Salud

Los trucos reales de los "genios del sueño" para dormir y descansar: no fallan

Acostumbrarse a dormir bien es fundamental para llevar un estilo de vida saludable: estos son los consejos de los expertos para lograrlo

En esta noticia

Acostumbrar al cuerpo a mantener hábitos de sueño saludables es fundamental para cuidar tu salud y tu estado de ánimo. Sin embargo, es cierto que el momento antes de dormir es el único que tenemos para desconectar de la rutina, por ello es vital encontrar un balance.

Los expertos en sueño del instituto de investigación estadounidense National Sleep Foundation indicaron que en adultos, lo recomendable es dormir entre 7 y 9 horas por día. Sin embargo, son muy pocos casos donde esto se cumple realmente.

Por qué es tan importante dormir

Las horas de sueño son las que le permiten a  tu cuerpo y a tu cerebro recuperarse de todos los desafíos enfrentados durante el día. Si no se duerme lo necesario, a tu cuerpo se le dificulta desempeñar sus funciones básicas, por lo que puede que te cueste concentrarte o mantenerte alerta.

La  Dra. Maiken Nedergaard, quién se dedica a estudiar el sueño en la Universidad de Rochester explica que "cuando dormimos, el cerebro cambia de función por completo, se vuelve casi como un riñón ya que elimina los desechos del sistema".

Mantener un buen esquema de sueño no sólo te permitirá pensar con más claridad y desempeñarte mejor en tus tareas sino que además disminuirá tus niveles de estrés y mejorará tu estado de ánimo, manteniéndote saludable.

Las pantallas son las principales enemigas de tu sueño. Fuente: Pexels.

La ciencia descubre finalmente qué es la felicidad

¿Es posible viajar en el tiempo? La ecuación que podría cambiar la historia

5 consejos para dormir y descansar

Analistas de sueño de todas partes del mundo, coinciden en que hay cinco cuestiones claves para fomentar una buena rutina de sueño:

  1. Evita el café y las bebidas alcohólicas antes de acostarte: esto es porque la cafeína puede mantener tu cerebro trabajando durante horas y el alcohol altera tus patrones de sueño, por lo que hará más factible que te despiertes a la noche.
  2. No hagas ejercicio 3 horas antes de dormir: la actividad física elevará tus niveles de adrenalina y tu temperatura corporal, por lo que conciliar el sueño no será una tarea sencilla.
  3. Mantén una dieta liviana por la noche: ingerir alimentos pesados antes de acostarte te causará molestias y dificultará tu digestión. Lo mejor es optar por alternativas ligeras y bajas en grasas.
  4. Ambienta tu entorno para que te resulte favorable: que tu dormitorio sea un lugar tranquilo y oscuro es esencial para conciliar un sueño profundo. Asegúrate, además, de que la temperatura sea la correcta para evitar levantarte a media noche con sensación de calor o de frío.
  5. Evita la exposición a pantallas: este consejo puede ser el más difícil de seguir pero realmente es fundamental. Los dispositivos electrónicos son fuente de luz azul, que interfiere con la producción de melatonina, la hormona del sueño. Puedes optar por leer un libro antes de dormir o escuchar un podcast con meditación guiada.

Finalmente, un consejo de los expertos a tener en cuenta es mantener el mismo horario de sueño durante toda la semana, esto contribuirá a que tu cerebro detecte cuando estas por irte a dormir y comience a segregar melatonina.