Seminario Pymes

Tres casos de éxito de pymes exportadoras: cómo lo hicieron y qué lograron

"Te Como a Besos", una empresa familiar de indumentaria para niños, "Trufas del Nuevo Mundo", una PyMe que produce y exporta el hongo conocido como "diamante de la cocina" y "PerfilesDeAluminio.net", dónde fabrican perfiles de todo tipo, contaron su experiencia.

Organizado por El Cronista Eventos Corporativos, comenzó la edición número 14 del evento PyMes BA: "La resiliencia de las PyMes frente al escenario pandémico", dónde una variedad de individuos relacionados al mundo de las pequeñas y medianas empresas disertan sobre la situación actual de estas y el futuro.

De esta forma, con el foco puesto en la recuperación económica ante la pandemia del COVID-19, se trataron cuestiones clave para las PyMe de todo el país: desde la innovación tecnológica hasta la posibilidad de exportar y la colaboración con grandes empresas, ¿Qué se planteó en los distintos paneles?

EL ROL DE LA INNOVACIÓN Y LA RESILIENCIA

Con Florencia Pulla, editora general de Revistas, Suplementos, One Shots y Audiencias de El Cronista, como moderadora, invitados de todo tipo debatieron sobre la implementación de nuevas tecnologías en los negocios y su rol indispensable.

En este marco, Marina Hasson, directora de Socios, Clientes Corporativos y PyMes en Microsoft Argentina, comenzó el panel asegurando que innovar en las PyMes no sólo es posible, sino también necesario ya que, en momentos de crisis como el actual, la innovación tecnológica en empresas trae muchos beneficios.

"Aquellas empresas con mayor madurez tecnológica se ven menos impactadas en momentos de crisis y se recuperan de forma más veloz" establece Hasson, y agrega: "Según estudios realizados en PyMes en pandemia, el 79 % de las empresas tuvo que invertir en tecnología, lo que resultó en un beneficio claro". Por otro lado, también aseguró que "el 66 % contempla seguir profundizando esa inversión para mejorar el impacto".

Por otro lado, se resaltó la capacidad de adaptación de las empresas argentinas, una cuestión transversal a todo el evento. Tal como establece Rubén Geneyro, presidente del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI), "las empresas argentinas tienen una gran capacidad de readaptarse a contextos, lo que hizo la pandemia en algunos casos fue acelerar los procesos".

Este punto de visto lo compartió también Rubén Guttelsohn, gerente Comercial Pymes de Movistar Empresas Argentina, quien tras coincidir con el presidente del INTI,  agregó que esta "aceleración de procesos" se observó particularmente en dos aspectos: el home office, ya que las PyMes comenzaron a pedir mayor conectividad y se enfocaron en llevar sus servicios a la nube, y el comercio digital, un ámbito para el cuál muchas empresas no estaban preparadas pero lograron adaptarse creando nuevas estrategias digitales.

En cuanto a las plataformas digitales, Macarena Ruiz, gerente de pequeñas y medianas empresas para Sudamérica y Región Andina en Facebook, asegura que "las plataformas digitales fueron una infraestructura clave para que las pymes puedan navegar las crisis". Sin embargo, según Ruiz, los cambios no surgen sólo de las empresas sino también de los consumidores, quienes exigen mayor digitalización.

Esta cuestión la resaltó también Hasson, quién afirmó que es clave "entender lo que la tecnología puede generar y entender cómo puede impactar en el negocio" ya que "la innovación tecnológica es un camino sostenido" que resulta cada vez más necesario para poder competir en el mercado.

En cuanto a los costos, hoy son más bajos que nunca, tal como explica Guttelsohn: "Los costos de la tecnología, si comparamos como eran hace 5 años atrás, bajaron drásticamente, hoy hay posibilidades para que una PyMe con muy poca inversión pueda hacer mucho".

Y agrega: "La tecnología viene a igualar las condiciones de competencia y nos permite competir ya sea en el ámbito interno o internacional".

Para concluir el panel, tanto Geneyro como Hasson resaltaron la importancia de ver la diversidad del contexto PyMe en el país: "Hay un desafío para todos, estado y empresas, de tener en claro cuál es el escenario y, a partir de ahí, invertir en tecnología y plantear proyectos específicos", establece el presidente del INTI.

PYMES EN EL MUNDO: EXPORTAR EL PRODUCTO

El siguiente panel, conducido nuevamente por Florencia Pulla en conversación con fundadoras o co-fundadoras de varios proyectos, resaltó tres casos interesantes de PyMes que lograron exportar sus productos a otros países: "Te Como a Besos", una empresa familiar de indumentaria para niños, "Trufas del Nuevo Mundo", una PyMe que produce y exporta el hongo conocido como "diamante de la cocina" u "oro negro" por lo dificultoso de su proceso de producción, y "PerfilesDe Aluminio.net", dónde fabrican perfiles de todo tipo para muebles, maquinaria, obras, entre otras cosas.

De esta forma, se resaltó la importancia del aspecto diferencial de los distintos productos de estas empresas que les permite exportar, a lo que Luciana González Cid, co- fundadora de "Te como a besos", aseguró: "En principio, el diseño argentino es muy buscado en todo el mundo, también trabajamos con algodón pima y orgánico y buscamos los mejores talleres para denim, trajes de baño, etc. Esto hace que nos busquen en otros países, nuestra calidad".

Respecto a la misma cuestión, tanto Gladys Rodríguez, socia fundadora de "Trufas del Nuevo Mundo" como Florencia Allevatto, fundadora de "PerfilesDe Aluminio.net.", resaltaron la importancia de generar un producto de calidad.

"Tenemos una calidad muy competitiva con el mercado internacional, aporta mucho el diseño argentino, hay mucha creatividad e innovación", afirmó Allevatto, quien también hizo hincapié, sin embargo, en la importancia de la producción nacional.

Por su parte, Rodríguez agregó: "Tenemos el apoyo del INTI, donde estamos haciendo mucha investigación y desarrollo, ellos nos acompañan para mostrar la calidad de las trufas argentinas, que son tan competitivas como las europeas - asegura - Lo más importante en principio fue poder diferenciarnos y mostrar que tenemos un producto de calidad, competitivo, con investigación detrás".

En cuanto a los problemas más grandes que enfrentan las empresas a la hora de exportar, no se trata realmente de la logística, sino de la presión impositiva y el contexto económico: Allevatto explica que poner el precio final sobre el producto es complicado ya que se suman muchos costos aduaneros, mientras que González Cid se preocupa porque le resulta imposible mantener los precios de una temporada a la otra debido a la inflación. Por su parte, desde Trufas del Nuevo Mundo deben competir con productores chilenos y australianos que tienen la posibilidad de ingresar sus productos en el exterior con tasa cero, mientras que ellos aquí deben pagar un 6,4 % del cual se hacen cargo ellos mismos.

Sin embargo, ante estos impedimentos, las empresarias y emprendedoras no dejan de resaltar "la cintura" argentina: "El emprendedor tiene un espíritu que siempre busca ir más allá, ser innovador, tener ideas disruptivas, estar a la vanguardia y crear cosas nuevas", asegura Allevatto, a lo que González Cid añade que "el entorno vuelve creativos a los argentinos, aquí hay una cintura que no se tiene en casi ningún lugar del mundo para reinventarse y buscar nuevas oportunidades de negocio".

UNIPYME: LAS PYMES EN EL CENTRO DE LA REACTIVACIÓN ECONÓMICA

Finalmente, el panel dirigido por Pablo Ortega trató de un caso particular: UniPyMe, el programa de Unilever para apoyar a PyMes y emprendedores mediante capacitaciones, asesoramiento y diferentes medidas de apoyo.

De esta forma, formaron parte del panel Laura Barnator, gerenta general de Unilever Argentina y Uruguay, Matías Andrade, fundador de UniPyME y Gustavo de Freitas, fundador del Grupo Advance.

UniPyMe nació durante la pandemia cuando desde Unilever se decidió juntar a una variedad de iniciativas aisladas que ya se estaban realizando por parte de la empresa. "El 93 % de los productos que se venden de Unilever en el país se hacen en el país, por eso para nosotros es importante brindar capacitación, conocimiento y formas de financiar para hacer más eficiente la cadena de producción", plantea Laura Barnator.

El programa trabaja con aproximadamente 2000 PyMes y durante el 2020 se realizaron 14 capacitaciones en las que participaron 1000 de ellas, un número que esperan doblar para este año. "Parte de la responsabilidad de empresas como la nuestra es poder ofrecer a la comunidad todo nuestro conocimiento y hacer que todo el entramado productivo del país sea mejor", agrega la gerenta.

Luego, resaltó la importancia de la retroalimentación entre las PyMes y las grandes empresas y cómo se trabaja en pos de mejorar la cadena productiva a través del desarrollo de estrategias sociales y de cuidado del medio ambiente.

Matías Andrade, fundador de la iniciativa, enfatizó que la financiación no el único problema de las Pequeñas y Medianas empresas, sino que existen una variedad de aristas dónde es necesario reforzar el trabajo: "El tema financiero no es el único, hay un montón de puntos para ayudar como la logística, la cultura organizacional, la parte digital, etc."

"Estos puntos son fundamentales para las PyMes y es nuestra responsabilidad como compañía dar a conocer las herramientas existentes", agregó.

Finalmente, como un ejemplo de éxito del programa Unipyme, el fundador del Grupo Advance, Gustavo de Freitas, ofreció su perspectiva: "Es necesario no dar por hecho ciertas cosas, no es que si no tengo una herramienta financiera todo lo demás no me sirve, no es así, es importante aprovechar esto y apoyar el proyecto, creyendo que la economía tiene que ser diferente".

Luego, agregó que el proyecto Unipyme "apunta directamente a la cadena de sostenibilidad" ya que trabaja sobre la cadena de valor, "en el sentido de que todas las empresas participen" en un ida y vuelta de experiencias, ayuda y conocimiento. "No son solamente responsables los políticos y el estado sino también los privados somos responsables, como también somos responsables como consumidores", aseguró.

Para concluir, se refirió a la categorización de su empresa como Clase B, es decir con triple impacto: en lo económico, en lo social y en lo ambiental. Destacó Freitas el apoyo de Advance a una variedad de comunidades como la Qom o la trans, su trabajo con individuos que buscaban trabajo luego de salir de prisión o el impacto ambiental de proyecto sustentables.

"No es beneficencia, es lo que nos corresponde, la sostenibilidad y la inclusión son muy positivas y a parte aportan al costo financiero", concluyó.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios