Beneficios

Monotributo AFIP: los dos nuevos beneficios clave que ya oficializó el Gobierno, ¿qué cambia?

Este lunes la AFIP a cargo de Carlos Castagneto publicó en el Boletín Oficial la suspensión de la exclusión o baja de monotributistas del Régimen Simplificada hasta fines del 2023: ¿Qué implica?

Este lunes la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) oficializó una serie de medidas de alivio para los pequeños contribuyentes del Régimen Simplificado del Monotributo, las cuales el ministro de Economía Sergio Massa había adelantado la semana previa.

A través de la Resolución 5421/2023 firmada por el titular de la entidad impositiva, Carlos Castagneto, el Gobierno efectivizó la suspensión hasta fin de año de las exclusiones del régimen por diferentes causales y de bajas automáticas por falta de pago.

Estas suspensiones fueron anticipadas el pasado viernes por el también candidato a presidente de Unión por la Patria, quién destacó que más de un millón de monotributistas se verán beneficiados.

Además, en el mismo acto llevado a cabo en el Consejo de Ciencias Económicas porteño, Massa anunció también nuevos beneficios y modificaciones para Autónomos, profesionales y PyMEs.

Estas se suman a una serie de anuncios impositivos previos del ministro en busca de alivianar los bolsillos de los distintos tipos de contribuyentes de cara a las elecciones presidenciales de octubre y tras la devaluación pos PASO.

El Gobierno efectivizó la suspensión hasta fin de año de las exclusiones del régimen por diferentes causales y de bajas automáticas por falta de pago.

Entre estas, se cuentan el aumento del mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias a $ 1,7 millones y la devolución del 21% del IVA sobre productos de la canasta básica a más de 21 millones de argentinos, incluyendo a pequeños contribuyentes.

Ahora, los monotributistas tendrá nuevas medidas de alivio que se suman a la suspensión por seis meses del pago del componente tributario para todas las categorías y la apertura de líneas de créditos de hasta $ 4 millones a tasa subsidiada: ¿Qué implican? 

Nuevos beneficios para monotributistas: los detalles

A través de la Resolución 5421/2023 publicada este lunes en el Boletín Oficial, la AFIP -ordenada por el Ministerio de Economía- dispuso suspender tanto la exclusión del régimen por diversas variables como la baja de este por falta de pago.

El primer artículo de la medida dispone "suspender hasta el 31 de diciembre de 2023, inclusive, el procedimiento sistémico referido a la exclusión de pleno derecho del Régimen Simplificado para Pequeños Contribuyentes".

Por su parte, el artículo segundo también suspende "transitoriamente" la baja automática del Monotributo por la falta de pago de 10 cuotas consecutivas por los períodos de septiembre, octubre, noviembre y diciembre de 2023.

La AFIP oficializó una serie de medidas de alivio para los pequeños contribuyentes.

De esta forma, en caso de que un monotributista incumpla con alguno de los parámetros para mantenerse en el régimen o que no pague hace 10 meses el componente tributario, no cabrá suspensión hasta enero del año entrante.

Pese a esta definición, el tributarista Sebastián Domínguez remarca que la primera resolución "no implica que el monotributista no quedará excluido en la práctica si se dan las causales de exclusión", sino que esta suspensión simplemente se atrasará hasta inicios del 2024, cuando se retomen los controles sistémicos.

Además, el titular de SDC Asesores Tributarios remarca que igualmente "se mantiene la posibilidad de excluir por fiscalizaciones presenciales a los monotributistas de aquí a fin de año".

Tal como recuerda Domínguez, los distintos causales de exclusión del Monotributo que se 'congelarán' hasta enero del 2024 son los siguientes:

  1. La suma de los ingresos brutos obtenidos de las actividades incluidas en el régimen, en los últimos 12 meses inmediatos anteriores a la obtención de cada nuevo ingreso bruto exceda el límite máximo establecido para la categoría H ($ 7.996.484,12) o para la categoría K ($ 11.379.612,01), según si realiza locaciones y prestaciones de servicios o venta de cosas muebles.
  2. Los parámetros físicos o el monto de los alquileres devengados superen los máximos establecidos para la categoría H, hoy $ 920.713,84 anuales.
  3. El precio máximo unitario de venta, en el caso de contribuyentes que efectúen ventas de cosas muebles, supere la suma de $ 85.627,66.
  4. Adquieran bienes o realicen gastos, de índole personal, por un valor incompatible con los ingresos declarados y en tanto aquellos no se encuentren debidamente justificados por el contribuyente.
  5. Los depósitos bancarios resulten incompatibles con los ingresos declarados a los fines de su categorización. 
  6. Hayan perdido su calidad de monotributistas o hayan realizado importaciones de cosas muebles para su comercialización posterior y/o de servicios con idénticos fines;
  7. Realicen más de 3 actividades simultáneas o posean más de 3 unidades de explotación.
  8. Realizando locaciones, prestaciones de servicios y/o ejecutando obras, se hubieran categorizado como si realizaran venta de cosas muebles.
  9. Sus operaciones no se encuentren respaldadas por las respectivas facturas o documentos equivalentes correspondientes a las compras, locaciones o prestaciones aplicadas a la actividad, o a sus ventas, locaciones, prestaciones de servicios y/o ejecución de obras.
  10. El importe de las compras más los gastos inherentes al desarrollo de la actividad de que se trate, efectuados durante los últimos 12 meses, totalicen una suma igual o superior al 80% en el caso de venta de bienes o al 40% cuando se trate de locaciones, prestaciones de servicios y/o ejecución de obras, de los ingresos brutos máximos fijados para la Categoría H o, en su caso, en la categoría K, hoy $ 7.996.484,12 y $ 11.379.612,01, respectivamente.
  11. Resulte incluido en el Registro Público de Empleadores con Sanciones Laborales (REPSAL) desde que adquiera firmeza la sanción aplicada en su condición de reincidente.

Para cerrar, el tributarista remarca que, dado que los parámetros de alquileres devengados y precio máximo unitario de venta no se vienen actualizando en línea con las escalas, "por el sólo efecto de la inflación muchos monotributistas quedaron excluidos o pasaron a categorías más altas de las que correspondería".

Por ende, esta solución supone solo una solución momentánea a un problema que afecta seriamente a los pequeños contribuyentes por la falta de actualización de estos parámetros.

Temas relacionados
Más noticias de AFIP

Las más leídas de Economía y Política

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.