FINANZAS PERSONALES

Tarjetas: actualizan límites de compra en forma segmentada, pero no para Ahora 12

Bancos suben límites para poder comprar en un pago, pero se muestran reacios a hacerlo en cuotas, por lo que muchos que quieren usar el Ahora 12 y 18 ya no tienen más cupo en su plástico

"No tiene más cupo". Cada vez son más las personas que se encuentran con esta respuesta a la hora de pagar algún electrodoméstico en las cadenas de retail.

La dinámica se repite cuando el titular de una tarjeta de crédito ya usó gran parte de su cupo para comprar en cuotas. Pero no necesariamente se debe a un exceso en sus gastos, sino que en muchos casos responde a la falta de actualización de los límites por parte de los bancos, en momentos en los que la inflación deteriora cada vez más el poder adquisitivo de esos topes.

El tema es que a las entidades no siempre les conviene ampliarlo, ya que una buena proporción de los pagos se realiza a través de los programas Ahora 12 y Ahora 18. Entonces, solo se lo actualizan a aquellos clientes VIP que se lo demandan.

Aumento segmentado

En uno de los grandes bancos comentaron que actualizaron un 45% los límites de compra, pero la mayoría de las entidades lo hace sólo para las operaciones en un pago.

Con una inflación interanual en torno al 50%, si no se actualizan los límites de compra, el cliente cada vez tiene un menor poder adquisitivo con su plástico

Lo cierto es que, con una inflación interanual en torno al 50%, si no se actualizan los límites de compra, el cliente cada vez tiene un menor poder adquisitivo con su plástico. 

Los bancos caminan con cautela, con pies de plomo, ante el temor de que se dispare la mora. Por ello es que prefieren ser muy cautos a la hora de prestar plata. Y actualizar los límites es dar más crédito. Eso explica por qué se muestran reacios a ampliarlos, con excepción de aquellos clientes que no tengan ninguna mancha en el sistema financiero. Es decir, aquellos no se hayan atrasado ni siquiera un día en el pago de nada. Menos que menos en pagar la tarjeta, desde ya. 

"Nosotros, cuando lo hacemos, actualizamos tanto el límite de compra en un pago, como el límite de compra financiado, porque muchas entidades no lo están haciendo, para no dar financiación con los programas Ahora 12 y 18", confiesan en una entidad. 

En otra cuentan que aumentaron los límites sólo a los clientes que calificaron crediticiamente: fueron apenas el 25% de la cartera.

Radiografía bancaria

Lo primero que se fijan es que no figure como deudor en Nosis ni en ninguna de las centrales de riesgo. Lo segundo es su comportamiento en el sistema financiero: ver si se atrasó en pagar alguna cuota de algún servicio o la tarjeta. También revisan que siga teniendo un empleo en relación de dependencia, con ingresos considerados más estables o previsibles que los de un monotributista.

Lo primero que se fijan es que no figure como deudor en Nosis ni en ninguna de las centrales de riesgo. Lo segundo es su comportamiento en el sistema financiera: ver si se atrasó en pagar algo

Y por último, que vaya a pedir que le suban el límite. Muchos bancos no lo hacen en forma automática, como sí lo hacían en otros tiempos menos turbulentos.

A reclamar

Por lo tanto, es el cliente quien debe ponerse en contacto con su banco para pedir que le actualicen el límite para gastar con tarjeta. A partir de ahí, la entidad realiza una revisión de su conducta crediticia para analizar si se lo puede actualizar por inflación. 

Es ahí donde el cliente debe reclamar que le actualicen el límite para poder comprar en cuotas, no sólo en un pago, de modo de poder utilizar los planes Ahora 12 y 18.

"Se ve cada caso puntual, siempre cuando no haya tenido situaciones de antecedentes en el sistema financiero. Hoy todo está sujeto a revisión crediticia", confiesan los banqueros

"Dependiendo el rubro de la empresa y la industria donde trabaja la persona, se ve cada caso puntual, siempre cuando no haya tenido situaciones de antecedentes en el sistema financiero. Pero es todo uno a uno. A excepción de una empresa que esté en un sector que ande bien, se le puede actualizar a todo su plantel sueldo, pero antes se revisa caso por caso de que el cliente no haya tenido una situación desfavorable en el sistema. Hoy todo está sujeto a revisión crediticia", confiesa el ejecutivo de un banco.

"Es parte de un proceso de revisión que hace el banco dos veces al año. Hay clientes que acreditan haberes, con inversiones, que fueron promovidos", ejemplifican en una entidad.

"Dos veces por año evaluamos el comportamiento de nuestra cartera y actualizamos sus límites en base a sus necesidades, al perfil de sus consumos, a los márgenes de financiación, regularidad en los pagos y evolución de los ingresos de los tarjetahabientes", advierten en otra de las entidades consultadas.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios