Recambio ministerial

Rumores sobre el gabinete: ¿se va Juan Manzur y vuelve Agustín Rossi?

Desde Jefatura de Gabinete no desmintieron las versiones que indican que el tucumano estaría listo para regresar a la gobernación. En paralelo, en la Casa Rosada dan por cerrada la vuelta del ex ministro de Defensa.

"Por ahora no hay comentarios". Con esa lacónica respuesta, desde la jefatura de Gabinete no desmintieron ni confirmaron las crecientes versiones de un pronto regreso de Juan Manzur a su Tucumán natal. En paralelo, en la administración albertista se entusiasman con otro retorno, esta vez al gabinete, de un ministro que se fue: Agustín Rossi.

En política 2 más 2 no siempre da 4, pero los trascendidos subieron de temperatura. En el diario Perfil se encendió la mecha, al afirmar que el jefe de ministros, que llegó post-derrota en las PASO para darle "volumen político" a un alicaído elenco ministerial, había quedado desdibujado y ya habría definido su exilio nacional.

Armador de la agenda federal de Fernández en campaña, como vocero de la "Liga de los Gobernadores, el ingreso al Gabinete de Manzur sobrevino a la catarata de ofertas de renuncias en la crisis luego de los comicios. Alejado de Cristina Fernández de Kirchner a pesar de haber sido su ministro de Salud, fue la Vicepresidenta la que reveló primero que el tucumano podría ser el jefe de los ministros. Debajo estaba, claro, el malestar K contra el al final saliente Santiago Cafiero, que recayó en la Cancillería. 

Cristina rompió el silencio: apuntó contra Alberto y reveló que pidió a Manzur como jefe de Gabinete

De licencia, con un pago chico que dejó a manos del vicegobernador Osvaldo Jaldo, lo que generó sus iniciales cortocircuitos domésticos, el primer round de Manzur a nivel nacional fue haber superado las elecciones generales, con una remontada en PBA que lo mantuvo en el despacho.

"Desde que asumió dicen que se quiere ir", contextualizan en la Casa Rosada. Y resumen: no es que la dinámica con Alberto Fernández no sea buena, lo cierto es que no puede compararse con la sintonía que el Presidente mantenía con Cafiero. "El tipo labura y gestiona", completaron.

Sin entrevistas y con declaraciones públicas que cada vez se hicieron más espaciadas, la agenda cotidiana de Manzur quedó conformada por reuniones con funcionarios y dirigentes, entre ellos varios pares gobernadores.

Con Gabriela Cerruti como portavoz presidencial, Manzur se desentendió de la vocería oficial, un rol que históricamente recayó en la jefatura de Gabinete desde su creación menemista, como marcador de agenda institucional. El trabajo en las sombras, en cambio, no se ve.

La diputada Cerruti renunció a su banca para sumarse al Gobierno: quién asume en su lugar

Uno que regresa 

Con tensiones internas reavivadas en la demorada negociación con el FMI, desde el albertismo descuentan el regreso a sus filas de un dirigente que estuvo ligado a Cristina Fernández de Kirchner pero que se animó a desobedecerla: el ex ministro de Defensa albertista Agustín Rossi. 

A contramano de lo que pidió la Vicepresidenta, el santafesino enfrentó al mandatario Omar Perotti en las PASO. También, en teoría, con su decisión se enfrentó al Jefe de Estado, que lo expulsó del gabinete al oficializar la norma de que para postularse los funcionarios debían renunciar.

La pelea Perotti-Rossi amenaza con dañar la imagen presidencial

"Si le sale bien, tenemos candidato a gobernador en 2023", intentaban por aquellos días sacar provecho de la situación en un albertismo que tuvo diferencias con Perotti desde el affaire Vicentín.

Rossi podría no recaer en la jefatura de minsistros, un puesto para el cual se lo rumorea desde que era jefe de la bancada K en Diputados en los mandatos de Cristina Kirchner. El diario Clarín, por ejemplo, recogió que el ex ministro podría asumir al frente de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), donde fue nombrada como interventora Cristina Caamaño. 

El organismo tomó relevancia en los últimos tiempos por la denuncia de una "mesa judicial" en la provincia de Buenos Aires bajo la gestión de María Eugenia Vidal, para armar causas y detener a sindicalistas. 


 

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios