Reelección de intendentes: cuáles son los barones que podrán seguir en el cargo

A partir de la modificación de la ley bonaerense, varios intendentes del conurbano están habilitados a presentarse una vez más. Los que van por el récord.

La legislatura bonaerense aprobó ayer la ley 14.836, que prohibía que los intendentes puedan permanecer en el cargo por más de dos períodos consecutivos. De esta forma, más de 90 jefes comunales podrán volver a presentarse en 2023 para un nuevo mandato.

La nueva norma establece que quienes fueron elegidos en 2017, 2019 o 2021 para los cargos de intendente, concejal, consejero escolar, diputado o senador serán considerados como el primer período. Incluso aunque estén en su séptimo período. La norma fue acompañada por las mayorías del Frente de Todos y de Juntos por el Cambio, aunque sectores identificados con Sergio Massa y María Eugenia Vidal se opusieron.

La amargura de María Eugenia Vidal por la reelección 'indefinida' de intendentes en la provincia de Buenos Aires

Reelección indefinida de intendentes: la autocrítica de Sergio Massa ante la resistida ley

Los históricos

Algunos intendentes del conurbano bonaerense fueron beneficiados por la nueva ley. Son aquellos que ejercen el cargo desde 2015 o con anterioridad.

El récord lo tiene Alberto Descalzo, intendente de Ituzaingó desde 1995. Su municipio no conoce otro apellido en el cargo, ya que ese año se creó tras escindirse de Morón. Si es electo en 2023, Descalzo podrá completar 32 años consecutivos al frente del ejecutivo local.

Similar es el caso de Alejandro Granados, intendente de Ezeiza desde su creación en 1995. Tuvo un período de licencia entre 2013 y 2015, cuando fue ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires. También podrá ser electo por octava vez consecutiva.

Gustavo Posse cuenta con un período menos en San Isidro, ya que asumió en 1999 en reemplazo de su padre Melchor, quien había tenido otros seis mandatos.

Mario Ishii también asumió en 1999 en José C. Paz, pero tuvo un período alejado del cargo, entre 2011 y 2015.

En Esteban Echeverría es intendente Fernando Grey desde 2007, y también está habilitado a volver a presentarse en 2023.

Julio Zamora es jefe comunal de Tigre desde 2013 -había sido interino entre 2008 y 2009 también-.

Los casos anteriores son todos del peronismo, con excepción del radical Posse. Pero hay dos intendentes del PRO que asumieron en 2015 y que también fueron beneficiados por la ley de ayer. Uno es Néstor Grindetti en Lanús y el otro es Diego Valenzuela en Tres de Febrero.

Los que buscaron una salida

Un grupo de intendentes que ejercían desde 2015 o antes habían tomado licencia de sus municipios con la esperanza de un hueco legal. Algunos planteaban que si antes del 10 de diciembre de 2021 dejaban el cargo podían volver en 2023. Todos ellos estarán habilitados de cualquier modo.

Algunos son ministros del gabinete nacional. Como Jorge Ferraresi, a cargo de la cartera de Desarrollo Territorial desde 2020 y de licencia en Avellaneda, donde era intendente desde 2009.

Gabriel Katopodis fue intendente de San Martín desde 2011 hasta 2019. Si bien había sido electo para seguir en el cargo, se tomó licencia para asumir como ministro de Obras Públicas en 2019, con la llegada de Alberto Fernández a la Casa Rosada.

En Hurlingham, Juan Zabaleta ejerció como intendente entre 2015 y 2021, para tomar la cartera nacional de Desarrollo Social.

Otros intendentes dejaron sus cargos para asumir cargos bonaerenses. Como Mariano Cascallares, que era intendente de Almirante Brown desde 2015 y es diputado provincial. O Martín Insaurralde, actual jefe de Gabinete de la provincia, intendente de Lomas de Zamora desde 2009 (en 2014 fue diputado provincial durante un año).

Similar es el caso de Leonardo Nardini, actual ministro de Infraestructura bonaerense, que era intendente de Malvinas Argentinas desde 2015.

En Merlo, Gustavo Menéndez pidió licencia hace unas semanas el cargo que ejercía desde 2015, aunque no asumió otro por el momento.

Nuevamente, la mayoría de los casos pertenecen al Frente de Todos, que cuenta con más intendentes. Pero también hay uno de Juntos por el Cambio. Jorge Macri dejó la intendencia de Vicente López, que ejercía desde 2011, para asumir como ministro de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires.

Los que estaban habilitados

Finalmente, el último grupo de intendentes es el que no se vio afectado por la nueva ley, ya que no tienen períodos consecutivos a cuestas. Igualmente, no todos son "nuevitos".

Como Juan José Mussi, que hace más de tres décadas había sido elegido en Berazategui. En total ejerció desde 1987 hasta 1994, de 2003 a 2010 y desde 2019.

Otro histórico pero con cierta alternancia es Fernando Espinoza, al frente de La Matanza entre 2005 y 2015 y desde 2019. Parecido al caso de Lucas Ghi en Morón, intendente entre 2009 y 2015 y desde 2019.

Hay dos que completaron mandatos anteriores y fueron electos en 2019. Uno es Andrés Watson, intendente de Florencio Varela desde 2017. El otro es Jaime Méndez, al frente de San Miguel desde 2016.

Finalmente, los únicos tres que asumieron en 2019 y nunca habían estado en el cargo: Juan Andreotti en San Fernando, Mayra Mendoza en Quilmes y Mariel Fernández en Moreno.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios