Fondos para energía

Por una obra clave, entrarían u$s 1300 millones de China

El Gobierno destrabó contratos para que avance un proyecto que venía frenado desde 2020.

La firma de dos adendas (ya van una docena), una en julio y otra la semana pasada, permitieron destrabar definitivamente el envío de fondos de China para relanzar las represas de Santa Cruz Néstor Kirchner y Jorge Cepernic. Según fuentes familiarizadas con la operación, la Argentina recibirá en los próximos sesenta o noventa días alrededor de u$s 1300 millones, cifra similar a la que el país asiático envió hasta el momento desde la puesta en marcha de la obra, en 2015.

Se reactivan las represas con China en Santa Cruz: cuántos dólares se esperan y qué pasa con Atucha III

Cumbre de Alberto Fernández y Xi Jinping en Indonesia para definir inversiones

Como contó El Cronista, el Gobierno firmó la semana pasada la adenda financiera al proyecto que encabeza la china Gezhouba con Electroingeniería (ahora rebautizada Eling Energía) e Hidrocuyo como socios locales. Antes, a fines de julio, la exministra de Economía Silvina Batakis había firmado la adenda contractual. Faltan todavía dos trámites más, dos adendas para definir el nuevo cronograma de la obra y, ligado a eso, el esquema de desembolsos. Ese proceso ya está en marcha y demoraría entre dos y tres meses.

reset y Fondos frescos

Mientras tanto, el Banco de Desarrollo Chino girará unos u$s 288 millones para continuar la obra. Es una cifra similar a la que puso la estatal Enarsa desde 2020 a esta parte para continuar con los trabajos mientras se renegociaban los contratos. A principios de ese año cayó el contrato financiero y el China Development Bank (CDB) interrumpió el flujo de dinero.

La negociación, dicen en el Gobierno y en las empresas que forman parte del contrato, venía pisada por el exsecretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Beliz, que concentró la relación con los organismos financieros internacionales y freezó el vínculo con China.

La vicepresidenta Cristina Fernández y la gobernadora Alicia Kirchner, en una reciente visita a las represas.

El 17 de octubre, el ministro de Economía, Sergio Massa, envió una carta al consorcio de bancos chinos para solicitar formalmente el envío de u$s 1288 millones para continuar los trabajos. Un formalismo: el texto fue previamente negociado entre Gezhouba, Eling y los bancos chinos.

Una vez rubricados los dos contratos que faltan, el Gobierno y la UTE que realiza la obra esperan unos 1000 millones de dólares adicionales para comienzos de 2023. Luego, el flujo de fondos debería aceitarse para terminar la presa Cepernic en 2025 y la Kirchner en 2028. A partir de entonces, comenzará el repago del crédito para la obra valuada en u$s 5000 millones.

Hasta el momento, China desembolsó u$s 1800 millones en el proyecto, pero los fondos frescos rondaron los u$s 1350 millones y el resto llegó en maquinaria y equipos. La obra sufrió diversos contratiempos: desde una renegociación que encaró el gobierno de Mauricio Macri a poco de asumir hasta las esquirlas políticas del caso Cuadernos. Gerardo Ferreyra, entonces vicepresidente de Electroingeniería, nunca se plegó a los arrepentimientos y defendió su inocencia, que ahora considera ratificada por una serie de pericias oficiales y de parte.

Visita oficial

La semana pasada, una delegación del China Development Bank, que financia la obra, y de Gezhouba, estuvo en el país y se reunió con el ministro de Economía, Sergio Massa, y su asesor en financiamiento internacional, el director del Indec Marco Lavagna. Este último, señalan fuentes de la operación, se puso al frente del crédito con China desde que Massa asumió en el Palacio de Hacienda. También firmó la adenda financiera con Agustín Gerez, presidente de Enarsa.

El presidente Alberto Fernández tiene prevista una reunión bilateral con Xi Jinping en Bali, durante la próxima cumbre del G-20. Fuentes oficiales confirmaron que Massa también estará en la cumbre y se especula con que tenga sus propios intercambios con la delegación china.

Rebranding

Electroingeniería cumplió 45 años y pasó a llamarse Eling Energía. En 2020, encaró un proceso de reestructuración corporativa. Los accionistas principales, Osvaldo Acosta y Gerardo Ferreyra, dejaron el directorio y transfirieron su capital a hijos y nietos. Entonces, delegaron la dirección de la empresa en dos ejecutivos de más de dos décadas de trayectoria en la empresa, que también se convirtieron en accionistas. Juan Manuel Pereyra se convirtió en presidente y Carlos Bergoglio, en vice.

La obra, mientras tanto, avanzó a cuentagotas y se encuentra ejecutada en un 25 o 30% promedio. La central Kirchner aportará 950 MW de potencia para generar 3380 GW/h por año. La represa Cepernic, con 360 MW de potencia, ingresará al sistema 1903 GW/h anuales una vez finalizada. El proyecto -la inversión china más importante en el país- ampliaría en 11,4% la potencia hidroeléctrica instalada.

De reactivarse el ritmo de los trabajos, las represas patagónicas serían una de las dos obras grandes previstas para acelerar en 2023, junto con el Gasoducto Néstor Kirchner para ampliar la capacidad de transporte de gas desde Vaca Muerta. La tercera que está en carrera es Chihuido, una represa que a construirse en Neuquén con financiamiento alemán.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.