Real y CCL, hermanos

Brasil ayudó a que suban los bonos y acciones y hasta tranquilizó al dólar

La mejor elección efectuada por Bolsonaro alentó alzas en bonos y acciones. Ayudó además suba de 3% en el S&P. De ganar Lula en ballotage igual no controlará Congreso. El impacto en la Argentina.

La alegría brasileña en lo financiero fue total: las acciones de las principales empresas brasileñas mostraron alzas de hasta 12% y el real se apreció cerca de 4,5% contra el dólar.

La semana pasada el mercado se había preparado para un triunfo de Lula en primera vuelta en las elecciones, pero las encuestadoras, una vez más, fallaron en sus pronósticos.

El pensamiento económico de Lula es bien diferente al del kirchnerismo, dado que en su gestión defendió el orden de las cuentas públicas y la independencia de su banco central.

La escasa diferencia entre Lula Da Silva y Jair Bolsonaro hizo resurgir a los compradores con fuertes apuestas a bonos, acciones y a la moneda brasileña.

El Gobierno oficializó el dólar "tecno" para las empresas de la economía del conocimiento: una por una, las medidas

Menor riesgo

Según Franco Tealdi, asset manager y Magister en Finanzas de Udesa, "el mercado, ayudado por el contexto internacional que hoy paga riesgo descartó con este resultado algún tipo de radicalización hacia la izquierda en el caso que gane Lula, al tener un resultado muchísimo mas polarizado del que se esperaba y con la derecha en Brasil ganando no solo las cámaras de Diputados y Senadores, sino también gobernaciones clave y forzando el ballottage".

Además, resaltó que "esto produjo como resultado que el EWZ (el ETF o fondo de acciones brasileñas que cotiza en Nueva York) se opere con alzas de 10%, los bonos brasileños ganen 2% y el real suba 4,5%".

"Despejado el frente político, se suman sólidos fundamentos por el lado macro: inflación bajando, tasas de interés real positiva, superávit fiscal y un banco central ordenado", concluyó.

Viento de cola

Es cierto que el clima externo, que venía atormentando a los mercados emergentes ayer jugó claramente a favor.

El petróleo tuvo una suba de 5% alentado por datos de la OPEC, la agrupación de países exportadores, anticipando un recorte en su producción. Esto agregó interés por Petrobras, que ayer ganó 12% a 13,81 dólares.

"El contexto internacional que hoy paga riesgo descartó con este resultado algún tipo de radicalización hacia la izquierda en el caso que gane Lula, al tener un resultado muchísimo mas polarizado del que se esperaba y con la derecha en Brasil ganando no solo las cámaras de Diputados y Senadores, sino también gobernaciones clave y forzando el ballottage". (Tealdi)

En la campaña presidencial, Lula venía sosteniendo un discurso contra el reparto de dividendos de la petrolera brasileña, para focalizar sus ganancias en cuidado de medio ambiente y otros destinos.

Ese discurso espantó inversores en esa empresa y ahora, tras el resultado de las elecciones del domingo, volvieron a aparecer.

La clave es que, más allá de que pueda ganar Lula el ballottage de fin de mes, estará muy controlado por un Congreso alineado a la política económica de Bolsonaro.

Dólares son amores

¿Cómo afecta a la Argentina el nuevo rumbo de los mercados en Brasil? En primer lugar, existe una alta correlación entre el real y el "contado con liquidación".

Los gráficos de ambas monedas van de la mano. La tranquilidad cambiaria en el país vecino y en los emergentes permitió que el primer día sin el dólar soja en la Argentina, transcurra incluso con nuevas compras de divisas por parte del BCRA.

Reservas: el BCRA cerró su primer desafío sin el dólar soja para liquidar

Obviamente Brasil no es una vacuna contra los problemas financieros que puedan sobrevenir en nuestro país.

Persisten dudas sobre la capacidad del BCRA de sostener el actual esquema cambiario más allá de diciembre, una época del año en la que crece el rojo fiscal del Tesoro Nacional y escasean los dólares del agro.

Incluso la sequía, que afecta al sector redujo los pronósticos de las liquidaciones que hagan los exportadores de trigo.

Un bono emblemático de Brasil como el que vence en 2030, ayer clausuró a u$s 84,35 con ganancias de casi 2%, aunque en el balance del 2022 muestra un retroceso de 13,4% en línea con las pérdidas que afectan a todos los emergentes.

Distinto es el caso del real: es la moneda más fuerte frente al dólar con un aumento de precio del 3% en el 2022. Lo llamativo es que en ese mismo período el euro pierde 14% y el yen, 20%.

¿Hasta dónde se anima Massa?

Gradualmente el país vecino fue mostrando solidez en su economía de la mano de un banco central independiente y de reformas económicas como las lanzadas por Bolsonaro en su gestión.

Incluso el pensamiento económico de Lula es bien diferente al del kirchnerismo, dado que en su gestión defendió el orden de las cuentas públicas y la independencia de su banco central.

Para tener en cuenta. 

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.