Bolsillo electoral

Ganancias: las claves de la ley promulgada por el Gobierno

Alberto Fernández estampó la firma a la modificación del tributo, que favorecerá a asalariados y jubilados con ingresos mensuales de hasta $ 150.000 brutos. Los cambios que introduce la norma y las deducciones.

El presidente, Alberto Fernández, promulgó la ley que modifica el impuesto a las Ganancias y establece un piso de exención a los asalariados y jubilados con sueldos y haberes mensuales de hasta $ 150.000. 

Según estimaciones del Gobierno, estos cambios favorecerán a 1,267 millones de personas alcanzadas por el tributo que dejarán de estarlo, lo que representa al 90% de los empleados en relación de dependencia. 

No obstante, no los exime de pagar Ganancias este año, que se abona sobre las ganancias de 2020, sino que se paga a mediados de 2022, aunque sí se les devolverá lo descontado por sus empleadores entre enero y marzo, lo que puede inyectar cerca de $ 15.000 millones a la economía.

Como estos montos todavía no habían ingresado al Fisco, el denominado costo fiscal de la ley, cercano en total a los $ 48.000 millones, no afectará las cuentas públicas de este año, sino a las de 2022. Solamente se verá un leve impacto en el pago de anticipos en el tramo final del año.

Por otro lado, este piso de $ 150.000 no es un nuevo mínimo no imponible, por lo que los sueldos más bajos que sigan alcanzados por el impuesto pagarán sobre el mínimo no imponible que estaba vigente. Para aliviar el salto, la ley da al Ejecutivo, a través de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), la facultad de establecer una escala gradual hasta los sueldos de $ 173.000 brutos.

Cómo queda el impuesto anual, según escalas de sueldos netos y brutos. Fuente: Sasovsky & Asociados.

Deducciones

Además, la norma excluye al aguinaldo de la determinación del impuesto y añade otros alicientes entre las deducciones.

  • Quita el límite de edad para la deducción de hijos con discapacidad.
  • Introduce la figura de concubino dentro de las cargas de familia.
  • Exime las horas extras y guardias de personal de salud y recolección de residuos (sin tope).
  • Exime suplementos particulares para personal militar (sin tope). 
  • Exime bonos por productividad y fallos de caja (hasta $ 67.071,36 anuales).
  • Permite deducir los gastos de guardería (sin tope).
  • Permite deducir gastos por compra de herramientas educativas para los hijos (sin tope).
  • Permite deducir gastos en cursos de capacitación (hasta $ 67.071,36 anuales).
  • Permite deducir gastos por movilidad y viáticos, estipulados en convenios colectivos (hasta $ 67.071,36 anuales).

Alberto Fernández promulgó la ley que modifica el impuesto a las Ganancias.

Compensación de ingresos

Ante la pérdida de ingresos que significa esta modificación, el oficialismo impulsó en paralelo un proyecto que eleva las alícuotas de Ganancias a las empresas, también a partir de este ciclo fiscal. 

Puntualmente, las que ganen más de $ 20 millones este año pagarán una alícuota de 35%, las que declaren entre $ 5 millones y $ 20 millones abonarán una de 30% y el resto, una de 25%

Es decir, todas las que ganen menos de $ 20 millones pagarán una alícuota igual o menor a la que les correspondió el año pasado, que fue de 30%, pero solamente las que ganen menos de $ 5 millones afrontarán una carga igual a la que está actualmente vigente según la reforma tributaria de 2017, de 25%.

Además, mantiene una alícuota de 7% para la distribución de dividendos, por lo que la tasa marginal máxima, en caso de que se reparta la totalidad de las utilidades, podría llegar al 39,55%, según estimaciones de los analistas.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios