Aromas que revitalizan

Los 6 rincones más lindos para tomar café entre plantas, plantines y flores

La calidez de los granos recién tostados y los aromas emanados de los plantines ¡Brota todo junto! Una tendencia verde que copa los cafés de Capital y alrededores. Se sabe: las plantan brindan cobijo/Desde Olivos hasta Belgrano R. ¿Qué probar y cómo es la onda de cada local?

Dicen por ahí (o mejor dicho, lo dice nada más ni nada menos que la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura), que las plantas "brindan cobijo". ¿Qué casualidad no? A través de una taza de café, se puede generar exactamente la misma sensación. Ahora, la pregunta es: ¿Qué pasa si se combinan, en sitios específicos de Buenos Aires, la calidez de los granos recién tostados y los aromas emanados de los plantines? ¡Brota todo junto! 

La percepción de que está en un lugar hecho a medida para cada persona, junto a una compañía alegre y firme (con esto, admito que desconozco incluso yo si con "compañía" me refiero a una persona en especial, a un rico latte o incluso a un amigo silvestre...). En fin; de una u otra manera, se trata de una fusión de aromas y presencias que nos revitaliza. ¡Si querés experimentar una genuina absorción de energía durante la primavera, te recomendamos seguir nuestra guía de spots y cafeterías botánicas embebidas de naturaleza!

1) Herbario café: un pacífico espacio cafetero para respirar oxígeno puro / J.B. Alberdi 905 - Olivos.

"Herbario café" es un auténtico proyecto dentro de un proyecto, y un sueño hecho verdad: se trata de la extensión cafetera de un emprendimiento dedicado desde hace una década a la producción de objetos botánicos ( @herbarioherbario) y, desde hace ya un lustro, al diseño de paisajes.

El café no vino sino a complementar el deseo de seguir promoviendo "los beneficios que nos trae vincularnos a las plantas y la naturaleza", y a "consumirlos en sus formas más variadas", cuenta a Maleva Florencia Carella, una de las mentes que riega día a día el corazón de Herbario. Podrá ir aumentando sus aristas y campos de acción, pero lo cierto es que en Herbario Café la filosofía permanece invariable, y se luce hasta en la paleta de colores que domina su morada a metros de la plaza Vicente López y Planes. Puedo asegurar que la misma, transmite la paz y la tranquilidad propias de un ambiente repleto de verde (y que se complementa con la linda escenografía de este pedacito histórico, manso y "poético" - como lo llamó Flor - del corazón de Olivos). Es genuinamente un espacio idóneo para que cada persona se reencuentre consigo misma.

La gama de matices verdosos que permea la deco de este spot botánico, por otro lado, aplica también a cada elaboración culinaria producida en Herbario café. La misión que inspira el menú, es fomentar el acceso y el consumo conscientes de los alimentos. Por esta razón, en este sitio se preparan clásicos pasteleros como carrot cakes llenos de pétalos de flores y chipás rellenos con productos estacionales como hierbas frescas, portobellos y naranjas asadas. Lo mejor, es que la cocina de Herbario café suele prestarse como marco de pop-ups junto a manos gastronómicas especialistas, que ven la gastronomía de la misma forma en que se la concibe aquí. Eso es bueno: significa que tendremos garantizada por un largo rato una fuente de buena energía verde que se retroalimenta constantemente.

"Se pueden comer clásicos pasteleros como carrot cakes llenos de pétalos de flores y chipás llenos de hierbas frescas, portobellos y naranjas asadas." 

2) Café Urbano Green: aroma a café y bocados muy sanos (veganos y sin t.a.c.c) / Ecoparque de la Ciudad (ex Zoológico porteño).

¡La Avenida Las Heras y Sarmiento está que no cesa de florecer! Aún así, el pimpollo que asoma tiene forma de trailer, se halla montado sobre ruedas, emana aroma a café y se llama Café Urbano Green. ¿Lo tenés de algún lado?

Este es un proyecto que brotó a raíz de Café Urbano, la esquina cafetera y luminosa de Donado y Sucre.

Verónica Ruiz, una de las creadoras de este espacio, nos comentó que junto a su socio se imaginaban un spot cuyo concepto fuese que grupos de familia y amigos puedan encontrarse y disfrutar de un ameno momento a un precio accesible.

La elección del Ecoparque como locación para llevarlo a cabo, resultó todo un acierto: por su carácter didáctico y distinto en medio del bullicio, en la actualidad se presta para dar un lindo paseo con compañía con un paisaje agreste y renovado.

Aunque en Café Urbano Green no venden plantines específicamente, es innegable su encanto y su ápice botánico: Verónica agrega a su testimonio que, mediante las redes sociales, su misión es también concientizar por temas ligados a la conservación de especies... Además, toda esa magia verde que comienza en la virtualidad, se sigue en la dimensión real, pues lo especial del foodtruck es que una persona va caminando por los senderos del predio (el cual per sé resulta todo un oasis palermitano) y, de la nada, aparece esta estación equipada con todo lo necesario para renovar las energías y seguir descubriendo animales y plantas caminando por ahí. Mejor aún, es que su oferta gastronómica se adapta a todos los concurrentes, y siempre procura mantener sus bocados sobre la línea de lo orgánico, sin T.A.C.C., y vegano. Y recordá: en caso de duda al pedir, ¡podés consultarle a cualquier mara del Ecoparque con qué acompañar tu café!

"Su oferta gastrónomica se adapta a todos los concurrentes y siempre procuran tener sus bocados sobre la línea de lo orgánico, sin TACC y vegano" 

3) Estación Verde: la parada técnica para perfumar el alma / Estación Coghlan - Línea Mitre - Coghlan. 

Si las estaciones de trenes tenían la mala fama de ser lugares lúgubres, con Estación Verde se dio por terminada oficialmente tal era.

Grisel y Mariana fusionaron sus saberes en flores y gastronomía para convertirse en las socias y progenitoras de un proyecto que le alegra la vista

y el paso acelerado a cada una de las personas que transitan por la Estación Coghlan. Su anhelo al crear este punto tan atractivo, era que todas ellas pudiesen "experimentar el entorno natural y llevarse un pedacito a casa". Este puesto de café, tiene una colorida frescura y esa esencia se percibe en su estética y en su concepto. Aún más, nos confiesan desde Estación Verde que su objetivo es ir aggiornando la oferta floral para que vaya siempre a tono con la estación. ¡Qué gentil caricia!

Como bien sabrás, la manzana no cae lejos del árbol, y toda elaboración que se produce en este simpático puesto, aspira a ser siempre eco-friendly. No sólo elaboran opciones conscientes para personas veganas, vegetarianas y aptas incluso para celíacas (chequeate sus budines y el especial de yogurt con granola y jarabe de hibisco y sus croissants), sino que además procuran que sus residuos lleguen bajo la forma de compost a una huerta cercana para ser convertido en tierra fértil. La cocina de Estación Verde quizás venga en dimensión petit, pero nada detiene su empeño en hacer de la vida rutinaria de cada transeúnte, un viaje lleno de encanto y vivacidad. 

"No solo elaboran opciones veganas, vegetarianas o apto celíacas sino que procuran que los residuos lleguen bajo la forma de compost a la huerta cercana".

4) Limonero: un bello cofre con todo tipo de joyas / Zapiola 2011 - Belgrano R.

Llegar a Limonero es como toparse con un puesto de la Portobello Road en pleno Nothing Hill. La elección de su escenografía y la decoración no es casual: Claudia Morales, quien dio a luz a este cálido rincón, residió en la capital mundial de habla inglesa durante 15 años, y dotó a su café boutique con toda la impronta del sitio. No estarán Hugh Grant y su majestuoso acento anglosajón en este spot (¡te pido perdón por eso!) pero, aún así, ¡hay muchas sorpresas mejores! Una de ellas, es la amplia variedad de productos disponibles en este concept store y café botánico. Aquí, "los limones" emergen bajo la forma de piezas de cerámica, papelería premium, velas, esencias florales y las infaltables plantas, flores frescas y secas que son el souvenir - souvenir de una linda vuelta por Limonero.

Este sitio nació en el verano del 2020, y desde sus entrañas nos lo describen como "ecléctico", "chic" y "florido". Lo anterior se traslada a su forma de presentar la dimensión culinaria, pues todo lo elaborado aquí tiene un aire fresco: desde sus clásicos de deli (quiche lorraines, wraps, sándwiches, ensaladas y más verdes) hasta sus especiales bebibles frutales. Sus cafés y especiales dulces, le dan el toque acogedor (¡por si no estaba aún acentuado con toda la deco!). En suma, todo hace que la esencia primaveral germine por doquier. ¿Querés terminar la vigorizante vuelta por la clásica Plaza Castelli en un recoveco en composé? ¡Es por acá! 

"Sus cafés y especiales dulces le dan un toque acogedor"

5) Blu Café: flores y café al pie de las barrancas / Juan Bautista de LaSalle 441 - Bajo de San Isidro.

Este spot del Bajo de San Isidro, es una viva mélange de aromas, sabores y texturas. En alguna oportunidad, desde MALEVA te comentamos sobre el gran espíritu familiar que hace a la esencia de Blu día tras día. Ahora, te proponemos un recorrido por su propuesta repleta de herencias gourmet internacionales y por supuesto, ¡mucha naturaleza! Toda la magia energizante, comienza justo en la entrada de Blu, en donde se encuentran disponibles los ramos de flores engamados visual y olfativamente por los especialistas de Regiacasa; siempre fieles al estilo imperante en su atelier botánico salido de cuento de hadas. Asimismo y dato no menor, es que el compromiso verde de Blu se ve reflejado en su invitación a que sus concurrentes asistan con su propia taza en pos de reducir el impacto ambiental.

Y con el colorido telón de Regiacasa de fondo, podés también sacarle una foto a tu rico café de especialidad (en su variantes fría o caliente). Uno de los clásicos de la casa ideal para la temporada primavera - verano, es el "Blu Shake": un batido de bochas de café helado artesanal, delicadamente decorado con chocolate. Como adelantamos, el "tema comestible" para acompañar, viene recargado de una intensa genética mundial. Por un lado, en el mostrador de Blu hay disponibles piezas pasteleras reversionadas, como rolls de frambuesa o croissants rellenas de crema pastelera de naranja, bañadas en chocolate blanco y con un toque final de praliné de almendras. Por otra parte, aquí podés conseguir, en ocasiones especiales, las delicias con acento italiano de Vespress. No me hago de lo mucho que te pueden llegar a gustar las brioches de crema de pistacho y bañadas en chocolate blanco.... Blu Café, definitivamente un lugar re-lleno de sorpresas.

"El tema comestible para acompañar viene recargado de una intensa genética mundial"

6) Dalone Rock: una locación con fragancias potentes en medio de San Fernando / Av. Pres. Tte. Gral. Juan Domingo Perón 3491 - Victoria. 

Y en los confines de la llamada "capital náutica" del país, se apagan las luces y comienza un show llamado "Dalone Rock". Este rincón es, ante todo, un deli y recoveco pastelero en zona norte cargado de buenas vibras. Así es como aquí reciben a su gente y preparan sus especialidades dulces (como la "Marshmallow Burger, la "hamburguesa dulce" hecha a base de galletas de chocolate bien húmedas, dulce de leche, galletas Oreo, crema de avellanas, chocolate blanco y el infaltable merengue esponjoso), y saladas (mejor, consultá al Equipo Dalone por sus especiales - o bombas fritas - del día, ¡y confirmá que la rompen!). Una persona asiste a Dalone y sabe que, a su salida, se va a llevar "algo más" que unas sabrosas calorías: el mensaje de que siempre se le puede agregar una pizca de diversión a lo que se hace en el día a día. 

Sin embargo, la magia de Dalone Rock no sucede sólo mediante su oferta gastronómica. Flor (o "Flowi", como cariñosamente la apodan) y su mamá Ale Dalone, dos almas emprendedoras de pura cepa, trasladan su vocación de servicio y pasión por la gastronomía a la "dimensión verde". Por un lado, luego de instruirse en botánica, iniciaron un proyecto de huerta en donde se planta aquello que luego es implementado para cocinar. Un hecho aún más emocionante, es que dieron rienda suelta a "Tatín"; una florería estacionada en la puerta de Dalone. Lo de "estacionada", es literal: se montó sobre un vehículo antiguo del abuelo de Flowi, a quien llamaban con ese nombre. Cuando uno ve toda la puesta en escena de Dalone, puede percibir de lleno cómo su misión de cada día es perfumarlo todo con alegría o, como le gustaría decir a Flowi, con "porn" y "rock".

Me atrevo a agregar un comentario a modo de "apostilla" para la apariencia de la florería "móvil" Tatín: debe de ser de las camionetas más llenas de vida, coloridas e instagrameables del condado. 

Tags relacionados

Compartí tus comentarios