Antesala electoral

Boom de obligaciones negociables: por qué son tan demandadas por el mercado

Creció el apetito de inversores por instrumentos vinculados al dólar. Alejandro Haro, CEO de Comafi Bursátil, asegura que esa demanda tocó un pico antes de la primera vuelta.

En la previa de las elecciones presidenciales, creció la búsqueda de cobertura cambiaria por parte de inversores. En ese contexto, muchas empresas lograron captar financiamiento en el mercado de capitales mediante la emisión de Obligación Negociables. Aunque ofrecen bajas tasas, incluso negativas, uno de los instrumentos más elegidos fueron las ON dólar linked y hard dólar. 

En diálogo con El Cronista, Alejandro Haro, CEO de Comafi Bursátil, asegura que el apetito de los inversores tocó un nivel máximo antes de la primera vuelta de octubre, pero que aún demandan ON de cara al balotaje.

"Vemos muchísima demanda por cobertura", afirmó el especialista. "Antes de la primera ronda, cuando el mercado descontaba quizás la posibilidad de que se definiera el resultado electoral y que pudiera haber un movimiento cambiario drástico en el corto plazo, vimos un nivel de demanda por cobertura dólar linked impresionante que llegó a precios negativos sobre todo en el mercado secundario", aseguró.

Si bien esa demanda cayó levemente tras quedar Sergio Massa en primer lugar y Javier Milei en segundo, continuaron las emisiones primarias de Obligaciones Negociables. "Creemos que a lo largo del año va a seguir habiendo demanda y oportunidades de emisión", agregó Haro.

En los últimos 60 días, Banco Comafi participó activamente en licitaciones primarias corporativas acompañando a empresas de primer nivel como PAE, YPF, Pampa Energía, ALUAR y Volkswagen, entre otras. Caracterizadas por ser exportadoras y tener un buen flujo de caja, son instrumentos de menos riesgo que un bono soberano o sub soberano.

"La mayoría de las emisiones fueron productos dólar linked, es decir, vinculados a la cotización del tipo de cambio oficial. El cepo hace que muchas empresas tienen más caja en pesos que lo que quisieran. En otros momentos hubieran probablemente pagado dividendos, regalías o importaciones. Ese exceso de caja lleva a buscar el instrumento de cobertura", explicó.

Más allá que las emisoras son compañías con excelente calidad crediticia, se ven favorecidas por el cepo y tienen un mercado local cautivo. "Si el capital fuera libre de ser alocado donde cada inversor quisiera, no tendría sentido que una compañía radicada en Argentina pagase menos tasas que una compañía estadounidense, europea o mismo que un bono del Tesoro", afirma Haro. 

"A medida que se vayan levantando las restricciones cambiarias, las tasas de endeudamiento de las compañías argentinas van a tender a lo que son las tasas en el mundo que hoy están bien por encima del 5%", agregó.

ON PYMES

Las empresas grandes no son las únicas que acuden al mercado de capitales. Muchas pymes con volumen exportador y necesidad de financiar capital de trabajo también lo hacen, mediante el aval de una institución financiera. 

El año pasado Comafi acaparó el 25% del market share teniendo en cuenta los montos emitidos de ON de Pymes, ocupando así el segundo lugar en términos de participación. En lo que va de 2023, participó en quince emisiones bajo el régimen simplificado de CNV. "No tenemos los números cerrados con el año completo, pero estimamos que vamos a estar en la primera posición medido por volumen de avales otorgados", revela Haro.

Comafi también lidera el mercado de pagarés avalados. La gran diferencia de estos instrumentos con las ON Pymes es que no se emite en oferta pública, sino que son operaciones que se arman con un emisor y un inversor, que acuerdan el plazo, el monto y la tasa de interés.

Temas relacionados
Más noticias de deuda corporativa

Las más leídas de Finanzas y Mercados

Destacadas de hoy

Cotizaciones

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.