EMISIÓN MONETARIA

Con una maniobra, el Gobierno se compró margen para cumplir una meta del acuerdo con el FMI

El Tesoro canceló Adelantos Transitorios por $ 322.400 millones, casi un 85% de los $ 380.500 millones que le había girado el BCRA desde que comenzó el año.

La meta monetaria se había complicado. Pero una maniobra contable que realizó el Gobierno en los últimos días, y que se conoció este viernes, le permitirá al Ejecutivo cumplir con el target de financiamiento monetario del déficit del segundo trimestre, considerado como el más accesible del programa con el FMI.

El último Adelanto Transitorio que había efectuado el Gobierno, a mediados de mayo, había encendido las luces de alarma. Es que con ese envío, el financiamiento del BCRA al Tesoro ascendía a $ 380.500 millones, por lo que el margen para emitir durante junio se había acotado a apenas $ 57.500 millones. En caso de superar ese monto, el Gobierno incumpliría la meta del segundo trimestre que había acordado con el organismo internacional, fijada en $ 438.000 millones.

Sin embargo, ahora esa incertidumbre respecto al cumplimiento de la meta monetaria se despeja, aunque eso no implica que las señales de alarma desaparezcan. Es que este viernes se supo que el stock de Adelantos Transitorios del Central al Tesoro bajó en $ 322.400 millones en la última semana de mayo. ¿Cómo lo hizo? Recurriendo a los dólares del FMI.

Para realizar la maniobra contable que le permitió cancelar parte de esa deuda, el Tesoro utilizó parte de los depósitos que tenía en el BCRA como consecuencia del giro de Derechos Especiales de Giro que el FMI hizo en marzo.

"Con este movimiento contable, el Tesoro se asegura cumplir con la meta de financiamiento monetario", marcó un informe de 1816. Dicho cumplimiento, agregó la consultora, estaba en riesgo por el bajo rollover conseguido por la Secretaría de Finanzas en las licitaciones de abril y mayo.

"El Tesoro vuelve a usar dólares del FMI para ´multiplicar´ la emisión de pesos. Cancela Adelantos Transitorios y se asegura poder emitir más allá de lo que le permite la Carta Orgánica del BCRA y el FMI", explicó Juan Ignacio Paolicchi, economista de Empiria.

A fines de mayo, cuando en el mercado crecía la incertidumbre respecto de si el Gobierno cumpliría la meta monetaria del segundo trimestre y los analistas advertían que el Ministerio de Economía necesitaría mejorar sus ratios de rollover, Paolicchi recordó que "la monetaria podría llegar a cumplirse si el Gobierno vendiera los dólares que le dio el FMI". Pero eso, había agregado, era "algo que suponíamos que iba a ocurrir después".

También así lo había marcado 1816 en un informe, en el que precisaban que el nuevo programa con el FMI implica giros de u$s 4400 millones en exceso de los pagos de capital del Stand By, por lo que "está previsto que Argentina haga uso de esos recursos para financiar el Presupuesto 2022". No obstante, señalaron que "seguramente el plan era usar esos recursos recién hacia fin de año, cuando suelen ser mayores las necesidades del fisco".

Sin embargo, Federico Furiase, director de Anker Latinoamérica aporta otra mirada. "No me sorprende, creo que no debería escandalizar la cancelación de Adelantos Transitorios usando dólares de los DEG. De hecho, más de la mitad del financiamiento monetario del año se consumió en la compra de dólares para cancelar deuda porque el FMI no permite emitir letras intransferibles y eso no es monetariamente expansivo. Es decir no es inflacionario", indica.

Pese a ello, sí marca otro factor de preocupación detrás de esta cancelación. "Lo que sí implica es la verificación del problema de financiamiento que está teniendo el Tesoro hacia adelante. Se está complicando el rollover de la deuda del Tesoro y esta maniobra lo manifiesta", advirtió. 

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.