Alerta

Todos usamos esta aplicación pero ahora la investigan por causar "serios daños" a los usuarios

Si Estados Unidos determina que la empresa dueña de ChatGPT violó las leyes de protección al consumidor, pueden haber fuertes cambios para la aplicación.

A sólo 2 meses de su lanzamiento, el chatbot de OpenAI ChatGPT consiguió un récord de 100 millones de descargas en 2 meses. Al día de hoy, se consagra como la herramienta de Inteligencia Artificial (IA) generativa más popular del mundo; capaz de responder a cualquier consulta y entablar una conversación fluida con los usuarios. 

Pero lejos de ser una tecnología perfecta, el modelo de lenguaje basado en IA evidenció ciertas fallas; algunas de ellas, muy comprometedoras. Un caso ejemplar fue cuando la empresa fabricante reveló un error que le permitía a los usuarios ver información sobre otros chats y datos relacionados con el pago de otros internautas. 

En este contexto, La Comisión Federal de Comercio (FTC, en inglés) abrió una investigación sobre OpenAI, para determinar si su chatbot infringió las leyes de protección al consumidor al poner en riesgo la reputación y los datos personales de los usuarios. 

ChatGPT: por qué Estados Unidos investiga a OpenAI

Investigan a OpenAI y su chatbot basado en Inteligencia Artificial. 

Según informó este jueves el portal The Washington Post, la comisión envió una demanda de investigación civil de 20 páginas a la startup liderada por Sam Altman. 

La carta plantea varios interrogantes para OpenAI, como sus prácticas para entrenar los modelos de IA y su gestión de la información personal de los usuarios. Además, la FTC solicitó una descripción detallada de todas las quejas que haya recibido la empresa de sus productos que contuvieran declaraciones "falsas, engañosas, despectivas o dañinas".

Por otro lado, la agencia de protección al consumidor también está analizando si OpenAI participó de prácticas maliciosas que concluyeron en un "daño a la reputación" de los consumidores. 

Esque en un caso de uso de ChatGPT, el sistema acusó a un abogado (que realmente existía) de haber intentado tocar a un estudiante en un viaje escolar, citando un artículo que habría aparecido en The Washington Post.

No obstante, tal artículo no existía, el viaje nunca ocurrió y el abogado confirmó que nunca fue acusado de acosar a un estudiante.

 Si la FTC determina que OpenAI violó las leyes de protección al consumidor, el resultado puede ser una multa o someter a la empresa a un decreto de consentimiento, que controlaría cómo la firma maneja los datos.

Temas relacionados
Más noticias de ChatGPT

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.