de CFOs que asumen la dirección de una empresa. "Algunos tienen que aprender a desarrollar una mentalidad de CEO y hacer crecer una organización". Llegar a lo más alto es más probable para un CFO en 2024, pero el éxito no está garantizado.

Temas relacionados
Más noticias de management

Las más leídas de Financial Times

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.